Zhukov y Khalkhin-Gol

El impacto de la Gran Guerra en el pensamiento militar. Cambios y evolución en las doctrinas militares. Regulaciones de campaña.

Moderadores: José Luis, Francis Currey

Avatar de Usuario
José Luis
Administrador
Administrador
Mensajes: 8930
Registrado: Sab Jun 11, 2005 3:06 am
Ubicación: España

Zhukov y Khalkhin-Gol

Mensajepor José Luis » Mié Oct 31, 2012 5:48 pm

¡Hola a todos!

La fama suele descansar en un frágil pedestal sujeto a los vaivenes de refuerzo y debilitamiento de hagiógrafos y críticos del afamado. De esta forma, hay mitos que perduran, mitos que se desmontan y nuevos mitos que se crean, surgidos de un afán por elogiar o vituperar, no pocas veces y en ambos casos de forma poco rigurosa, a la celebridad en cuestión. El caso del famoso mariscal Zhukov no es una excepción.

Aquí voy a exponer dos o tres cuestiones de cómo se ha tratado, en ciertos aspectos, el papel de Zhukov en Khalkhin-Gol entre finales de mayo y principios de septiembre de 1939 y cómo -unas veces por la falta de acceso a la documentación de archivo, otras veces por el prejuicio ideológico, y en no pocas por una mezcla de ambos factores- ha repercutido en la historiografía sobre Zhukov.

Para empezar, diré que el primer causante de muchas de las inexactitudes que se han escrito sobre el personaje fue el propio Zhukov al escribir sus memorias (algo que se puede aplicar a muchos otros militares famosos de la IIGM que escribieron y publicaron sus memorias). Las consecuencias negativas de las memorias de Zhukov han perdurado más que las de otras famosas memorias probablemente porque los documentos de archivo de la antigua Unión Soviética no han estado disponibles, en general, a los investigadores hasta hace relativamente poco tiempo (20 años). Pero incluso con las nuevas fuentes de archivo disponibles, todavía hay ciertos investigadores que porfían en el error o los prejuicios.

Al referirme así a las memorias de Zhukov no estoy significando que sean necesariamente una fuente de investigación descartable para el estudio del personaje y la guerra. Antes al contrario, constituyen una fuente fundamental. Pero, como ocurre con todas las memorias, han de observarse siempre con reservas y su información ha de someterse al cotejo con el resto de fuentes primarias y secundarias disponibles.

Zhukov no pudo publicar sus memorias durante el "reinado" de Khrushchev (1958-1964), aunque aprovechó buena parte de ese periodo para escribirlas. En 1969 el periodista e historiador americano Harrison E. Salisbury publicó una traducción no autorizada de unos artículos de Zhukov en un libro titulado Marshal Zhukov's Greatest Battles. Los artículos los había escrito Zhukov en la prensa soviética poco después de la caída de Khrushchev en octubre de 1964 (1). En abril de 1969 se publicaron las memorias de Zhukov como Vospominaniya i Razmyshleniya (M.: APN, 1969), un edición magnífica, según Roberts, que vio una traducción en inglés publicada como The Memoirs of Marshal Zhukov (London: Jonathan Cape, 1971). En julio de 1974, justo después de la muerte de Zhukov el mes anterior, se publicó en ruso una edición revisada de sus memorias en dos volúmenes por la misma editorial y con el mismo título de 1969. Esta edición fue publicada once años después en inglés como G. Zhukov, Reminiscences and Reflections, 2 vols. (Moscow: Progress Publishers, 1985) (2).

Estas ediciones de las memorias de Zhukov estuvieron sujetas a la censura soviética y sólo en 2002 se publicó una edición en ruso con los textos censurados en las ediciones previas (3).

Bien, en sus memorias, censuradas y no censuradas, Zhukov escribió que el 1 de junio de 1939, cuando estaba analizando en el CG del 3º Cuerpo de Caballería en Minsk los resultados de un juego de mapas recién terminado, un miembro del consejo del distrito militar, un tal Susaykov, le informó que había recibido una llamada de Moscú para que Zhukov reportara en persona inmediatamente a Voroshilov, el comisario de Defensa. Así que el día siguiente partió en tren hacia Moscú y allí se entrevistó con Voroshilov. Luego Zhukov pasa a relatar la entrevista y refiere que Voroshilov le preguntó: “¿Puede volar allí [a Mongolia] inmediatamente y, de ser necesario, asumir el mando de las tropas?”. Zhukov respondió que en cuestión de minutos. Voroshilov lo remitió al EMG y allí se reunió con Vasilevsky para estudiar la situación (4).

Otto Preston Chaney, Zhukov (University of Oklahoma Press, 1996), p. 62, también sigue la cuenta de la llamada a Zhukov el 1 de junio de 1939 para acudir a Moscú. Alvin Coox, Nomonhan: Japan Against Russia, 1939 (Stanford, California: Stanford University Press, 1990), p. 251, escribe que el 1 de junio de 1939 Zhukov, entonces en Minsk, recibió una llamada telefónica de Moscú para que reportara inmediatamente a Voroshilov, el comisario de Defensa. Al día siguiente, ya en Moscú, Voroshilov encargó a Zhukov que viajara a Mongolia para ver qué estaba sucediendo y, posiblemente, para hacerse cargo del mando. Y lo mismo hace Robert Forcyzk en su Georgy Zhukov (Osprey, 2012), p. 13, con la llamada a Zhukov de 1 de junio de 1939.

Y alguien tan crítico con Zhukov, tan ideológicamente sesgado (anti-comunista), y tan poco riguroso en el manejo e interpretación de las fuentes como Viktor Suvorov, también sigue esa cuenta, haciendo llegar a Zhukov al CG del 57º Cuerpo Especial el 5 de junio de 1939, tal como relata el mariscal en sus memorias (5).

La realidad, sin embargo, fue que Zhukov no fue llamado a Moscú por Voroshilov el 1 de junio, sino el 23 de mayo de 1939, y la reunión tuvo lugar el 24 de mayo. Y no se envió a Zhukov con la idea de asumir el mando del 57º Cuerpo Especial, sino sólo para inspeccionar cómo estaban las cosas. Conocí este hecho (y otros muchos sobre Khalkhin-Gol y Zhukov) leyendo el estudio de Isaev sobre Zhukov (6). Y la biografía de Roberts, que en esta precisa cuestión descansa principalmente en V. Krasnov (7), vino a constatar lo dicho por Isaev. La diferencia, especialmente en lo concerniente a su misión, puede parecer algo baladí, atribuible simplemente a un error de memoria de Zhukov, pero el asunto tiene más enjundia de lo que parece a simple vista.

