Hitler en el diván

Cuestiones generales relativas a la Segunda Guerra Mundial

Moderador: Francis Currey

Avatar de Usuario
Shindler
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 2586
Registrado: Mar Dic 05, 2006 10:31 pm

Hitler en el diván

Mensaje por Shindler » Sab Ene 19, 2008 10:45 pm

Hola a todos, me gustaría en este topic realizar un intercambio de opiniones para ver las distintas maneras de pensar sobre qué patologías poseía Adolf Hitler, ¿Locura? ¿Psicosis? ¿Neurosis? ¿Fobias? o cualquier tipo de trastorno que diera la pista en algún punto de la historia del tipo de persona que sería en un futuro este personaje.

Permítanme empezar con un extracto del libro "Psicoanálisis de Adolf Hitler" de Roberto Merle y Raymond de Sassure;




>>>>Freud ha demostrado que las actitudes neuróticas del adulto son consecuencia de conflictos mal resueltos, o no reabsorbidos, durante la primera infancia. Aun cuando han desapareecido los personajes primitivos del drama, el individuo recrea situaciones análogas a las de su infancia y ello le permite vivir los sentimientos que reprimió en el pasado.
Si un niño no ha podido liquidar normalmente su odio, sus celos, su amor, o su curiosidad, se empeñará toda su vida, aunque no a sabiendas de su conciencia, en suscitar condiciones que le permitan revivir esa emoción. Descargar ese afecto (1) se le convierte en una necesidad psicológica. Para conocer bien esos conflictos de la infancia es precsiso someter al enfermo al psicoanálisis. Como no es posible proceder de ese modo con Hitler, nos vemos reducidos a las informaciones que nos ofrecen sus biógrafos o su Mein Kampf.

1 Se emplea aquí el término afecto para expresar un sentimiento que había sido más o menos reprimido y que emerge nuevamente no de la conciencia, sino de la subconsciencia del individuo.

Crisis Infantil

Adolfo, aún ingenuo, confesó su deseo de llegar a ser pintor. Un poco de comprensión habría permitido tal vez al guardia aduanero de Braunau orientar progresivamente a su hijo hacia otros centros de interés: pero su carácter arrebatado pudo más. Quería decidir la carrera de su hijo, y no toleraba que éste tuviera otra opinión. (manera de ser moralmente en la sociedad de època)

Contrariado en sus sueños más anhelados, Adolfo se indignó y se mostró resuelto a una oposición irreductible. Ese primer combate es grave. Fija definitivamente unos modos de reacción que veremos reaparecer en toda la existencia de Adolfo: tozudez y disimulo si se le resiste. Desde ese momento, algo se ha quebrado en él. No es ya el muchacho de agradable y fresca sonrisa, no tiene ya esa claridad que animaba su semblante. La vida lo ha golpeado ya en inumerables ocaciones. No será el alumno normal, ávido de saber, que ha sido hasta ahora. ¡Qué es lo que retiene ahora en la escuela? Ciertamente, sólo aquello de que podrá servirse contra su padre, como de un arma. Tiende el oído cuando habla ese viejo profesor Potsch, pangermanista convencido que enseña historia. Adolfo, que odia la escuela, tiene, en cambio, verdadera veneración por ese maestro que emplea un lenguaje tan distinto al de su padre. >>La monarquía austríaca no tiene poder ni gloria, esta hecha de un conglomerado de pueblos, y se convierte, cada dia mas, en sierva de los esclavos y de los judíos. Lo que corresponde a Austria es colocarse al flanco de Alemania. ¡Qué vergüenza no haber participado, en 1870, de la victoria prusiana!<<.

Hitler tiene ahora un aliado. Se identifica con él y se siente ma{s fuerte que su padre. Nútrese de esas lecciones de historia; ellas le consuelan de la prisión cotidiana que soporta. Así estaban las cosas cuando,súbitamente, murió su padre. ¡Qué tumulto en esa alma de niño! Adolfo se ve libre de aquél que lo abrumaba, de aquél a quien detestaba y a quien, en ciertos momentos, no podía ver.

