La batalla aérea de Dunkerque

Estrategia y tácticas de combate

Moderadores: José Luis, Francis Currey

Responder
Avatar de Usuario
Pierre Le Gloan
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 2611
Registrado: Dom Feb 20, 2011 8:08 pm

La batalla aérea de Dunkerque

Mensaje por Pierre Le Gloan » Jue Feb 28, 2019 2:12 pm

Bonjour,

El presente hilo es una traducción y adaptación personales del artículo publicado por Patrick Ehrhart en la revista “Histoire de Guerre” de julio-agosto de 2004 titulado “La bataille aérienne de Dunkerque”.
Comienzo con la traducción

26 de mayo al 4 de junio de 1940, la Royal Air Force contra la Luftwaffe, preludio de la Batalla de Inglaterra.

El 28 de mayo de 1940, Alan C. Deere, un piloto neozelandés del 54 escuadrón de la RAF ataca un Dornier 17 que sobrevuela las playas situadas al norte de Dunkerque. Su Spitfire está gravemente tocado por los disparos defensivos del adversario que obligan al piloto a hacer un aterrizaje forzoso. Este consigue embarcar a bordo de un destructor que se prepara para alcanzar Gran Bretaña cuando el piloto de la RAF alcanza su lugar en la cámara de oficiales es interpelado por oficiales del Ejército de Tierra británico que le preguntan que “¿Qué ha hecho la RAF para salvarnos del cerco? (conviene precisar que Alan C. Deere será acreditado, desde el día 23 al 29 de mayo, con tres victorias aéreas sobre Bf 109 , así como otras tres obtenidas sobre Bf 110. Esto le valdrá el 12 de junio de 1940 la imposición de la DFC (Distinguished Flying Cross) por el rey Jorge VI en el aeródromo de Hornchurch). La misma recriminación les sucederá a otros miembros del personal de vuelo de la RAF que vieron amargamente que se les reprochase la ausencia de la RAF sobre el campo de batalla para dificultar los ataques de una Luftwaffe omnipresente. Estas recriminaciones recuerdan a las que fueron lanzadas contra el Ejército del Aire francés pretendidamente “ausente del cielo de Francia” en mayo y junio de 1940.

Imagen
El rey Jorge VI condecora a Deere con la"Cruz de Vuelo Distinguido" el 27 de junio de 1940.
Fuente: https://en.wikipedia.org/wiki/Alan_Christopher_Deere

Así en una parte y en otra del Canal de la Mancha se encuentran las acusaciones exageradas para intentar explicar el desastroso desarrollo de las de los acontecimientos de Mayo y Junio de 1940. La realidad es otra, puesto que del mismo modo que el Ejército del Aire francés, la RAF estuvo activamente presente en el cielo de Francia proporcionando un esfuerzo considerable para intentar remediar una situación desesperada. El papel de la RAF durante la campaña de Francia es, a menudo subestimado. Para situar los hechos en su justo valor sería bueno integrar la acción de la RAF en el balance global de la campaña de Francia, sobre todo desde el punto de vista del mito de las mil victorias alcanzadas por el Ejército del Aire francés. El capítulo aéreo de la cuestión de Dunkerque es uno de los ejemplos típicos de esta necesaria rehabilitación de la verdad histórica. Aunque fuerzas importantes compuestas por británicos franceses y belgas habían sido cercadas, el aspecto aéreo del asunto Dunkerque se resumirá en una lucha entre la Luftwaffe y la RAF, combates en los cuales el Ejército del Aire francés no tendrá sino una actuación muy limitada. Esto es lo que explica la originalidad de esta batalla aérea que es el preludio de la Batalla de Inglaterra.

El 8 de abril de 1904 Francia y Gran Bretaña acuerdan un pacto de Entente Cordial destinado a normalizar sus relaciones, este acuerdo abre la vía a una cooperación diplomática y militar cuyos efectos se manifiestan durante la Primera Guerra Mundial con la llegada de tropas británicas al suelo francés. Al final de los años 30 el aumento de la amenaza nazi vuelve a poner de actualidad la “Entente cordiale” y esta se traduce en la presencia de un cuerpo expedicionario británico la BEF (British Expeditionary Force) llegada en septiembre de 1939 para combatir junto al ejército francés. Para apoyar este ejército británico se desplaza un componente aéreo la British Air Forces in France (BAFF) que comprende dos subgrupos: por una parte la Advanced Air Strike Force inicialmente constituida por 10 escuadrones equipados con Fairey Battle y por otro lado BEF Air Component compuesta por unidades de caza, de bombardeo y observación. El 10 de mayo de 1940, de los 1873 aparatos de combate de primera línea de los que dispone la Royal Air Force 416 están estacionados sobre suelo francés.

Comprometida en la maniobra Dyle a partir del 10 de mayo de 1940, el futuro de la BEF está ligado al de las otras unidades francesas y belgas que participan en esta desgraciada operación que va a terminar con su cerco efectivo a partir del 21 de mayo de 1940. Ante el giro desastroso de los acontecimientos la hipótesis de reembarque de la BEF se impone rápidamente en las altas esferas militares de Su Majestad. Desde el 19 de mayo de 1940 el general Gort, comandante de la BEF, sugiere a sus superiores el comienzo de una evacuación de sus fuerzas por vía marítima. Sin dilación, se toman las disposiciones necesarias para asegurar una retirada ordenada hacia el sector costero del canal de la Mancha, al mismo tiempo que se prosigue el combate, como fue el caso de la acción de los alrededores de Arrás.

Fuente: traducción y adaptación personales del artículo publicado por Patrick Ehrhart en la revista “Histoire de Guerre” de julio-agosto de 2004 titulado “La bataille aérienne de Dunkerque”. Perdón por los errores involuntarios de traducción

Proseguiré en otro momento.

À bientôt




Avatar de Usuario
Pierre Le Gloan
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 2611
Registrado: Dom Feb 20, 2011 8:08 pm

Re: La batalla aérea de Dunkerque

Mensaje por Pierre Le Gloan » Vie Mar 01, 2019 9:05 pm

Bonjour,

Prosigo con el relato.