Las memorias censuradas de Zhukov no dicen mucho sobre las purgas militares que Stalin y su aparato policial emprendieron a partir de 1937, aunque se extienden un poco más en su edición no censurada. Roberts recoge el relato en el que Zhukov se defendió con éxito en una reunión de los miembros dirigentes del partido comunista del 6º Cuerpo de Caballería que lo acusaron de mantener buenas relaciones con los “enemigos del pueblo”. Zhukov salió airoso del asunto defendiéndose con la rudeza y voluntad que lo caracterizaban. La imagen que intenta trasladar Zhukov es la de alguien que no compartía la ilegalidad e injusticia de los arrestos de las purgas, y que, según sus hijas Era y Ella, vivió todo ese tiempo esperando que lo arrestaran en cualquier momento, por lo que tenía su maleta siempre preparada. De hecho, sigue Roberts, en la entrevista que Zhukov concedió en 1971 al escritor y periodista soviético Konstantin Simonov, el mariscal declaró:

La experiencia emocional más difícil de mi vida estuvo relacionada con los años 1937-1938. Estaban preparados los documentos forzosamente fatales sobre mí...En general, el asunto era como esto: yo acabaría de la misma manera como habían acabado muchos otros...Y luego, después de todo esto, ¡de repente llegó la llamada! Me ordenaron ir a Khalkhin-Gol...Fui allí feliz” (8).

Los hechos y los documentos oficiales ponen en cuestión toda esa imagen que Zhukov intentó proyectar como una expectante víctima de las purgas, de las que, en última instancia, se libró por ser destinado a Khalkhin-Gol para hacerse cargo del mando del 57º Cuerpo Especial. En realidad, las purgas militares sólo le reportaron beneficios, pues si se convirtió en comandante del 3º Cuerpo y luego del 6º Cuerpo de Caballería fue precisamente porque sus antiguos comandantes habían sido purgados. Y a Khalkhin-Gol no fue enviado para hacerse con el mando, sino para investigar cómo estaban dirigiendo Feklenko, el comandante del 57º Cuerpo Especial, y sus subordinados las operaciones con los japoneses. Difícilmente se enviaría allí a investigar a un comandante que a su vez estaba siendo investigado por supuesta traición, un comandante que, en cualquier momento, podía ser arrestado y condenado. Todo apunta a lo contrario; se envió allí a Zhukov porque era un comandante capacitado y de enérgica voluntad, y un miembro del Partido Comunista que se había ganado la plena confianza de sus superiores. Así que Zhukov seguro que mantuvo una actitud ante las purgas militares de Stalin como la que sostuvo la mayoría de los que sobrevivieron a ellas: mostrando confianza en Stalin y comportándose como lo que Stalin y sus adláteres entendían entonces por un buen comunista.

Zhukov llegó al CG del 57º Cuerpo Especial, en Tamtsak-Bulak, poco después de recibir sus órdenes de Voroshilov el 24 de mayo de 1939. El 30 de mayo envió un informe a Voroshilov con sus primeras opiniones de lo que había encontrado (9).

Otro día hablaré de los combates que tuvieron lugar en julio de 1939 y sobre los que Zhukov omite ciertos detalles importantes en sus memorias, y en los que sus biógrafos, incluyendo Roberts, pero a excepción de Isaev, tampoco se detienen. Luego trataré de los perversos intentos de Suvorov para desacreditar el papel fundamental de Zhukov en la victoria de Khalkhin-Gol, y remataré con un breve análisis sobre dicha campaña.

(1) Geoffrey Roberts, Stalin's General. The Life of Georgy Zhukov (London: Icon Books, 2012), p. 9. Ese libro de Salisbury ha sido publicado en España recientemente: Mariscal Georgi K. Zhukov, Grandes Batallas de la Segunda Guerra Mundial (Barcelona: Ediciones Península, junio de 2009). Tuve el placer de contribuir modestamente en el esclarecimiento de conceptos y terminología militar en la traducción de D. Ricardo García Pérez, quien tuvo la gentileza de regalarme un ejemplar del mismo. Por otra parte, la biografía de Roberts, que he adquirido hace pocas semanas, es, sin duda, el mejor estudio en inglés del mariscal soviético hasta la fecha.

(2) Ibid., pp. 9, 320 notas 15 y 16. No tengo conocimiento de la posible publicación de estas memorias en español.

(3) Жуков Г К., Воспоминания и размышления. В 2 т. (М.: Олма-Пресс, 2002). Se mantiene el título (Memorias y Reflexiones) con que se inició la publicación de 1969. Su lectura online está disponible en la biblioteca virtual http://militera.lib.ru/memo/russian/zhukov1/index.html

(4) Ibid., 161-162; Zhukov, Reminiscences and Reflections. Vol. 1 (Moscow: Progress Publishers, 1985), pp. 177-178.

(5) B. Суворов, Тень победы (М.: АСТ, 2002), capítulo 2, p. 1. Véase http://militera.lib.ru/research/suvorov7/index.html

(6) A. Исаев, Георгий Жуков (М.: Яуза, Эксмо, 2006), p. 28.

(7) V. Krasnov, Zhukov: Marshal Velikoi Imperii (Moscow: Olma-Press, 2005), citado en Roberts, p. 324, nota 1, para el texto de la orden de Vorishilov.

(8) Roberts, Op. Cit., pp. 46-47.

(9) Ibid., 53.

Saludos cordiales
JL
"Dioses, no me juzguéis como un dios
sino como un hombre
a quien ha destrozado el mar" (Plegaria fenicia)

Avatar de Usuario
José Luis
Administrador
Administrador
Mensajes: 8930
Registrado: Sab Jun 11, 2005 3:06 am
Ubicación: España

Re: Zhukov y Khalkhin-Gol

Mensajepor José Luis » Jue Nov 01, 2012 10:15 am

¡Hola a todos!

Zhukov partió para Mongolia con la misión de investigar las razones del “trabajo insatisfactorio” de N. V. Feklenko, el comandante del 57º Cuerpo Especial (en adelante, 57º CE) que estaba combatiendo a los japoneses a lo largo del río Khalkhin-Gol en la frontera de Mongolia y Manchuria. Las órdenes de Zhukov quedaron establecidas en la directiva de 24 de mayo que a tal efecto cursó Voroshilov: “estudiar el trabajo del comandante del 57º CE y su estado mayor con respecto al entrenamiento de batalla, qué medidas tomó el comandante del Cuerpo para apoyar a sus subordinados a preparar a sus unidades para la acción, verificar la fuerza y composición de personal del 57º CE, y el estado y seguridad de las armas y suministros del Cuerpo. En el caso de que se detecten deficiencias en el entrenamiento de batalla, tomar, junto con el comandante del Cuerpo, inmediatas y decisivas medidas para remediarlas” (10).