¿Pero es posible combatir a quien ya no existe? ¿Puede uno alegrarse de una victoria sobre un muerto? Es una cobardía. Es una culpa grave.Una duda confusa y terrible se mezcla a la revuelta. La hora del triunfo, la hora de las victorias fáciles ha pasado. Confía en que ya no tendrá necesidad de ir a la escuela; pero la orden de su madre es categórica: "Continuarás tus estudios como quería tu padre". "¡Es demasiado! Que mi padre, a quien yo odiaba, haya querido hacer de mí un empleado público, un prisionero.... ¡Pero mi madre! ¿La que yo amaba, la que puede comprenderme, vendrá a ser cómplice de mi enemigo? ¿Deberé luchar contra ella como he luchado contra él? No puedo levantar la mano contra mi madre, si lo hiciera, todos mis sueños se vendrían al suelo. Debo avanzar lentamente hacia ese porvenir sombrío. ¡Piedad, piedad! ¡Es imposible una vida así!". Adolfo vuelve a la escuela. Quienes lo ven podrían creer que llora a su padre, pero en realidad lo que ha sepultado son sus proyectos, su futuro. Es hosco, no trabaja más, de su juventud se retira la vida, adelgaza. Pronto cae en cama, con una enfermedad de varias semanas, y el médico le impone un largo reposo antes de que pueda recomenzar sus estudios.

Cuando Adolfo escucha esas palabras, una sonrisa pasa por sus labios de adolescente. Querría saltar al cuello de su médico, para besarlo, y besar con él a la vida; pero está aún muy débil, demasiado abatido por todo lo que la muerte de su padre ha representado para él. Por su sonrisa, por la vida que reaparece en su semblante, Adolfo se apega a su madre, que ya ha visto morir a tres de sus hijos, y que en su alegría por no haber perdido este otro consiente en inscribirlo en la Academia de Bellas Artes. ¡Ya no tendrá necesidad de volver a esa maldita Realscchule!<<<<



Gracias por estar
"La esclavitud crece sin medida cuando se le da apariencia de libertad."
Ernst Jünger

22 kilometros
Expulsado
Mensajes: 131
Registrado: Mar Ene 15, 2008 8:25 pm
Ubicación: españa

Mensaje por 22 kilometros » Sab Ene 19, 2008 11:19 pm

Es un teme apasionante y muy trascendente,amigo mio...me pillas cuando tengo que desconectar,lástima...a ver si mañana puedo.
Sobre las eventuales patologias de Hitler,hay opiniones y pareceres para editar una enciclopedia.Yo desde luego,no soy de los que piensan que estaba loco en el sentido estricto del término.Hitler realizaba una vida normal en su cotidiana intimidad y existen infinidad de testimonios que le califican de amable,familiar,condescendiente...
Para mí,el mejor retrato suyo en la faceta psicológica,lo ha dejado Speer,quien se consideró durante años su amigo.Recomiendo a todos la lectura de las memorias del arquitecto del Reich.....Es Speer quien más destaca las contradicciones de hitler,capaz de emocionarse con una opera y de jugar horas con su pastor alemán favorito,y al mismo tiempo,decidir el destino de millones de seres con una orden inmisericorde......
Que pena que tenga que irme,de verdad....
Otra referencia fundamental,aunque yo no comparta muchos planteamientos del autor,es la obra homónima de Ian Kreshaw,magna biografia de Hitler(un tochazo de 2 volumenes) muy exhaustiva y con una bibliografia estupenda.Este escritor inglés es de los que mejor ha indagado en los años oscuros del Fuhrer,es decir,su etapa de semivagabundo en viena antes da la Gran Guerra,su infancia.....Aunque por razones que no vienen al caso,no sea mi autor favorito sobre Hitler,en el aspecto de la cuestión que tu planteas,su lectura es imprescindible.Afortunadamente,es de esta década,y es relativamente fácil de hallar en cualquier biblioteca pública.
Salu2.