La operación "Dynamo"

El 20 de mayo de 1940 el vicealmirante Ramsey impulsa una reflexión sobre este asunto en la profundidad de su cuartel general en Dover. La pequeña historia quiere que estos trabajos Estado Mayor se desarrollen en una habitación en la que se encontraba un generador eléctrico de ahí el nombre de Dinamo para designar la operación en curso de elaboración. Se trata de un plan de urgencia destinado a evacuar en unos días, importantes fuerzas terrestres por el canal saliendo de los puertos del Canal, los de Boulogne, Calais y Dunkerque. A primera vista esta idea parecía imposible de realizar tanto más que durante los días siguientes, los puertos de Boulogne y Calais caen en manos del enemigo y solo el puerto de Dunkerque se mantiene todavía disponible. Al cabo de los días el cerco se cierra inesperadamente hasta tal punto que la situación se convierte en desesperada. Es entonces el 24 de mayo de 1940 cuando Hitler impone la orden de detenerse a sus fuerzas blindadas, aun cuando estas tenían al enemigo en el punto de mira. En este mismo momento renace la esperanza de un posible salvamento de las tropas británicas.

Imagennearest chase bank atm to me
Los Ju 87 del VIII. Fliegerkorps formaron la fuerza de ataque de la Luftwaffe durante la campaña relámpago. En Dunkerque. además de la precisión de tiro, los Stukas serán el principal peligro venido del cielo.
Fuente: https://steamcommunity.com/sharedfiles/ ... =786750487

Con la supresión de la orden de detención, las tropas alemanas reemprenden su avance el 26 de mayo de 1940. A partir de entonces la situación se convierte inquietante en cuanto al futuro de la BEF. El mismo día el gobierno británico se une a la opinión del general Gort y le hace llegar un telegrama que no comporta ninguna ambigüedad: “Únicamente le queda una sola posibilidad: la mar. Todas las playas y todos los puertos al este de Gravelinas servirán al reembarque de sus tropas. La Marina proporcionará los navíos y las embarcaciones necesarias. La aviación cubrirá totalmente la operación”. Este último punto es de importancia, pues hasta entonces se trataba esencialmente de una operación de naturaleza marítima y terrestre. Como la RAF presente en Francia se encuentra prácticamente fuera de juego sus medios puesto que han sido laminados por la Luftwaffe, la solución solo puede de las unidades acantonadas en las Islas Británicas. ¿Cuál iba a ser la posición de la RAF respecto a la respuesta a una petición de cobertura total de la operación “Dynamo” lanzada al atardecer del 26 de mayo de 1940? La controversia que se va a desarrollar sobre el papel jugado por la RAF es la consecuencia de ello. El problema que se plantea a los responsables del Fighter command concierne a la utilización de elementos aéreos normalmente reservados para la defensa de las Islas Británicas. La lejanía geográfica de la bolsa de Dunkerque complica la tarea y solo permite la presencia de una patrulla de caza británica por una duración limitada a una cuarentena de minutos sobre la zona de Dunkerque, lo que implica una multiplicación exagerada de las misiones si se desea obtener una presencia continuada. Por el contrario, la relativa concentración de la zona a proteger permite también a la Royal Air Force llevar a cabo una doctrina de empleo más coherente.

Fuente: traducción y adaptación personales del artículo publicado por Patrick Ehrhart en la revista “Histoire de Guerre” de julio-agosto de 2004 titulado “La bataille aérienne de Dunkerque”. Perdón por los errores involuntarios de traducción

Seguiré en otro momento.

À bientôt


Avatar de Usuario
Pierre Le Gloan
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 2611
Registrado: Dom Feb 20, 2011 8:08 pm

Re: La batalla aérea de Dunkerque

Mensaje por Pierre Le Gloan » Lun Mar 04, 2019 9:43 pm

Bonsoir,

Prosigo con el relato

El retorno a las fuentes

Partiendo de la experiencia adquirida durante la Primera Guerra Mundial la RAF elaboró una doctrina de empleo de la caza basada sobre su actuación autónoma bajo la forma de un paraguas defensivo global destinado a asegurar una parte del frente. En estas condiciones la protección próxima de los bombarderos no es necesaria. Sin embargo desde el 10 de mayo de 1940 es lo contrario de lo que se practica sobre Francia. Y tiene por consecuencia una petición creciente de una caza de escolta que con solamente los medios aéreos destacados en Francia no están en el medida de satisfacer. De ahí la necesidad de aprovechar las unidades de caza normalmente destinadas a la defensa aérea del territorio. La Luftwaffe ha comprendido muy bien el error y ataca prioritariamente a los bombarderos rechazando la confrontación directa con la caza británica. El caso del 17 de mayo de 1940 es un ejemplo típico de esto. Aquel día se pide al No 82 Squadron que debe de ir a bombardear las columnas alemanas que circulan en el sector de Gembloux. Se destaca una protección de cazas directamente sobre el objetivo pero los Blenheim son interceptados en su ruta lo que se traduce en la pérdida de 11 bombarderos de los 12 enviados. Para limitar las pérdidas, la protección cercana se convierte en una obligación. Este es el dilema que se plantea el Fighter command, al cual se le pide aún más.

Imagenforensic anthropology job outlook
Bristol Blenheim MK IV mayo de 1940
Fuente: http://www.waroverholland.nl/index.php? ... o&pid=3934

La reducción del sector de las operaciones sobre la bolsa de Dunkerque va a mitigar la carga del Fighter command ya que esta zona entra dentro del radio de acción de la caza basada en Gran Bretaña. Esto le va a permitir volver a la doctrina tradicional de defensa de zona asegurando así la protección de los bombarderos que operan en suelo francés. Los efectos benéficos de tal evolución de la batalla aérea se hacen sentir a partir del 22 de mayo de 1940 con un volumen de 200 salidas aéreas de la caza británica basada en Gran Bretaña. El 24 de mayo de 1940 el jefe del Estado Mayor del OKH, el general Halder, revela un cambio notable: “Por primera vez, el general Kleist constata una superioridad aérea del enemigo sobre su sector (Boulogne-Calais). Y el mismo día, el XIX Armee Korps hace la misma observación: “La resistencia de la caza es tal que es prácticamente imposible de proceder a realizar reconocimientos aéreos”. Sin que sea citado directamente, este adversario es la RAF falta saber cuáles son el volumen y la naturaleza de los medios que el Fighter command está dispuesto a enviar a la batalla para asegurar la seguridad de la BEF. La cuestión se plantea sobre todo para los escuadrones de caza equipados con los nuevos Spitfire.


Fuente: traducción y adaptación personales del artículo publicado por Patrick Ehrhart en la revista “Histoire de Guerre” de julio-agosto de 2004 titulado “La bataille aérienne de Dunkerque”. Perdón por los errores involuntarios de traducción

Seguiré en otro momento.