Es evidente, pues, que Zhukov no fue enviado a Mongolia para asumir el mando del 57º CE, sino para “estudiar el trabajo....”. Ni siquiera se discutió inicialmente, el 24 de mayo, la posibilidad de que Zhukov asumiese el mando. Su estancia en Mongolia dependía inicialmente del tiempo que le llevase formarse un juicio de la situación (11).

Zhukov envió su primer informe a Voroshilov el 30 de mayo dando cuenta de que había tenido lugar una “batalla excepcionalmente desorganizada” con los japoneses al este del Khalkhin-Gol los días 28 y 29 de mayo. En esa refriega los soviéticos habían tenido 71 muertos, 80 heridos y 33 desaparecidos. La desorganización de la batalla, informó Zhukov, era el resultado de una táctica inadecuada, de una dirección de la batalla mal concebida y del fracaso de calcular y anticipar los movimientos de los japoneses. El 3 de junio Zhukov volvió a informar a Voroshilov, diciendo que entre el estado mayor de Feklenko sólo su jefe, Kushchev, estaba haciendo un buen trabajo. En cuanto al propio Feklenko, decía que, como persona y bolchevique, era bueno y comprometido con la causa del Partido, pero que estaba fundamentalmente mal organizado y carecía de suficiente determinación. Concluía Zhukov diciendo que para una valoración más completa de Feklenko necesitaría estudiarlo más tiempo (12).

Bien, en la edición de sus memorias de 2002 (13), Zhukov informa erradamente que llegó al CG de Tamtsak-Bulak el 5 de junio, y que tras reunirse con Feklenko y su estado mayor y conversar sobre la situación, dieron un viaje al frente y de vuelta al CG envió un informe a Voroshilov resumiendo el plan de acción de las fuerzas soviéticas: mantener firme la posición de la cabeza de puente en la ribera derecha del río Khalkhin-Gol y preparar al mismo tiempo un contraataque en fuerza. Luego dice Zhukov que al día siguiente (6 de junio) llegó la respuesta de Voroshilov acordando los planes de Zhukov, y que en ese mismo día llegó una orden que relevaba del mando del 57º CE a Feklenko y nombraba a Zhukov su nuevo comandante (14).

El pasaje que acabamos de ver de Zhukov es incorrecto en las fechas y parcial en su contenido. Como vimos, sus dos primeros informes a Voroshilov llevaron las fechas de 30 de mayo y 3 de junio. Y sobre el contenido, Zhukov omite sus valoraciones sobre Feklenko. Pero además, Zhukov no fue nombrado comandante del 57º CE hasta el 12 de junio.

Roberts, apoyándose en Krasnov, mete en escena, para el nombramiento de Zhukov como comandante del 57º CE, a Y. V. Smushkevich, el subjefe de la fuerza aérea soviética (VVS) que se encontraba en Mongolia por esas fechas. Smushkevich y Zhukov se conocían muy bien porque ambos habían coincidido en el Distrito Militar Bielorruso, algo que el propio Zhukov reconoce en sus memorias (15). Pues bien, el 8 de junio Smushkevich escribió a Voroshilov: “He llegado a la conclusión de que el Mando del Cuerpo y Feklenko personalmente han fallado...Sin duda, el Mando del Cuerpo no estaba preparado o apenas preparado para la batalla...Zhukov está imponiendo ahora cierto orden. En mi opinión, sería aconsejable retenerlo como comandante de Cuerpo por un tiempo”. Voroshilov contestó a Smushkevich el mismo día, coincidiendo con su análisis de la situación e informándole que Feklenko sería reemplazado. El 12 de junio Zhukov sería nombrado comandante del 57º CE (16).

Ya como comandante del 57º CE, lo primero que hizo Zhukov fue pedir refuerzos a Voroshilov, pues con las fuerzas entonces disponibles consideraba imposible vencer a los japoneses. Recibió sustanciales refuerzos, especialmente en blindaje y unidades aéreas. Los combates de principios de julio (los japoneses atacaron para intentar echar a los soviéticos de sus posiciones al este del Khalkhi-Gol y establecer allí su propia cabeza de puente) acabaron con el fracaso del objetivo japonés, pero dejaron gran cantidad de bajas entre las tropas de Zhukov. Desde el 16 de mayo (cuando Zhukov todavía no había llegado) hasta el 25 de julio de 1939, el 57º CE soportó más de 5.000 bajas, pero la mayoría de ellas fueron padecidas durante los combates de julio (17).

Zhukov hace una descripción muy superficial de los combates de julio, deteniéndose bastante en la lucha aérea y sus héroes, y en el peso decisivo del blindaje soviético. Sin embargo, apenas hay mención a sus muchas bajas (18), que fueron, en buena medida, consecuencia de sus errores en la dirección de la batalla. Al fin y al cabo, la batalla de Khalkhin-Gol fue el auténtico bautizo de fuego del futuro mariscal, una prueba de fuego que Zhukov superó con éxito, pero no sin fallas. El jefe del EMG, Shaposhnikov, que fue el mentor de Zhukov durante Khalkhin-Gol, descubre esas fallas en sus comunicados a Zhukov.

Por ejemplo, el 12 de julio Shaposhnikov le envió un telegrama esclarecedor. Explicaba que los japoneses, refrescados, habían atacado en la noche del 7 al 8 de julio, y que Zhukov debía haber rechazado ese ataque sobre la línea principal de defensa. En cambio, y pese a los avisos en contra de Shaposhnikov, Zhukov lanzó una ofensiva general el 9 de julio. Le había advertido que no comprometiera en combate directamente desde la marcha al regimiento de vanguardia de la 82ª División de Infantería, pero Zhukov, pese a estar de acuerdo, no siguió el consejo. Shaposhinkov entendía el deseo de Zhukov de ganarle la iniciativa a los japoneses y lanzarse al ataque para destruirlos, pero esa no era la manera de conseguirlo (19).

Se le había enviado a Zhukov la 82ª División de Infantería, del Distrito Militar de los Urales. Era una división novata que apenas llevaba un mes formada, carecía de entrenamiento necesario y sufría de indisciplina. Sin embargo, con ella quiso Zhukov cambiar el curso de la batalla. Por ello Shaposhnikov le echó en cara, cariñosamente después de haberle dicho “¡Bienvenido al mundo real!”, el haber comprometido a la formación de golpe, en vez de hacerlo gradualmente para dar a sus hombres la oportunidad de aclimatarse al combate y ganar experiencia. En cambio, comprometida así, la división huyó ante un ataque japonés, abandonando armas y equipo (20).