Avatar de Usuario
Shindler
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 2586
Registrado: Mar Dic 05, 2006 10:31 pm

Mensaje por Shindler » Sab Ene 19, 2008 11:46 pm

En cuanto a "Locura" me gustaría citar (espero me perdone) a José Luis que explica claramente esto en La prueba de la locura
Jose Luis escribió:[La "locura" en su empleo común se usa de manera intercambiable con la enfermedad mental. En su empleo profesional, la locura no es un concepto de salud mental como a menudo se cree; es más bien un concepto legal que en un sentido amplio se refiere a la capacidad de un individuo para saber que sus acciones en el momento del delito estaban mal] Wayne Petherick, Criminal Profiling: Fact, Fiction, Fantasy and Fallacy (Dark Horse Multimedia Inc, 1999).

Existe una amplísima literatura profesional de medicina legal que se explica en términos similares a los expresados por Petherick.

En ese sentido, pues, no se puede calificar a Hitler de "loco", pues fue muy consciente en los diferentes momentos en que ordenó la ejecución de un amplio abanico de asesinatos horrorosos de que estaba actuando de forma contraria a las leyes (incluso las del Tercer Reich), la ética, la moral, las costumbres y la civilización, cualquiera que sea el parámetro con que deseemos´considerar estos términos. No hay prueba más aplastante de que Hitler sabía que estaba actuando mal que la constante ocultación o la forma clandestina en que ordenó (y se ejecutaron) sus crímenes más innombrables.

Por tanto, legalmente no es de aplicación el término "locura" a Hitler.

Y en cuanto a salud mental, más allá de lo que cada uno quiera pensar, tampoco hay ningún certificado psiquiátrico (que yo conozca) que lo haya inhabilitado, mediante sentencia judicial, para ejercer cualquier cargo público debido a un posible trastorno de sus facultades mentales.

Tengo para mí que el personaje nos puede parecer totalmente "loco" precisamente porque no podemos comprender las barbaridades que ordenó cometer. Pero llamarle "loco" sólo es una opinión más o menos afortunada, pero no es un diagnóstico profesional sancionado por un documento legal. Hitler sería condenado hoy en día por cualquier tribunal de un estado de derecho, y su defensa no tendría éxito ninguna alegando la "locura" o "enajenación mental" típicas.

Gracias por estar
P.D. Creo que promete!
"La esclavitud crece sin medida cuando se le da apariencia de libertad."
Ernst Jünger

Avatar de Usuario
Eckart
Miembro fundador
Miembro fundador
Mensajes: 4624
Registrado: Sab Jun 11, 2005 9:07 pm
Ubicación: Valencia (España)
Contactar:

Mensaje por Eckart » Dom Ene 20, 2008 6:43 am

Disculpadme, pero creo que Hitler no padecía de ninguna patología al uso.

Un saludo.
«El conocimiento es mejor que la ignorancia; la historia es mejor que el mito».
Ian Kershaw

Avatar de Usuario
David L
Administrador
Administrador
Mensajes: 2364
Registrado: Mar Oct 11, 2005 4:23 am
Contactar:

Mensaje por David L » Dom Ene 20, 2008 6:57 am

Yo creo que Hitler pudo llevar a cabo sus ambiciones políticas e ideológicas porque se dieron las circustancias favorables para ello. Hace bien poquito hemos tenido otra guerra muy cruel en Europa, la Guerra de los Balcanes, ¿os imagináis a Milósevic con unas fuerzas armadas y un poder en Europa como el que dispuso Hitler? ....no quiero ni pensarlo.

Un saludo.
Os dieron a elegir entre el deshonor y la guerra... elegisteis el deshonor y tendréis la guerra.