À bientôt

Avatar de Usuario
Pierre Le Gloan
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 2611
Registrado: Dom Feb 20, 2011 8:08 pm

Re: La batalla aérea de Dunkerque

Mensaje por Pierre Le Gloan » Mié Mar 06, 2019 8:30 pm

Bonsoir,

Sigo con la traducción del artículo.

Una acción defensiva global

Contrariamente a una idea generalmente extendida, para la RAF la operación “Dynamo” no solamente se resume en un “trabajo” de los cazas, muy al contrario, se trata para ella de un vasto conjunto defensivo que recurre a todos sus componentes. En efecto, la caza va a soportar la mayor carga de trabajo al tomar la responsabilidad de la adquisición y del mantenimiento de la superioridad aérea, que va a permitir a los otros elementos aéreos operar con seguridad sobre el sector de Dunkerque. La continuidad de las misiones de reconocimiento aéreo va a ser primordial para seguir el avance alemán y localizar sus posiciones. La aviación de bombardeo va, por su parte, llevar a cabo la acción de hostigamiento de las tropas alemanas y de destruir las baterías de artillería que disparan sobre las playas. El Coastal commnad va a asegurar la protección del tráfico marítimo sobre todo manteniendo a distancia a los submarinos alemanes, así como a las lanchas torpedera. Medios aéreos del Fleet Air Arm van, de igual modo, a contribuir al enlace con los del Coast command.

Estamos, pues, ante una acción aérea combinada cuya coordinación está confiada al vice Marshal del aire C.B.H. Blount, comandante de la BEF Air Component que acaba de desplazar su puesto de mando en Gran Bretaña en Hawkinge. La tarea de este oficial general se revela ardua, pues él debe arreglárselas con los medios a bordo, sobre todo cuando se trata de tener informaciones precisas sobre lo que pasa realmente en y alrededor de la bolsa de Dunkerque. Ante la total desorganización de las tropas en tierra a la espera de un reembarque, es necesario organizar una red autónoma de información, esencialmente basada sobre la multiplicación de los reconocimientos aéreos, sobre las observaciones hechas por las tripulaciones de la RAF que sobrevuelan la zona y sobre las escuchas de radio hechas por una estación de intercepción situada directamente en Hawkinge. Estos informes están completados por las informaciones recibidas por el War Office después de la decodificación de los mensajes encriptados de los alemanes. Existe, igualmente, una unidad de reconocimiento terrestre común RAF- Ejército de Tierra en la bolsa de Dunkerque y proporcionará importantes informaciones sobre la situación en tierra, pero dejará de funcionar a partir del 27 de mayo de 1940.

Imagenfallout 3 recommended mods
Caza Boulton-Paul Defiant en combate sobre el canal de La Mancha.Estos aparatos intervinieron por primera vez sobre la bolsa de Dunkerque, los Boulton Paul Defiant del 264 Squadron sorprendieron a sus enemigos. Por poco tiempo, estos aparatos serán retirados rápidamente de las misiones diurnas.
Fuente: http://www.rollmodels.net/nreviews/airp ... efiant.php

Además teniendo en cuenta la falta de personal, este Estado Mayor improvisado depende totalmente de la buena voluntad de los jefes de los grandes mandos de la RAF. En todas estas acciones la Royal Air Force puede aprovecharse indirectamente de la asistencia de la red de vigilancia de radar organizada a lo largo del litoral británico que segura una cobertura por encima del Canal vigilando las formaciones aéreas enemigas que evolucionan a una altitud media, sobre todo encima de Holanda. Diariamente se realizan una veintena de reconocimientos aéreos sobre la bolsa de Dunkerque y en sus proximidades. La intervención del Bomber command, ya fuertemente castigado por la campaña en curso, va a comportar el envío de una cincuentena de Blenheim diarios, mientras que por la noche los bombarderos pesados van a ocuparse de los nudos de carreteras que convergen hacia la bolsa. Además los elementos aéreos de la AASF replegados al sur del Somme van a participar en acciones de hostigamiento del tráfico terrestre enemigo.

La aportación del Ejército del Aire francés va a mantenerse muy débil pues está ocupado en batirse más al sur. Todo ese trabajo defensivo que va a realizarse en profundidad lejos de las playas pasará casi desapercibido para las tropas cercadas en Dunkerque. Sin embargo, en algunas ocasiones estas últimas podrán darse cuenta de la realidad del trabajo de la RAF. Es el caso, entre otros, de lo sucedido en la tarde del 31 de mayo de 1940 mientras que la 12 Brigada de Infantería está sometida a un violento ataque enemigo en el sector de Nieuport. Cuando los alemanes se aprestan a tomar las defensas británicas por una acción de flanqueo, los bombarderos de la RAF llegan a tiempo para atacar la carretera, frenando en seco el avance enemigo. Otro aspecto de la acción de la Royal Air Force consistirá en destruir las baterías de artillería alemanas que mantienen las playas bajo su fuego. Todas estas intervenciones de la RAF van a tener sus consecuencias en su confrontación directa con la Luftwaffe cuyas intenciones son evidentes: impedir por todos los medios el reembarque de las tropas cercadas. No obstante no más que la RAF la Luftwaffe no está preparada para tal tipo de misiones, y debe actuar con los medios de que dispone sin, no obstante, perder de vista sus otras misiones de apoyo de las tropas de tierra alemanas.


Fuente: traducción y adaptación personales del artículo publicado por Patrick Ehrhart en la revista “Histoire de Guerre” de julio-agosto de 2004 titulado “La bataille aérienne de Dunkerque”. Perdón por los errores involuntarios de traducción

Seguiré en otro momento.

À bientôt

Avatar de Usuario
Pierre Le Gloan
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 2611
Registrado: Dom Feb 20, 2011 8:08 pm

Re: La batalla aérea de Dunkerque

Mensaje por Pierre Le Gloan » Vie Mar 08, 2019 8:14 pm

Bonjour,

El mito de una Luftwaffe vencedora

Se asocia muy a menudo la orden de detención dada el 24 de mayo de 1940 por Hitler a la promesa hecha la víspera por el mariscal del aire Goering de que la Luftwaffe impediría por si sola toda tentativa de reembarque de las tropas británicas. Esta visión de los acontecimientos parece demasiado reduccionista. Si al parecer Hitler dio luz verde a Goering para la intervención masiva de sus aviones sobre Dunkerque para favorecer, en la victoria final, a la más nazi de las tres armas, el origen de la orden de detención no es ese.