Fue una de las primeras lecciones que tuvo que aprender Zhukov, preparar, entrenar y disciplinar a sus unidades antes de enviarlas a la lucha. Y lo hizo a conciencia, decretando que los comandantes y comisarios serían responsables de la disciplina de sus tropas y de que se cumpliesen las órdenes de la superioridad durante la batalla. En caso contrario, serían llevados ante un consejo de guerra y castigados con severidad. Precisamente, el 13 de julio (tras el telegrama del viejo Shaposhnikov del 12), Zhukov cursó un decreto anunciando la ejecución de dos soldados por cobardía. El decreto, que fue distribuido a todos los soldados del 57º CE, concluía diciendo: “En nosotros, los hijos de una nación de 170 millones de habitantes, ha caído el gran honor de defender a las sufridas gentes de la República Popular de Mongolia de los despreciables invasores...Os exhorto a mostrar coraje, virilidad, audacia, bravura y heroísmo. ¡Muerte a los infames cobardes y traidores!” (21).

Una última cuestión. Con frecuencia se ha criticado en Zhukov un supuesto desprecio hacia sus hombres por la cantidad enorme de bajas sufridas por sus formaciones durante la IIGM. Es una crítica totalmente infundada cuando se pretende mostrar como una particularidad ausente en el resto de comandantes del Ejército Rojo. Debido a una serie de circunstancias en las que ahora no me puedo detener, las grandes bajas eran, en gran medida, inevitables en el Ejército Rojo. Curiosamente, Zhukov, en sus grandes operaciones, sufrió proporcionalmente menos bajas que otros comandantes tan notables como Rokossovsky o Konev. Que se preocupó siempre por mejorar las condiciones para evitar precisamente un exceso de bajas es un hecho que ya se puede comprobar en las primeras órdenes que dio como comandante del 57º CE en Khalkhin-Gol. En una de ellas declaró que prestaba especial atención a los comandantes y comisarios que preparaban a sus tropas para el combate cuerpo a cuerpo. A tal fin ordenaba a sus comandantes que mantuviesen la calma en el frente, que preparasen a sus unidades de reserva para evitar los errores de pasadas batallas y aprovechar la experiencia para llevar a cabo las misiones de combate con menos pérdidas en hombres y material. Recomendaba el reconocimiento a fondo ante defensas enemigas preparadas y la destrucción de sus puntos fuertes con artillería y morteros antes de lanzar el ataque, el cual debía producirse siempre bajo cobertura artillera. Ordenaba finalmente no utilizar los tanques de batalla y las unidades blindadas contra posiciones defensivas enemigas preparadas y atrincheradas si no era bajo un fuerte apoyo artillero, precisamente para evitar bajas y pérdidas innecesarias en tropas y material. Como afirma Isaev, desde la primera a la última orden, Zhukov exigió proteger a sus tropas (22).

(10)Roberts, 48.
(11)Isaev, 26.
(12)Roberts, 53.
(13)Las a citadas en ruso. Debo corregir que la primera edición de las memorias no censuradas fue publicada en 1990.
(14)Жуков, Воспоминания и размышления, Vol. 1, p. 163.
(15)Ibid., p. 164.
(16)Roberts, 53.
(17)Ibid., 54.
(18)Жуков, véanse pp. 164 y ss.
(19)A. Исаев, Георгий Жуков, p. 44.
(20)Ibid., 45.
(21)Roberts, 54.
(22)A. Исаев, 33.

Seguiremos.
JL
"Dioses, no me juzguéis como un dios
sino como un hombre
a quien ha destrozado el mar" (Plegaria fenicia)

Avatar de Usuario
José Luis
Administrador
Administrador
Mensajes: 8930
Registrado: Sab Jun 11, 2005 3:06 am
Ubicación: España

Re: Zhukov y Khalkhin-Gol

Mensajepor José Luis » Vie Nov 02, 2012 5:36 pm

¡Hola a todos!

Uno de los asuntos más controvertidos sobre la victoria soviética de agosto de 1939 en Khalkhin-Gol ha girado en torno al artífice del plan de batalla que posibilitó esa victoria.

Recuerdo que hace años leí un artículo sobre el pseudo-historiador Viktor Suvorov y sus desmesuradas críticas a Zhukov por, según este autor, reclamar el plan de la victoria. Hace poco tiempo, cuando decidí estudiar todo el tema de Zhukov y Khalkhin-Gol, decidí leer la parte de mi interés del primer volumen de la trilogía (Тень победы, algo así como La Sombra de la Victoria) que Suvorov escribió sobre Zhukov. Suvorov dedica el segundo capítulo de su primer volumen a Khalkhin-Gol, y lo titula “Debut enigmático”. Aquí, Suvorov hace un repaso ligero a los combates de julio y agosto de 1939, siguiendo principalmente las memorias de Zhukov, para acto seguido hacerse la pregunta de por qué Zhukov no cita en ninguna ocasión por su nombre a su jefe de estado mayor. El resto del capítulo gira en torno a las argumentaciones e interpretaciones del autor para responder a esa pregunta, llegando a la conclusión, ya presentada desde un principio, de que dicha omisión de Zhukov no escondió otro motivo más que adjudicar el plan a su propia persona, en consonancia con la desmedida ambición que, entre otros descalificativos mayores, le atribuye Suvorov. En cualquier fuente de Khalkhin-Gol, dice Suvorov, se encuentra el nombre que Zhukov omitió en sus memorias: el комбриг (comandante de brigada) M. A. Bogdanov (23).

La omisión del nombre de Bogdanov en las memorias de Zhukov es, pues, para Suvorov una “prueba” más para desacreditar la figura del mariscal, preso de su increíble egotismo. Volveré a esta cuestión al final de este mensaje.

El vicecomisario de Defensa y responsable general de la artillería soviética, G. I. Kulik, fue enviado a Khalkhin-Gol a mediados de julio en viaje de inspección, lo que incluía valorar el trabajo de Zhukov. El 13 de julio, Kulik ordenó a Zhukov retirar el grueso de las fuerzas del este al oeste del río. Zhukov acató la orden y comenzó a retirar sus tropas, pero tan pronto estos movimientos llegaron a oídos del EMG en Moscú, Shaposhnikov aconsejó a Zhukov detener la operación. En conversación telefónica de 14 de julio, Zhukov explicó a Shaposhnikov que estaba siguiendo las órdenes de Kulik, pero que detendría la retirada si se lo ordenaban. Ese mismo día llegó un telegrama de Voroshilov a Zhukov ordenando la interrupción inmediata de la retirada. Kulik no lo encajó bien y apeló a Moscú para que apoyaran su decisión, pero sólo recibió un rapapolvos de Voroshilov, quien le ordenó que no volviese a interferir en los asuntos del 57º CE (24).