Winston Churchill a Chamberlain.

22 kilometros
Expulsado
Mensajes: 131
Registrado: Mar Ene 15, 2008 8:25 pm
Ubicación: españa

Mensaje por 22 kilometros » Dom Ene 20, 2008 2:04 pm

Me adhiero a vuestra opinión.Es muy simplista eso de "loco" como epíteto reduccionista.Y los que se empeñan en llamar a hitler loco y achacar sus actos a la locura sui generis,olvidan,como muy bien habeís destacado,que según el ordenamiento jurídico español por ejemplo,habría que haberle liberado tras la guerra o internado en un sanatorio ad hoc,porque la enajenación mental completa es un eximente total en nuestro código penal,así es que, quienes le tachan de loco sin ahondar más en la cuestión están diciendo que deberian haberle librado de cualquier responsabilidad penal en un juicio en un pais civilizado,así de fuerte....
Hitler no tenía ninguna psicopatología clínica de las clasificadas por la moderna ciencia psiquiátrica.Evidentemente,era un megalomaniaco plagado de complejos sin resolver que se desataron en forma de ira y odio en su madurez,y que causaron comportamientos psicopáticos y maniacos,pero eso son trastornos de la personalidad,taras,como un síndrome depresivo común----salvando las distancias---,más sufrir de estos trastornos no inhabilitan a la persona que los padecen para distinguir entre el bien y el mal,poseer empatia y hasta cierta brillantez intelectual en campos o aspectos concretos.
Salud2

Avatar de Usuario
Shindler
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 2586
Registrado: Mar Dic 05, 2006 10:31 pm

Mensaje por Shindler » Dom Ene 20, 2008 3:26 pm

Eckart escribió:Disculpadme, pero creo que Hitler no padecía de ninguna patología al uso.

Un saludo.
¿A no? ¿Ni nunca la padeció? Vamos!!! Que el boycott sea argumentado :mrgreen: .
¿Como le llaman a odiar a una raza por lo que es? ¿No es una patología?
Creo que todos sabemos que el odio al Judío y a todo lo no ario es considerado una forma de xenofobia y esto rondaba profundamente en el interior de AH ¿o me equivoco? Vamos que estoy para aprender también!!. Y no vale decir que eran cuestiones dentro de un ridículo plan político para una Alemania ideal.


Gracias por estar
"La esclavitud crece sin medida cuando se le da apariencia de libertad."
Ernst Jünger

Avatar de Usuario
Eckart
Miembro fundador
Miembro fundador
Mensajes: 4624
Registrado: Sab Jun 11, 2005 9:07 pm
Ubicación: Valencia (España)
Contactar:

Mensaje por Eckart » Dom Ene 20, 2008 3:53 pm

Shindler escribió:¿A no? ¿Ni nunca la padeció? Vamos!!! Que el boycott sea argumentado :mrgreen: .
¿Como le llaman a odiar a una raza por lo que es? ¿No es una patología?
Lo que llamamos patología no es, ni más que menos, que una enfermedad. Aunque no son palabras sinónimas, acostumbramos a usarlas como tal. Y el odio no es una enfermedad, Shindler.

En todo caso, se me podría ocurrir pensar que, como mucho, Hitler padecía de manía depresiva (trastorno bipolar, algunos se han aventurado a diagnosticárselo postmortem), pero ni así. Por lo que conocemos de Hitler, yo no creo que la padeciera. Ni esa ni otra enfermedad mental.