Es en realidad el Generaloberst von Rundstedt, comandante del Heeresgruppe A, quien sintió la necesidad de reagrupar y de reorganizar su dispositivo, seriamente quebrantado por el ataque de los carros ingleses de la Frankforce, el 21, al sur de Arrás. Para conseguir esto, de acuerdo con el general von Kluge, comandante de la 4. Armee reagrupa en este momento todas las unidades de Panzer, ordena la detención de los Panzer-Gruppen Hoth y Kleist que genera un conflicto con el OKH partidario, por su parte, de la continuación del avance sin descanso. El 24 de mayo en el curso de una visita al cuartel general de Von Rundstedt, Hitler confirma orden que se convertirá que en un indiscutible “Führer Haltbefhl”.

Sin embargo, la entrada en escena de la Luftwaffe no fue inmediata. En efecto, desde el 24 de mayo de 1940 se habría podido alcanzar una concentración de los medios ofensivos de la Luftwaffe en el sector de Dunkerque donde comenzaba a reagruparse la BEF, pero este no fue el caso. Desde el 24 al 26 de mayo de 1940, la Luftwaffe prosiguió normalmente con su tarea de apoyo a las fuerzas de tierra alemanas según el plan inicial, sobre todo en la toma de los puertos de Boulogne y de Calais al sur, y para la neutralización del ejército belga más al norte. El reinicio del avance de las tropas terrestres alemanas fue ordenado el 26 de mayo de 1940 cuándo incluso la Luftwaffe no estaba todavía verdaderamente dedicada al sector de Dunkerque. No hay pues relación directa de causalidad entre la orden de detención y la promesa hecha por Goering al Führer. Esto debe adjudicarse en el haber de las fantasías de las que el Feldmarshall era tan aficionado. No es más que a partir del 27 de mayo que la Luftwaffe alcanza realmente el sector de Dunquerque. Las órdenes en este sentido se dieron a todas las unidades de combate de la Luftwaffe, comenzando por sus grupos de bombardeo horizontal o en picado. Pero, del mismo modo que la RAF, la cuestión que se plantea es ver si la Luftwaffe estará en condiciones de apoyar un esfuerzo máximo durante varios días.

Imagen
Caza británico Spitfire en una playa cercana a Dunkerque
Fuente: http://spitfiresite.com/2010/06/battle- ... nkirk.html

Después de haber combatido de un modo intensivo durante dos semanas, como observa en sus memorias, para el general Kesselring comandante de la 2.Luftflotte, la Luftwaffe habría necesitado una pausa con el fin de reconstituir sus fuerzas. En efecto, alguna de sus escuadras de combate solo tienen una disponibilidad del 50% de aeronaves en relación a la dotación teórica. Además el avance extremadamente rápido de las fuerzas terrestres tiene por consecuencia provocar un importante distanciamiento geográfico para las unidades alemanas de bombardeo horizontal entre sus bases de salida situadas detrás de la frontera en tiempo de paz y la zona de operaciones. Entre otras dos grupos de la KG 51, escuadra de bombardeo, están todavía basados en Baviera. Solo la KG 30 está situada en Holanda, mientras que los grupos de caza más móviles se encuentran estacionados en Bélgica. Concentrado en el sector Cambrai-San Quintín-Guisa el VIII Fliegerkorps el más cercano de Dunkerque, después trasladará a uno de sus componentes sobre el aeródromo de Saint Omer. En ausencia de la logística terrestre y el avituallamiento de los elementos aéreos avanzados debe hacerse por vía aérea y esto plantea enormes dificultades, pues el ataque a Holanda causó una profunda sangría en las filas de los transportes Ju 52.

Hay otro factor de importancia a tener en cuenta. Mientras que las operaciones de embarque se desarrollan tanto de día como de noche, toda la fuerza de ataque aérea alemana solamente se utiliza de día para poder tener la esperanza de alcanzar blancos de tamaño reducido, sobre todo, barcos en movimiento. Sin embargo en el pasado la Luftwaffe tuvo que combatir objetivos de esta clase, sin que se hubieran sacado conclusiones sobre el plan táctico al respecto. Durante la guerra de España la Legión Cóndor no tuvo la capacidad de impedir el avituallamiento de las fuerzas republicanas que afluía por el puerto de Barcelona. Más tarde en Noruega, el avituallamiento por vía marítima de las fuerzas aliadas no pudo ser impedido por la Luftwaffe. Esta vez en Dunkerque ya no se trata de una operación de avituallamiento, sino de un repliegue por vía marítima, lo que es algo parecido, con sin embargo, una diferencia notable: hay que tener en cuenta a la caza británica. Otro elemento va a tener su importancia: la meteorología, que va a molestar entorpecer considerablemente la acción de la Luftwaffe durante cuatro de los nueve días que durará la operación “Dynamo”.

Fuente: traducción y adaptación personales del artículo publicado por Patrick Ehrhart en la revista “Histoire de Guerre” de julio-agosto de 2004 titulado “La bataille aérienne de Dunkerque”. Perdón por los errores involuntarios de traducción

Seguiré en otro momento.

À bientôt

Avatar de Usuario
Firebrand
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 4262
Registrado: Vie Nov 09, 2012 8:16 pm
Ubicación: RNAS Ford, 827 Sqn, Fleet Air Arm
Contactar:

Re: La batalla aérea de Dunkerque

Mensaje por Firebrand » Mar Mar 12, 2019 12:46 am

Interesantísimo artículo, gracias por traducirlo y compartirlo!
Imagen
Group Captain Firebrand
827 Sqn, Fleet Air Arm

Avatar de Usuario
Pierre Le Gloan
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 2611
Registrado: Dom Feb 20, 2011 8:08 pm

Re: La batalla aérea de Dunkerque

Mensaje por Pierre Le Gloan » Mié Mar 13, 2019 3:37 pm

Bonjour,
Firebrand escribió:
Mar Mar 12, 2019 12:46 am
Interesantísimo artículo, gracias por traducirlo y compartirlo!
Merci, mon ami.

Prosigo con el artículo.

Hay que dar ejemplo con Dunkerque


La historia de la Luftwaffe está salpicada de pruebas de fuerza destinadas a demostrar su potencia, es además esta, una de las finalidades del arma aérea alemana: buscar la intimidación del adversario por acciones violentas y espectaculares. Desde Guernica a Coventry, pasando por Varsovia o Rotterdam encontramos esta voluntad política de hacer “reflexionar” a un adversario juzgado como vacilante. La prueba de la incapacidad militar francesa se mostró claramente durante por la campaña relámpago llevada a cabo desde el 10 de mayo de 1940. Los responsables nazis contemplan en el presente ya el porvenir de las relaciones políticas y militares con Gran Bretaña. El hecho de tener al alcance de la mano a su cuerpo de batalla es una ocasión única para conseguir doblegar al león británico.