Este incidente hizo que en Moscú decidieran un cambio de la organización de las fuerzas en Khalkhin-Gol. Hasta entonces el 57º CE había estado formalmente subordinado al Grupo de Frente de todas las fuerzas soviéticas en Siberia y Extremo Oriente establecido el 5 de julio de 1939 bajo el mando de G. M. Shtern. Sin embargo, el 19 de julio el 57º CE fue reorganizado como 1º Grupo de Ejército, concediéndosele independencia operacional del Grupo de Frente de Shtern. Luego, el 31 de julio Zhukov fue ascendido a Комкор (comandante de cuerpo). Dicho lo cual, este cambio de organización militar no significó que el grupo de Shtern desapareciese de la planificación y preparación de la batalla de Khalkhin-Gol. De hecho, según apunta Roberts, el 27 de julio Shtern envió una directiva a Zhukov para que el 31 de julio le remitiera sus propuestas para la destrucción de las fuerzas japonesas y su expulsión de Mongolia. “Aunque Zhukov”, escribe Roberts, “no se presentó en sus memorias como el creador del plan para la ofensiva de agosto de 1939, dio la impresión ciertamente de que él y su estado mayor fueron cruciales en su preparación, una afirmación plausible ya que era el comandante de línea de frente y Moscú le había dado independencia operacional. Pero fue Shtern quien remitió el borrador del plan a Moscú el 10 de agosto y fue el jefe de estado mayor de Shtern, M. A. Bogdanov, quien redactó los planes para las exhaustivas preparaciones de la batalla”. Zhukov, concluye Roberts, fue el ejecutor del plan de la batalla, pero no fue su único arquitecto (25).

Roberts basa esta última información en el Zhukov de Daines (2005), pp. 114-116 (26). Como tengo dicho libro, he buscado ampliar la información usada por Roberts. El 25 de julio Voroshilov ordenó a Stern que reforzara sus tropas en la ribera derecha del Khalkhin-Gol de forma suficiente como para superar a los japoneses y penetrar la frontera. Que no se limitara a ataques frontales, sino que flanqueara sistemáticamente los flancos del enemigo con unidades blindadas, que tenía en número suficiente. Voroshilov concluía con otras instrucciones para el empleo de la fuerza aérea. Así que Stern encargo a Zhukov el 27 de julio que organizara una búsqueda de inteligencia para saber contra qué fuezas japonesas se enfrentaba el 1º Grupo de Ejército, que dirigiera la defensa aérea al este del Khalkhin-Gol japonés y que preparase un mapa detallado de las posiciones y armas del enemigo. El 30 de julio debía estar realizado el reconocimiento y al día siguiente las consideraciones para derrotar a los japoneses. Seguían otras instrucciones de Stern (27).

Dado que el éxito de la planificada operación dependía en gran medida de una logística adecuada, sobre todo teniendo en cuenta las grandes pérdidas que en hombres y material había sufrido el cuerpo de Zhukov hasta el 25 de julio, no cabe duda alguna que Stern jugó un papel decisivo en la viabilidad del plan, cuestión esta reconocida por Zhukov en sus memorias. Sin embargo, creo que Roberts se equivoca al nombrar a Bogdanov como jefe de estado mayor de Stern, pues era en realidad el jefe de estado mayor de Zhukov, es decir del 1º Grupo de Ejército (28).

Cualquiera que conozca el funcionamiento en la cadena de mando para las instrucciones o directivas de planes militares de cualquier ejército, debe saber que las órdenes se transmiten de arriba hacia abajo. Así, en breve, el estado mayor general o gran cuartel general, según sea el caso, cursa una directiva al comandante en jefe del grupo de ejércitos de que se trate, y éste hace lo mismo cursando su directiva al comandante en jefe del ejército que debe llevar a cabo la operación, y éste sigue la misma tónica con sus formaciones subordinadas, quienes finalmente elaboran sus planes de acuerdo con las directrices marcadas (objetivos) por la superioridad. Y lo mismo ocurría con el Ejército Rojo. Entonces, en el verano de 1939, todavía no se había creado el Stavka, así que las primeras instrucciones, en forma de directivas, para la preparación de una ofensiva partían, una vez que el EMG les daba forma operacional, del Comisario de Defensa. De esta forma Voroshilov, como hemos visto, cursó su directiva para la ofensiva a Stern, que era el comandante del Grupo de Frente al mando de todas las fuerzas soviéticas desplegadas en Siberia y Extremo Oriente. Stern pasó a su vez su directiva a Zhukov, el comandante en jefe del 1º Grupo de Ejército, y Zhukov, de acuerdo con esas instrucciones generales, encargaría el plan a su jefe de estado mayor, Bogdanov, quien, a su vez, marcaría los objetivos y despliegues a las planas mayores de sus formaciones subordinadas.

¿Quiere esto decir que Zhukov no tuvo parte en la planificación de la operación? Por supuesto que no. Un comandante de campo traza las líneas generales de una operación a su jefe de estado mayor, y éste les da forma operacional. Comandante y jefe de estado mayor se necesitan mutuamente y, en su asociación ideal, se complementan. La historia militar no carece de ejemplos, y tampoco la IIGM, como los casos de Montgomery y De Guingand, Zhukov y Sokolovsky, o Balck y Blumentritt, por nombrar unos pocos.

El problema en la historia de Khalkhin-Gol es que no fue reconocido el papel de Bogdanov. Como bien anota Daines, “Muchos libros sobre Khalkhin-Gol olvidaron el papel del Jefe de Estado Mayor del 1º Grupo de Ejército, el comandante de brigada M. A. Bogdanov. Una pena. Después de todo, Zhukov descansó en él durante la preparación de las operaciones, y durante su liderazgo el estado mayor desarrolló importantes documentos que contribuyeron en gran medida al éxito de la ofensiva” (29).

Siendo importantes los papeles desempeñados por Stern y Bogdanov, el lector no ha de perder de vista que el éxito de un plan, y de un buen plan, depende de su dirección y ejecución, y en esto Zhukov sobresale por encima de todos. Pero sería igualmente arbitrario, colgar todo el éxito a Zhukov. Un ejército es, si se me permite la comparación y mutatis mutandis, como un equipo de fútbol. Todos sus integrantes, desde el entrenador al utillero, deben cumplir su misión. No hay éxitos individuales, sino colectivos.