Un saludo.
«El conocimiento es mejor que la ignorancia; la historia es mejor que el mito».
Ian Kershaw

Avatar de Usuario
Txechu
Miembro
Miembro
Mensajes: 63
Registrado: Sab Ago 25, 2007 8:18 pm
Ubicación: Ciudad Real, España

Mensaje por Txechu » Dom Ene 20, 2008 4:11 pm

David L escribió:Yo creo que Hitler pudo llevar a cabo sus ambiciones políticas e ideológicas porque se dieron las circustancias favorables para ello. Hace bien poquito hemos tenido otra guerra muy cruel en Europa, la Guerra de los Balcanes, ¿os imagináis a Milósevic con unas fuerzas armadas y un poder en Europa como el que dispuso Hitler? ....no quiero ni pensarlo.
Dudo mucho que Milosevic tuviera interés en todo lo que no fuera la nación eslava y sus territorios.

Saludos a tod@s

Avatar de Usuario
Eckart
Miembro fundador
Miembro fundador
Mensajes: 4624
Registrado: Sab Jun 11, 2005 9:07 pm
Ubicación: Valencia (España)
Contactar:

Mensaje por Eckart » Dom Ene 20, 2008 4:18 pm

No se desvien del periodo histórico que nos concierne.

Un saludo.
«El conocimiento es mejor que la ignorancia; la historia es mejor que el mito».
Ian Kershaw

Avatar de Usuario
Shindler
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 2586
Registrado: Mar Dic 05, 2006 10:31 pm

Mensaje por Shindler » Dom Ene 20, 2008 5:16 pm

Eckart escribió: Y el odio no es una enfermedad, Shindler.
Estimado Eckart no quiero hacer un debate de psicología puesto que no es el lugar para ello pero el odio es el alimento o causal de muchas enfermedades, por ejemplo (y cito solo uno que sea entendido por todos) el odio a nuestro cuerpo u odio extremo a nuestra apariencia exterior se transforma en bulimia y anorexia. El odio al Judío se transformó en antisemitismo y ¿ésta no es una forma de xenofobia? alimentada claro por el odio.

¿Que pasa con la neurosis? (de http://www.avizora.com Neurosis una enfermedad social )


En el libro "Las leyes de la enfermedad mental y emocional"* se distingue entre dos tipos de causas : la causa remota y la causa inmediata. La causa remota ocurrió en la niñez del enfermo y estableció un patrón de conducta que empeoró a medida que fue creciendo. Cuando el adulto enfermo alcanza cierto nivel de malestar, no es ya la causa remota lo que está actuando sino la causa inmediata. La causa inmediata son los sentimientos negativos actuales que el individuo lleva consigo como el odio, resentimiento, compasión, miedo.

*El punto número 16 de las enumeraciones sobre las características de esta "enfermedad" emocional refiere;

16.- La persona se enferma debido a sus defectos de carácter tales como : ira, resentimiento, odio, culpar a otros, autocompasión, preocupación por sí mismo, rebelión, venganza, envidia, desconfianza, pesimismo, crítica, falta de amor y preocupación por otros, y otras emociones negativas similares. (no se ustedes pero veo muchas características en cierto personaje)

El punto número 20 indica;

20.- Esta enfermedad se caracteriza por síntomas dolorosos tales como : depresión, culpa, ansiedad, odio hacia uno mismo, remordimiento y otras emociones tormentosas.

Una observación a parte sobre el mismo trabajo;

"Algunos suicidios parecen deberse a la desesperación, desvalidez y odio de sí mismo coexistentes con una fuerte depresión. Otros se originan por la tensión y no necesariamente se acompañan de un trastorno depresivo." Martin, Psicología de la conducta anormal, p.388

¿ Era entonces Hitler Neurótico y xenofóbo ?