Dentro de un tal contexto los fines de la Luftwaffe no plantean ninguna duda, incluso si la promesa hecha a Hitler por su jefe el Feldmarschall Goering parece exagerada, la misión asignada parece posible a todos los altos responsables de la Luftwaffe. El jefe del Estado Mayor de la Luftwaffe el joven general Jeschonnek, considera que los aviadores alemanes y que son perfectamente capaces de a realizar la tarea que les ha sido encomendada. El 26 de mayo el secretario de Estado de la aviación el General Milch visita al general Kleist con el fin de exponer el trabajo que va a realizar la Luftwaffe durante los días siguientes. Su discurso es muy claro, más allá de su aspecto material, esta operación quiere ser una demostración de fuerza con el fin “ de enseñar a los ingleses qué es lo que pasa cuando una ciudad es fuertemente bombardeada. Esta operación también está prevista como una advertencia por el bombardeo enemigo de Bonn”. Hay que subrayar que en el pasaje únicamente se hace mención a la ciudad de Dunkerque, prueba de la inadaptación de la Luftwaffe para con su futuro objetivo. Para el General Milch es la ocasión de conseguir que la fuerza aérea alemana haga lo quiso hacer en Boulogne y después en Calais, pero el rápido avance del Armee Korps motorizado de Guderian no le permitió. Pero en estas dos ciudades no hubo operaciones de embarque de un volumen comparable a lo que va a pasar en Dunkerque. Boulogne y Calais eran objetivos conformes a la doctrina de empleo de la Luftwaffe que era encargada de apoyar el avance de las tropas terrestres. Sin embargo, le General Milch habría debido a meditar sobre las pérdidas sufridas sobre el sector de Boulogne-Calais a causa el endurecimiento defensivo de la RAF y de la aparición, cada vez más frecuente, en el cielo del norte de Francia de los cazas británicos Spitfire.

Preludio sobre Boulogne y Calais

A partir del 23 de mayo de 1940 la presencia de los escuadrones de la RAF equipados con Spitfire se hace cada vez más presente sobre las costas del Canal de la Mancha esta es la primera ocasión de enfrentamientos con la Luftwaffe. Así el Nº 82 Squadron se enfrenta en la mañana del 23 de mayo a una formación de seis Bf 109 del I/JG 27 Jagdgeswader (escuadra de caza diurna) que patrullan entre Calais y Dunkerque y reivindica seis victorias contra la pérdida de un único Spitfire. Al día siguiente la misma unidad se enfrenta una gran formación de 30 a 40 Bf 110 después en reclama la atribución de 17 victorias contra la pérdida de 3 de los suyos. Ciertamente el número de estas victorias es ampliamente sobreestimado por los pilotos de la RAF pero demuestra el valor del Spitfire frente a los cazas alemanes que acaban de encontrar un adversario capaz de responder a su superioridad.


Imagen
El Supermarine Spitfire Mk1 P9374 vuelve a volar nuevamente después de ser restaurado.El Spitfire fue derribado en Calais en 1940
Fuente: https://www.alamy.es/foto-supermarine-s ... 96740.html

Durante tres días la conquista de los puertos de Boulogne y Calais acapara una gran parte de las capacidades ofensivas de la Luftwaffe sobre este sector del frente, renunciando a Dunkerque qué debería ser su objetivo prioritario. El 25 de mayo de 1940, todos los Ju 87 del VIII Fliegerkorps apoyan a las tropas terrestres. El StG2 asegura el apoyo directo de las unidades de la Werhmacht ocupadas en combates callejeros en el sector de Boulogne. Estos conocen, a su vez, a los Spitfire perdiendo 4 Ju 87, a pesar de una potente oposición de los cazas de escolta. Después de la caída de Boulogne el esfuerzo del VIII Fliegerkorps se concentra sobre el sector de Calais para apoyar el avance de la 10. Panzer division sometida al fuego directo de los buques de la Royal Navy que están enfrente de ellos. Al atardecer, una cuarentena de Ju 87 se encarga de atacar los buques de guerra británicos. Para la mayor parte de los pilotos alemanes de los Ju 87 esto es una novedad pues jamás se han enfrentado y atacado a este tipo de blancos en movimiento. El resultado no se hace esperar, ninguna bomba alcanza su objetivo. Por el contrario los Spitfire siembran el pánico en las filas de la Luftwaffe ocasionando la pérdida de cuatro Ju 87. Al día siguiente por la mañana el VIII Fliegerkorps realiza un esfuerzo máximo sobre Calais que vive las últimas horas de una resistencia heroica.

Aparte la amenaza creciente que la RAF hace pesar sobre la continuidad de las operaciones, la toma de los puertos de Boulogne y de Calais habría debido permitir a la Luftwaffe meditar sobre el modo en el cual ella podía “digerir” la bolsa de Dunkerque. Son posibles dos tipos de acciones. La primera está de acuerdo a su doctrina de empleo que había sido probada el hasta el momento, asegurando un apoyo directo a las fuerzas terrestres en su marcha hacia Dunkerque sin ocuparse de qué iba a pasar en las playas, limitándose a bloquear el puerto y sus accesos. La otra posibilidad, que es la que tiene el favor de los grandes jefes de la Luftwaffe, consiste en ejecutar un planteamiento autónomo llevando adelante todos los esfuerzos sobre la parte costera de la bolsa, que se está reduciendo, sin perjuicio de abandonar el apoyo directo de las tropas terrestres enfrentadas a una resistencia cada vez más encarnizada. Es esta última solución la que, por fin, es adoptada sin gran éxito puesto que la Luftwaffe se revelará incapaz de frenar el reembarque de las tropas aliadas.

Fuente: traducción y adaptación personales del artículo publicado por Patrick Ehrhart en la revista “Histoire de Guerre” de julio-agosto de 2004 titulado “La bataille aérienne de Dunkerque”. Perdón por los errores involuntarios de traducción

Seguiré en otro momento.

À bientôt

Avatar de Usuario
Pierre Le Gloan
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 2611
Registrado: Dom Feb 20, 2011 8:08 pm

Re: La batalla aérea de Dunkerque

Mensaje por Pierre Le Gloan » Jue Mar 14, 2019 7:51 pm

Bonjour,

Prosigo con la traducción.