Ahora vuelvo al principio y a Suvorov. Este pseudo-historiador motiva la omisión del nombre de Bogdanov en las memorias de Zhukov (quien sólo una vez se refiere a su jefe de estado mayor, sin nombrarlo) por un afán del futuro mariscal de aparecer como el artífice de la planificación, el líder que acapara todos los méritos. Es, como ocurre casi siempre con este autor, una interpretación sin fundamento sólido, e incluso una interpretación perversa.

Yo creo haber encontrado el verdadero motivo de dicha omisión en Zhukov, y me pregunto cómo ningún historiador de los que he leído, y hasta donde yo los leí, dio antes con la que creo es la respuesta. Pero diré cómo llegué a ella.

Estaba leyendo el capítulo de Khalkhin-Gol del libro de Boris V. Sokolov (30), en concreto un pasaje donde este crítico historiador de la historia de la URSS en la IIGM comenta que es imposible dar una respuesta definitiva sobre si la prioridad del plan recayó en el estado mayor de Zhukov o en el de Stern. Sin embargo, sigue Sokolov, no está de nada claro el papel desempeñado por el jefe de estado mayor del 1º Grupo de Ejército, Bogdanov, el cual no recibió recompensa alguna por Khalkhin-Gol. Y entonces Sokolov hace referencia al trágico destino de Bogdanov, quien fue hecho prisionero por los alemanes y se unió al ejército de liberación de Vlasov, siendo finalmente ejecutado en 1946 sin que la prensa recogiera la noticia (30).

Tan pronto como leí esto último, supe (o creo saber) lo que ocurrió con Zhukov. Hace poco estuve preparando un artículo para el foro sobre la contraofensiva soviética de 5-6 de diciembre. Al leer las memorias de Zhukov y las de otro historiador al respecto, me enteré de que Zhukov no quiso citar por su nombre al comandante en jefe del 20º Ejército que entonces formaba parte del ala derecha del Frente Occidental de Zhukov. El comandante no era otro que el famoso Andrey Andreyevich Vlasov, que en el verano de 1942, cuando estaba al mando del 2º Ejército de Choque, fue rodeado y capturado por los alemanes, fundando poco después el Comité de Liberación Ruso, que en 1944 dio paso al buscado Ejército de Liberación Ruso (ROA en sus siglas en ruso). Por no extenderme más en la historia de Vlasov, sólo añadiré que se entregó a los americanos en mayo de 1945, cayendo dos días después prisionero de los soviéticos. Fue juzgado, sentenciado a muerte y colgado en el verano de 1946.

Por ello, por ser considerado un traidor a la patria por el régimen soviético, Zhukov no mencionó el nombre de Vlasov en sus memorias cuando relató la contraofensiva soviética de diciembre de 1941, sino sólo “el comandante del 20º Ejército”. Y tengo para mí que sucedió exactamente igual con Bogdanov.

Otro día continuaremos.

(23) Viktor Suvorov (en ruso B. Суворов), La Sombre de la Victoria (Тень победы) (М.: АСТ, 2002). Véase capítulo 2: http://militera.lib.ru/research/suvorov7/02.html
(24) Roberts, 54.
(25) Ibid., 55.
(26) Ibid., p. 325, nota 10.
(27) Daines, Zhukov, pp. 112-113.
(28) Esta información la corroboré en varias fuentes rusas; véase, por ejemplo, A. Shishov, Rusia y Japón. La Historia de los Conflictos Militares. Moscú: Veche, 2001, 498-499. (Шишов А. В. Россия и Япония. История военных конфликтов. — М.: Вече, 2001, 498-499).
(29) Daines, 116.
(30) Соколов, Неизвестный Жуков. Мн.: Родиола-плюс, 2000, p. 136. (Boris V. Sokolov, Desconocido Zhukov. Mn.: Rhodolia Plus, 2000, p. 136).

Saludos cordiales
JL
"Dioses, no me juzguéis como un dios
sino como un hombre
a quien ha destrozado el mar" (Plegaria fenicia)

maxtor
Colaborador económico
Mensajes: 322
Registrado: Vie Dic 03, 2010 3:12 pm

Re: Zhukov y Khalkhin-Gol

Mensajepor maxtor » Vie Nov 02, 2012 6:38 pm

José Luis escribió:¡Hola a todos!

Una última cuestión. Con frecuencia se ha criticado en Zhukov un supuesto desprecio hacia sus hombres por la cantidad enorme de bajas sufridas por sus formaciones durante la IIGM. Es una crítica totalmente infundada cuando se pretende mostrar como una particularidad ausente en el resto de comandantes del Ejército Rojo. Debido a una serie de circunstancias en las que ahora no me puedo detener, las grandes bajas eran, en gran medida, inevitables en el Ejército Rojo. Curiosamente, Zhukov, en sus grandes operaciones, sufrió proporcionalmente menos bajas que otros comandantes tan notables como Rokossovsky o Konev. Que se preocupó siempre por mejorar las condiciones para evitar precisamente un exceso de bajas es un hecho que ya se puede comprobar en las primeras órdenes que dio como comandante del 57º CE en Khalkhin-Gol. En una de ellas declaró que prestaba especial atención a los comandantes y comisarios que preparaban a sus tropas para el combate cuerpo a cuerpo. A tal fin ordenaba a sus comandantes que mantuviesen la calma en el frente, que preparasen a sus unidades de reserva para evitar los errores de pasadas batallas y aprovechar la experiencia para llevar a cabo las misiones de combate con menos pérdidas en hombres y material. Recomendaba el reconocimiento a fondo ante defensas enemigas preparadas y la destrucción de sus puntos fuertes con artillería y morteros antes de lanzar el ataque, el cual debía producirse siempre bajo cobertura artillera. Ordenaba finalmente no utilizar los tanques de batalla y las unidades blindadas contra posiciones defensivas enemigas preparadas y atrincheradas si no era bajo un fuerte apoyo artillero, precisamente para evitar bajas y pérdidas innecesarias en tropas y material. Como afirma Isaev, desde la primera a la última orden, Zhukov exigió proteger a sus tropas (22).

JL


Saludos cordiales.

Se agradece enormemente el tratamiento técnico e histórico que poco a poco nos va ofreciendo usted en el tema del frente oriental y la importancia del mismo en el devenir de la 2GM.