Gracias por estar
"La esclavitud crece sin medida cuando se le da apariencia de libertad."
Ernst Jünger

Avatar de Usuario
Eckart
Miembro fundador
Miembro fundador
Mensajes: 4624
Registrado: Sab Jun 11, 2005 9:07 pm
Ubicación: Valencia (España)
Contactar:

Mensaje por Eckart » Dom Ene 20, 2008 6:31 pm

Shindler, sigues mezclando y malinterpretando conceptos:
Shindler escribió: El odio al Judío se transformó en antisemitismo y ¿ésta no es una forma de xenofobia? alimentada claro por el odio.
El antisemitismo o la xenofobia no es una enfermedad.
¿Que pasa con la neurosis?
El término neurosis dejó de usarse hace tiempo. Ahora hablamos de trastornos o desórdenes, y los hay variadísimos tipos –desde raros a frecuentes-.
20.- Esta enfermedad se caracteriza por síntomas dolorosos tales como : depresión, culpa, ansiedad, odio hacia uno mismo, remordimiento y otras emociones tormentosas.
No has de confundir síntoma con enfermedad. Cientos de enfermedades y trastornos diferentes coinciden en tener varios síntomas comunes, pero no por ello son la misma enfermedad o trastorno. El párrafo que has citado indica claramente síntomas de un determinado trastorno. Asimismo, la presencia en el individuo de un estado X que en un determinado contexto Y sería considerado síntoma de, no implica que ese individuo sea necesariamente un enfermo de, si no se dan el resto de condiciones que determinan la formación de un contexto Y.
16.- La persona se enferma debido a sus defectos de carácter tales como: ira, resentimiento, odio, culpar a otros, autocompasión, preocupación por sí mismo, rebelión, venganza, envidia, desconfianza, pesimismo, crítica, falta de amor y preocupación por otros, y otras emociones negativas similares.
Esas son algunas de las causas que pueden contribuir, en un contexto concreto y en combinación con otras varias causas, a que un individuo se trastorne. No significa que todo el que sienta odio por algo, envidia, desconfianza, pesimismo o falta de amor sea ya un enfermo. Si fuera así, me da a mí que cerca del 99% de la población deberíamos de ser declarados enfermos... aunque la deficinición del concepto salud que acordó la OMS tampoco ayuda mucho a que nos podamos considerar sanos: para ellos, salud es el estado de completo bienestar físico, psíquico y social.

:wink:

Un saludo.
«El conocimiento es mejor que la ignorancia; la historia es mejor que el mito».
Ian Kershaw

Avatar de Usuario
Shindler
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 2586
Registrado: Mar Dic 05, 2006 10:31 pm

Mensaje por Shindler » Dom Ene 20, 2008 6:36 pm

:shock: ¿No me digas que crees que Adolf Hitler era un sano inocente de sus ideales? Bueno me rindo. :roll:



Gracias por estar
"La esclavitud crece sin medida cuando se le da apariencia de libertad."
Ernst Jünger

Avatar de Usuario
Eckart
Miembro fundador
Miembro fundador
Mensajes: 4624
Registrado: Sab Jun 11, 2005 9:07 pm
Ubicación: Valencia (España)
Contactar:

Mensaje por Eckart » Dom Ene 20, 2008 6:41 pm

Shindler escribió:¿No me digas que crees que Adolf Hitler era un sano inocente de sus ideales?
Esa pregunta se responde por sí sola.

Un saludo.
«El conocimiento es mejor que la ignorancia; la historia es mejor que el mito».
Ian Kershaw

Avatar de Usuario
leytekursk
Expulsado
Mensajes: 234
Registrado: Mié Dic 27, 2006 4:00 am
Ubicación: Talcahuano, Chile

Mensaje por leytekursk » Dom Ene 20, 2008 6:56 pm

No estaba loco, sólo se creía Napoleón... :lol:

"Hitler’s own personal physician diagnosed him as manic depressive. As a young man, he attempted suicide. In a manic moment, he made a premature bid for power (the Beer Hall Putsch of 1923), but depression incapacitated him at the crucial hour. His illness fed the delusion that he was Napoleon’s worthy heir, and like his idol he too lost an army in North Africa and committed the fatal error of waging a winter campaign in Russia. Unlike his idol, he was no military genius, and his units in the field paid in full measure."



http://www.mcmanweb.com/article-163.htm


Saludos...

Responder

Volver a “Historia general”

TEST