El comienzo: El 27 de mayo de 1940


Para la Luftwaffe el primer objetivo consiste en destruir la ciudad de Dunkerque y sus instalaciones portuarias la 2.Luftflotte concentra sus esfuerzos sobre los puertos de Zeebrugge, de Ostende y de Nieuport actuando conjuntamente con la 3. Luftflotte para arrasar Dunkerque. El 27 de mayo, en esta última ciudad suena la alarma desde las 7 horas de la mañana con la llegada de la primera o la primera oleada de bombarderos formada por bombarderos He-111 y Ju-88 que pertenecen a los KG y KG 4. A su paso, los Ju 87 del VIII Fliegerkorps, por su parte, son lanzados a la batalla buscando atacar especialmente a los buques. La caza alemana cubre las acciones de bombardeo con enjambres de Bf 109 y Bf 110. Una segunda oleada de bombarderos horizontales He-111 de la KG 54 llega a continuación seguida de una nueva oleada de Do-17 Z de los KG 2 y KG 3. Se cuentan no menos de doce ataques aéreos alemanes de envergadura a lo largo de la jornada. Cada media hora una treintena de bombardeos alemanes se presentan sobre la ciudad y su puerto para reducirlo a escombros. Los grupos que han realizado una primera misión durante la mañana realizan una segunda durante la tarde. Más de 300 salidas de bombarderos y de 530 salidas de cazas son efectuadas por la Luftwaffe para “soltar” sobre el objetivo 15.000 bombas explosivas y 30.000 bombas incendiarias. Los resultados están a la altura de los medios empleados.

Durante este tiempo la RAF busca impedir que la Luftwaffe ataque la ciudad de Dunkerque. La RAF prefiere asegurar la cobertura de las operaciones de reembarque cuyo centro de gravedad se ha desplazado hacia el puerto exterior. Además al no estar informada de la caída de Calais en la mañana del 27 de mayo, el Fighter command lanzó sus patrullas de protección sobre el eje Calais-Dunkerque y solamente es al comienzo de la tarde, que aquella está en disposición de concentrar todos sus medios defensivos sobre el sector de Dunkerque. Durante toda la jornada 16 escuadrones de caza pertenecientes 11 Group son utilizados en la batalla en pequeños grupos del valor de un escuadrón, que representan 23 patrullas sucesivas. Varios de los escuadrones afectados efectúan dos misiones durante el mismo día, lo que da un total de 287 salidas aéreas de caza. Esta debilidad numérica de la caza británica explica que esta sea fácilmente dominada por la Luftwaffe que ataca con todos sus efectivos disponibles sobre el objetivo. Así es que 11 Spitfire del 74 Squadrón se oponen a más de 30 Do 17 Z y a su escolta de caza. En otro momento cuatro Hurricanes del 145 Squadron que creían enfrentarse a unos Do-17 se encuentran, a fin de cuentas, frente a más de 20 Bf 110. Una patrulla mixta de 20 Spitfire y Hurricanes de los 56 y 610 Squadrons que se habían lanzado a por un He 111 aislado son atacados a su vez por un enjambre de 30 a 40 Bf 110 . En estas condiciones no sorprendente que por parte británica las pérdidas sean sensibles: siete Spitfires y siete Hurricanes y además numerosos otros aparatos dañados. El 54 Squadron al que pertenece el as neozelandés Adam Deere termina la jornada con solamente seis Spitfire operacionales.

Imagen
"The Road to Dunkirk" por Nicolas Trudgian
Fuente:http://www.aviationarthangar.com/rotodubynitr.html

Los escuadrones británicos que sufren demasiadas pérdidas son inmediatamente retirados de primera línea para ser sustituidos por escuadrones de los 12 y 13 Grupos, estos son en total 32 escuadrones de caza que participan en la cobertura de Dunkerque. Recién llegados a los cielos de Francia los Boulton Paul Defiant del 264 squadron hacen una entrada notable en el combate, consiguiendo abatir varios aparatos enemigos. Fuertemente armado con una torreta dorsal cuádruple de ametralladoras, el Defiant es una sorpresa para los pilotos alemanes pero estos últimos toman rápidamente la medida a estos nuevos adversarios a los que diezman hasta su retirada de las operaciones diurnas.

Los Do 17 de los KG 2 y 3 son los que sufren las consecuencias de un primer enfrentamiento con la caza británica sufriendo importantes pérdidas. Solamente el III Gruppe de la KG 3 pierde la mitad de sus efectivos con seis aparatos derribados y varios otros inutilizables, fuertemente dañados. Las tripulaciones alemanas están muy impresionadas por la rabia demostrada por sus adversarios al entablar combate, una actitud que ellos no habían conocido hasta este día. Para él II Fliegerkorps el balance del día jornada es muy oneroso con la pérdida de doce Do 17 Z de la KG 3, de cuatro Do17 Z de la KG 2 , de tres He 111 de la KG 53 sin contar los numerosos aparatos más o menos gravemente averiados por los disparos del adversario. Pero lo más grave es la desaparición de 64 miembros de las tripulaciones de bombarderos. Tal tasa de pérdidas no puede ser soportable durante mucho tiempo. Este balance desastroso explica la retirada del sector de Dunkerque de la KG 2 que después de una jornada de reposo retomará sus acciones ofensivas en la región parisina. Sin embargo, en apariencia, la Luftwaffe puede presentar un balance positivo, la ciudad de Dunkerque está en llamas y sus instalaciones portuarias están inutilizadas.


Imagen
Dornier Do 17Z U5+CL - 3/KG2 Alcanzado el 27 de mayo de 1940 destruido al aterrizar en Trèves.
Fuente: Histoire de Guerre nº 49 Ilustración de Éric Schwartz

Al término de esta primera jornada el reembarque de las tropas británicas está gravemente contrariado ya que solamente un poco más de 7.600 hombres pudieron alcanzar Gran Bretaña cuándo, incluso, los mismos os estrategas británicos esperaban repatriar a más de 20.000 ese día. Este hecho es debido en gran parte al mérito de la Luftwaffe y los británicos se ven obligados a revisar sus planes resituando los puntos de embarque sobre el puerto exterior de Dunkerque y su espigón, así como en las playas. Todo esto es tan cierto, que del lado británico la maquinaria tuvo algunas dificultades para ponerse en marcha, debido a la falta de medios marítimos en número suficiente para llevar a cabo con éxito la operación.