Es cierto que en parte de la historiografía, tanto soviética como extranjera, se cargan tintas tanto en Timoshenko como en Zhukov, y dejando aparte su carácter personal, creo que ambos pudieron hacer algo más sobre todo en los primeros días de la invasión alemana, y es ahí en ese espacio temporal especialmente donde he visto que inciden las críticas a Zhukov. Es cierto que antes de la invasión tanto Timoshenko, en calidad de comisario del Pueblo para la defensa como Zhukov, como Jefe del Estado Mayor, hicieron cuanto pudieron para avisar y convencer a Stalin de que el ataque alemán era inminente, pero creo que los hechos demostraron que el rendimiento de ambos fue bajo, ya que básicamente se limitaron a cumplir un papel servil, persuadiendo a los comandantes de campo de las virtudes y bombades de los contragolpes suicidas dictados por Stalin. Las misiones suicidas del frente suroeste que Zhukov supervisó en junio de 1941 y de las que él siguió jactándose una vez terminada la tguerra es un buen ejemplo de que en ocasiones primaron otras premisas antes que la seguridad de sus tropas.

Fue un guerrero auténtico, de gran talento y Zhukov debe presidir merecidamente la cúspide de mariscales soviéticos pero creo que ni él, ni desde Timoshenko hasta Rokossovsky se pueden carecterizar por su empatía o sensibilidad hacia sus tropas, eran auténticos hombres de acero que tienen todo el derecho de pasar a la historia como libertadores de su patria pero sobre todo en el caso de Zhukov, creo que por lo que he leído de esos días, tras producirse la invasión nazi, debió asumir mayor cuota de responsabilidad incluso por encima de Stalin, si hubo un momento para imponerse a Stalin en cuanto a decisiones tácticas ese fue sin duda el momento ideal y no empecinarse en una resistencia numantina y contrataques suicidas que aumentaron considerablemente las bajas soviéticas.

Saludos desde Benidorm.
Imagen

Avatar de Usuario
José Luis
Administrador
Administrador
Mensajes: 8930
Registrado: Sab Jun 11, 2005 3:06 am
Ubicación: España

Re: Zhukov y Khalkhin-Gol

Mensajepor José Luis » Sab Nov 03, 2012 7:30 am

¡Hola a todos!

El desempeño de Zhukov previo a la invasión alemana de 22 de junio de 1941 no toca en este hilo, estimado maxtor. Quizás en otro hilo y otro ocasión podamos debatir sobre esto.

Saludos cordiales
JL
"Dioses, no me juzguéis como un dios
sino como un hombre
a quien ha destrozado el mar" (Plegaria fenicia)

Avatar de Usuario
José Luis
Administrador
Administrador
Mensajes: 8930
Registrado: Sab Jun 11, 2005 3:06 am
Ubicación: España

Re: Zhukov y Khalkhin-Gol

Mensajepor José Luis » Sab Nov 03, 2012 9:20 am

José Luis escribió:
La historia militar no carece de ejemplos, y tampoco la IIGM, como los casos de Montgomery y De Guingand, Zhukov y Sokolovsky, o Balck y Blumentritt, por nombrar unos pocos.


Aquí he cometido un error de memoria con Balck-Blumentritt. Pensaba en Balck-von Mellenthin. Queda, pues, enmendado.

Saludos cordiales
JL
"Dioses, no me juzguéis como un dios
sino como un hombre
a quien ha destrozado el mar" (Plegaria fenicia)

Avatar de Usuario
José Luis
Administrador
Administrador
Mensajes: 8930
Registrado: Sab Jun 11, 2005 3:06 am
Ubicación: España

Re: Zhukov y Khalkhin-Gol

Mensajepor José Luis » Dom Nov 04, 2012 10:50 am

¡Hola a todos!

En el río Khalkhin-Gol se decidió por las armas una disputa territorial que no se había resuelto por la diplomacia soviético-japonesa. Lo que estaba en cuestión era una franja de terreno inhóspito y poco habitado de unos pocos kilómetros cuadrados que discurría entre la ribera este del río Khalkhin-Gol (río Halha en su denominación anglosajona) y la ciudad de Nomonhan. Los japoneses entendían y reclamaban que la frontera entre Manchuria y Mongolia venía trazada por ese río, mientras que para los soviéticos la frontera limitaba unos cuantos kilómetros más al este del río, hacia Nomohan.

La batalla de Khalkhin-Gol se originó tras unas incursiones de patrullas de la República Popular de Mongolia el 11 de mayo y terminó con la victoria soviética el 11 de septiembre de 1939. Es decir, comenzó con unas pequeñas escaramuzas fronterizas y pronto evolucionó hacia un conflicto armado cuya escalada intentaron contener tanto en Tokio como en Moscú, vista la grave crisis política europea que Hitler había desatado con sus reclamaciones territoriales sobre Polonia. Durante el verano, a medida que soviéticos y japoneses combatían en el Khalkhin-Gol, la diplomacia europea vivió semanas frenéticas con conversaciones entre británicos, franceses y soviéticos, fundamentalmente, intentando buscar, aunque no todos por igual, una triple alianza político-militar contra Alemania, y, a partir de julio, con la diplomacia nazi tanteando el terreno para un acuerdo táctico con el gobierno soviético, cuyo resultado final sería el pacto de no-agresión firmado por Ribbentrop y Molotov el 23 de agosto, justo cuando las formaciones de Zhukov habían cercado a las formaciones del 6º Ejército japonés en Khalkhin-Gol.

Zhukov fue nombrado comandante del 57º CE el 12 de junio, y poco más de un mes después comandante del 1º Grupo de Ejército con mando operacional independiente del Grupo de Frente de Shtern. Por tanto, puede decirse que, salvo los combates “intrascendentes” de mayo, Zhukov fue el responsable mayor de los combates terrestres de junio-agosto, donde los soviéticos sufrieron el grueso de sus bajas (al igual que los japoneses) y sus éxitos hasta la victoria final.

De este conflicto trascendió a la historia y a la historia y doctrina militares la ofensiva del 1º Grupo de Ejército (1º GE en adelante) de 20-31 de agosto. El objetivo del plan soviético era cercar y destruir a las fuerzas japonesas que ocupaban territorio de Mongolia (perspectiva soviética) al este del río. Zhukov dividió sus fuerzas en tres grupos llamados meridional, central y septentrional. El Grupo Meridional constituía el ala derecha del 1º GE, y sobre esta formación caía el principal esfuerzo del ataque soviético; su misión era cruzar el río (Khalkhin-Gol) y empujar hacia Nomonhan para cercar a las fuerzas japonesas al norte del Khailastyn-Gol, un afluente del Khalkhin-Gol. Aquí contactaría con los otros dos grupos para destruir a las fuerzas japonesas cercadas. El Grupo Septentrional debía atacar el flanco norte de los japoneses en los Altos de Fui y apoyar el ataque de los otros dos grupos al norte del afluente citado del río principal. El Grupo Central, una formación mayormente de infantería, era el encargado de lanzar el ataque frontal contra las posiciones japonesas al norte y sur del río, y en este último caso contactando con unidades del Grupo Meridional en otra maniobra de cerco. Zhukov, cuyo cuartel general (CG) quedó situado en Hamar Daba, detrás del Grupo Central, retuvo una fuerte reserva móvil con él preparada para explotar los éxitos de los grupos meridional y septentrional. El plan, pues, era una operación de doble envolvimiento tipo Cannae.