Sin tener en cuenta los numerosos movimientos marítimos de salida de Dunkerque, al atardecer del 27 de mayo Goering anuncia orgullosamente al Fuhrer que “únicamente unos botes de pesca logran salir de Dunkerque” y añade “esperemos que los tommies sepan nadar bien”. No obstante, si desde un punto de vista ofensivo la Luftwaffe ha demostrado su eficacia, es necesario reconocer que en materia de información aérea su actuación es bastante mediocre. A pesar de los múltiples reconocimientos aéreos efectuados sobre el Canal de la Mancha desde hace varios días, nada de normal ha sido revelado que deje presagiar la puesta en marcha de la operación “Dynamo” esto explica que la Luftwaffe no haya procedido a efectuar ataques preventivos de los puertos británicos más involucrados en la operación “Dynamo” y esto, incluso , cuando la directiva de guerra número 13 había sido firmada el 24 de mayo de 1940 por Hitler y daba a la fuerza aérea alemana la posibilidad de intervenir directamente sobre las islas británicas en caso de necesidad.

Afortunadamente para las tropas cercadas en la bolsa de Dunkerque la suspensión de la orden de alto no significa la vuelta inmediata a un avance con un ritmo idéntico al de los días precedentes. Durante este tiempo los asediados han tenido tiempo de reforzar sus defensas y además se le pidió al grupo Kleist que no atacase directamente Dunkerque por el sur con el fin de dejar a la Luftwaffe libertad de acción. Por el sur las tropas alemanas están simplemente autorizadas avanzar hasta la distancia de Dunkerque de disparo de cañón, con la finalidad de someter a la ciudad a un fuego continuo de artillería. Una vez instaladas, algunas de estas baterías permanecerán mudas por falta de municiones. A continuación el avance alemán será frenado por la retirada progresiva de elementos blindados llamados a operar a partir del frente del Somme en el marco del "Plan rojo". Así pues, la Luftwaffe tiene ya carta blanca.

Fuente: traducción y adaptación personales del artículo publicado por Patrick Ehrhart en la revista “Histoire de Guerre” de julio-agosto de 2004 titulado “La bataille aérienne de Dunkerque”. Perdón por los errores involuntarios de traducción

Seguiré en otro momento.

À bientôt

Avatar de Usuario
Pierre Le Gloan
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 2611
Registrado: Dom Feb 20, 2011 8:08 pm

Re: La batalla aérea de Dunkerque

Mensaje por Pierre Le Gloan » Lun Mar 18, 2019 6:40 pm

Bonjour,

Prosigo con la traducción

El refuerzo defensivo: El 28 de mayo de 1940

Después de la desastrosa jornada de la víspera la RAF está puesta, por su jefe el mariscal del aire Cyril Newal ante su responsabilidad, insistiendo sobre la extrema gravedad de la situación. Se le pide a la Fuerza aérea un esfuerzo máximo. Se ordena un esfuerzo máximo. Se prescribe al Fighter command una protección continua de las playas de una profundidad de 3 millas, desde el amanecer a la caída de la noche. No obstante, subsistirán todavía agujeros en la continuidad de la defensa aérea aunque en contrapartida el número de las patrullas de caza será reducida a once. Del mismo modo, el número de cazas británicos presente sobre la zona será el doble en cada una de las intervenciones. Se realizarán así 321 salidas aéreas durante la jornada. El Coastal command está encargado de asegurar una vigilancia continua de las de las aproximaciones marítimas con la ayuda de patrullas de tres aparatos.

Mientras que Dunkerque debería haber sido el centro de las preocupaciones de la Luftwaffe se asiste a una dispersión de sus medios aéreos sobre el conjunto de la bolsa. Las dos flotas aéreas persiguen objetivos separados en función de las demandas requeridas por los dos grupos de ejércitos terrestres a los que ellas deben apoyar. Al norte la 2. Luftfflote apoya el Heersgruppe B que desea sobre todo explotar la rendición del ejército belga al cual está enfrentado. Así, esperaba beneficiarse del vacío dejado por los belgas en su avance se opone a una fuerte resistencia de la parte de los aliados que se han recuperado. La Luftwaffe pone toda la carne en el asador en la batalla atacando los puertos belgas, es un trabajo perdido pues Ostende no había sido designado como puerto de embarque del grueso de las tropas británicas.

Imagen
Messerschmidtt Bf109 E-3 2/JG 26- Fw Ernst Biegert. Derribado a consecuencia de un combate aéreo con un Spitfire el 28 de mayo de 1940.
Fuente: Revista Histoire de Guerre nº 49. Ilustración de Éric Schwartz

Por la tarde del 28 de mayo una vez que ha caído Ostende la 2. Luftflotte Plus se ensañará con el puerto de Nieuport buscando volver inutilizable la red de esclusas sobre el río Yser con el fin de impedir toda tentativa de inundaciones voluntariamente provocadas, que habrían podido bloquear las cercanías del norte de Dunkerque. En el sector de Dunkerque solamente operaba la 3. Luftflotte. Los cazas británicos debían deben enfrentarse a grupos de 150 aviones enemigos, estas acciones se saldan con la destrucción de siete buques. El mal tiempo, sobre todo, durante la tarde del 28 de mayo, impide al 8. Fliegerkorpsr intervenir y los enfrentamientos entre la RAF y la Luftwaffe son hacen cada vez más raros que la víspera. El descenso de nivel de la potencia aérea alemana es incontestable y como hace resaltar amargamente el general Von Bock: “Los ataques de la aviación no impiden a los británicos reembarcar “. Para estos últimos no solamente la Luftwaffe está considerada como la principal amenaza, sino el desorden que reina en las playas desde que se anunció que las playas iban a servir también como lugar de reembarque. A pesar de todo, más de 17.800 soldados británicos, es decir, 10.000 más que la víspera, embarcaron ese día para Gran Bretaña. De todos ellos, cerca de un tercio a partir de las playas.

Fuente: traducción y adaptación personales del artículo publicado por Patrick Ehrhart en la revista “Histoire de Guerre” de julio-agosto de 2004 titulado “La bataille aérienne de Dunkerque”. Perdón por los errores involuntarios de traducción

Seguiré en otro momento.


À bientôt

Avatar de Usuario
Pierre Le Gloan
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 2611
Registrado: Dom Feb 20, 2011 8:08 pm

Re: La batalla aérea de Dunkerque

Mensaje por Pierre Le Gloan » Mar Mar 19, 2019 1:45 pm

Bonjour,

Continúo con el artículo.

El cambio de tendencia: El 29 de mayo de 1940

El Air Vice-marshall Park que había protestado contra la obligación que le fue impuesta de asegurar una protección aérea continua en el sector de Dunkerque, se sale con la suya al ser autorizado a operar con menos patrullas, pero cada vez de efectivos más numerosos, con el objeto de poder contrarrestar la caza enemiga. Efectuando solamente nueve patrullas durante el día, el 11. Group está en condiciones de enviar cuatro escuadrones en cada salida. Así puede asegurar una protección más eficaz durante once horas de las 17 horas diurnas que cuenta la jornada. La protección acordada por la caza británica está concentrada en un radio de acción de 10 millas alrededor de Dunkerque. Los intervalos están cubiertos por pequeñas formaciones del Coastal command, que como la víspera asegura durante toda la jornada una vigilancia continua sobre el Canal de la Mancha. Estas misiones aunque pudiera parecer rutinarias no están exentas de peligro, puesto que al final de la mañana tres Anson son sorprendidos por la caza alemana y derribados.

Durante la mañana del 29 de mayo las malas condiciones meteorológicas obstaculizan la actividad de la Luftwaffe que no desea operar masivamente bajo la capa nubosa por temor a la artillería antiaérea, sobre todo la que está embarcada a bordo de los buques que están al borde de la playa. Solamente se efectúan ataques esporádicos por pequeños grupos de aviones enemigos. A partir del mediodía la capa nubosa comienza a disiparse y esto permite el retorno de la Luftwaffe sobre el cielo de Dunkerque.
Hacia las 14:45 el VIII Fliegerkorps se presenta con sus Ju 87, seguidos de otros cuatro ataques mayores efectuados por los bombarderos de las 2. y 3. Luftflotten, incluso los Ju-88 de la primera escuadra de entrenamiento son de la partida. En total , son más de 580 aparatos alemanes los que participan en el ataque.

Imagen
Contratorpedero francés Jaguar en Brest hacia el 20 de mayo de 1940

La RAF está en condiciones de responder a tres de estos cinco ataques, siendo no obstante, incapaz de molestarlos seriamente teniendo en cuenta la importancia de la protección de la caza enemiga. En el momento de la llegada de la primera oleada, el cielo de Dunkerque está vacío de todo caza británico. La primera patrulla todavía no había llegado a la zona y la Luftwaffe aprovecha esta calma relativa para efectuar algunos ataques mortales sobre los buques. En estos instantes doce buques están amarrados junto al muelle este para embarcar soldados, otros dos destructores franceses están arrumbados al muelle oeste y numerosos otros buques están anclados frente a la costa. Los alemanes no pueden soñar con un objetivo mejor. Entre los buques que esperan se encuentra el destructor francés “Jaguar” que, aunque gravemente dañado, conseguirá llegar a Dover a pesar de sufrir un nuevo ataque aéreo durante su travesía por el Canal. Los repetidos ataques se saldan con la destrucción de 8 navíos de los cuales tres son destructores. Mientras que otra docena, siete de ellos destructores, son más o menos seriamente dañados. Sin embargo, el tráfico marítimo no se ha frenado y entre los ataques alemanes, las operaciones de reembarque transcurren con un ritmo elevado.

Imagen
Restos de Jaguar encallado en la playa

Los adversarios se enfrentan mediante violentos combates aéreos que se saldan con un resultado a favor de la Luftwaffe de 16 a 14 aparatos derribados. Esto no es sorprendente si tenemos en cuenta la desproporción de las fuerzas aéreas en presencia, es difícil apreciar el papel defensivo jugado por la RAF al constatar que 47.310 hombres han sido evacuados, a pesar de todo, este día. Es decir, casi tres veces más que la víspera, de todos estos soldados los tres quintos lo fueron a partir del puerto exterior de Dunkerque. Por primera vez el almirante Ramsay expresa su satisfacción al estimar que la RAF “le ha dado una posibilidad de éxito” para el éxito de la operación de evacuación.

Fuente: traducción y adaptación personales del artículo publicado por Patrick Ehrhart en la revista “Histoire de Guerre” de julio-agosto de 2004 titulado “La bataille aérienne de Dunkerque”. Perdón por los errores involuntarios de traducción
Fuente imágenes: http://dkepaves.free.fr/html/jaguar.htm

Seguiré en otro momento.

À bientôt

Avatar de Usuario
Pierre Le Gloan
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 2611
Registrado: Dom Feb 20, 2011 8:08 pm

Re: La batalla aérea de Dunkerque

Mensaje por Pierre Le Gloan » Jue Mar 21, 2019 2:54 pm

Bonjour,

Prosigo con la traducción.

El día de “los barquitos”: El 30 de mayo de 1940

Una vez más el 30 de mayo el mal tiempo impide a la Luftwaffe proseguir sus acciones de hostigamiento. No obstante, la interceptación de un mensaje de radio enemigo hace saber a los ingleses que una fuerza de 300 bombarderos estaba preparada para caer sobre la bolsa de Dunkerque en cuanto el tiempo mejorase. Así ante el peligro de esta amenaza de la Luftwaffe, la RAF mantiene un dispositivo idéntico al de la víspera con nueve patrullas aéreas que comprenden de tres a cuatro Squadrons, lo que representa 265 salidas aéreas.

Imagenfallout vault tec experiments
Los ataques de la Luftwaffe contra la bolsa de Dunkerque. Situación el 30 de mayo de 1940.
Fuente: Histoire de Guerre nº 49

En última instancia, durante la tarde en lugar de un ataque masivo, la Luftwaffe se contenta con varios “raids” que no se revelan un gran obstáculo para las operaciones de reembarque. Estas últimas habían aumentado a una velocidad superior con la puesta en servicio de una multitud de pequeñas embarcaciones que operan sobre todo a partir de las playas. Esto explica que más de 53.800 hombres sean recuperados de este modo y de los cuales más de la mitad a partir de las playas partiendo de embarcaciones de fortuna. Al conocer esto, el alto mando alemán comienza a tomar consciencia de la importancia de la evacuación en curso que la Luftwaffe no está, obviamente, en condiciones de impedir.


Fuente: traducción y adaptación personales del artículo publicado por Patrick Ehrhart en la revista “Histoire de Guerre” de julio-agosto de 2004 titulado “La bataille aérienne de Dunkerque”. Perdón por los errores involuntarios de traducción.

Seguiré en otro momento.

À bientôt

Responder

Volver a “Temas generales”

TEST