Desde su inicio, 06:15 am del 20 de agosto, la batalla evolucionó casi del todo conforme al plan, y el 23 los japoneses estaban cercados. Sin embargo, el 24 un contraataque nipón puso en un brete el plan soviético al intentar romper el cerco al norte del río. Pese a ir contra las regulaciones, Zhukov se vio obligado a comprometer sus reservas para rechazar el contraataque japonés, que se quedó sin fuelle el 26 de agosto. Al día siguiente, Zhukov cursó un decreto al 1º GE anunciando el cerco y destrucción de los japoneses en Khalkhin-Gol. Sólo quedó acabar con los nudos de resistencia durante el 28-31 de agosto (31).

La ofensiva del 1º GE de Zhukov de 20 de agosto de 1939 en Khalkhin-Gol fue la primera operación de armas combinadas realizada en tiempo de guerra (aunque no estuviese declarada por ninguna de las dos partes enfrentadas) por el Ejército Rojo antes de que la Wehrmacht la emprendiese a mayor escala unos días después contra Polonia.

La victoria soviética en Khalkhin-Gol tuvo una repercusión política que podríamos calificar de crucial para el futuro de las relaciones soviético-japonesas y lo que ello supuso en el curso de la IIGM. No voy en la línea de lo que propone Goldman en el título de su libro, pero es indudable que el ejército de Kwantung vio algo más que las orejas del lobo soviético en Khalkhin-Gol, y ello, sin duda, influyó en buena medida en sus valoraciones posteriores sobre la posibilidad de un nuevo enfrentamiento, esta vez a mayor escala, con el Ejército Rojo.

Ahora bien, tengo para mí que esta ofensiva soviética, sin quitarle un ápice de su mérito y su éxito, ha estado un poco sobrevalorada en la historia puramente militar. Sin duda, fue la primera operación de armas combinadas que llevó a cabo el Ejército Rojo, fundamentalmente según los principios de la “Batalla Profunda” perfilados por Triandafilov y Tukhachevsky entre 1929 y 1931, y, menos, de los de la “Operación Profunda” recogidos en las regulaciones de 1936. La primera se centraba principalmente en la ruptura táctica; la segunda en la explotación operacional. La ofensiva soviética de Khalkhin-Gol fue, si se quiere, un buen ejemplo a nivel táctico (cuerpo de ejército) de los principios de la “Operación Profunda” tal como los desarrolló Isserson.

Para esta ofensiva, el 1º GE desplegó tres divisiones de infantería (incluyendo una, la 36ª, motorizada), dos divisiones de caballería mongoles, dos brigadas mecanizadas, dos brigadas de tanques y una brigada de ametralladoras que levantaban un total de 57.000 hombres, más de 500 piezas de artillería, unos 900 tanques y coches blindados y sobre 500 aviones. El 6º Ejército japonés desplegó unos 75.000 hombres con un número similar al soviético en piezas de artillería y aviación, pero con una inferioridad decisiva en tanques y coches blindados (32).

Los observadores militares de la época y, menos importante, la historiografía militar clásica de esta batalla se han centrado mucho en los combates terrestres y aéreos del frente de batalla, dejando un poco al margen el factor que, en mi opinión, constituyó la lección más importante de esta batalla de cara al futuro inmediato: los servicios logísticos de retaguardia. Aquí jugó un papel determinante el comandante Shtern y su estado mayor. Teniendo en cuenta lo inhóspito del terreno, el mal estado de las “carreteras” y los más de 700 kms que separaban del frente la cabeza de ferrocarril más cercana (y que, según Zhukov, llevaba cinco días de recorrido), el abastecimiento del grupo de Zhukov era un buen desafío logístico. Con todo, Shtern fue capaz de usar unos 5.000 camiones para embarcar 18.000 toneladas de munición de artillería, 6.500 toneladas de munición de aviación, 15.000 toneladas de combustible y lubricantes, 7.500 toneladas de carbón, 4.000 toneladas de víveres y 4.000 toneladas de suministros varios (33). Los militares alemanes, y de otras poderosas potencias, se quedarían más tarde con la imagen, no tan conocida como suponían entonces, representada por el Ejército Rojo en Finlandia durante la Guerra de Invierno de 1939-40, pareciendo ignorar la enorme capacidad del esfuerzo logístico soviético.

Por lo demás, tres factores fundamentales determinaron el resultado de la batalla de agosto: la sorpresa japonesa ante la ofensiva soviética, la movilidad del contingente soviético y su superioridad blindada, y la conquista del espacio aéreo por las fuerzas de la VVS. Aquí tenemos los tres principios básicos de la doctrina militar alemana de guerra de movimiento de formaciones de armas combinadas: sorpresa, velocidad y dominio aéreo.

Un análisis de las bajas sufridas en toda la batalla de Khalkhin-Gol (mayo-septiembre de 1939) muestra, a mi juicio, que los soviéticos todavía estaban muy lejos de dominar el arte de la “Operación Profunda” formulada en el PU-36. Las bajas totales de los soviéticos en todo ese periodo arrojan, según que fuentes se utilicen, una cifra que oscila entre los 23.000 y 25.000 (entre 8.000 y 10.000 muertos y poco más de 15.000 heridos). Las bajas japonesas en el mismo periodo subieron a una cifra que oscila entre los 18.000 y 23.000 muertos y heridos, al albur de las fuentes. Las bajas soviéticas habrían sido mayores, en mi opinión, si Zhukov no acometiera, de forma implacable, orden, disciplina y entrenamiento entre sus tropas.

El 30 de agosto de 1939 un periódico del ministerio de Defensa (el Krasnaya Zvezda o Estrella Roja) publicó la concesión de Héroes de la Unión Soviética a Shtern, Zhukov y 31 participantes más de la batalla de Khalkhin-Gol. El nombre de Shtern encabezó la declaración:

“Un comandante extraordinario, un talentoso discípulo del camarada Voroshilov, y líder de la batalla del Lago Khasan, Grigory Mikhailovich Shtern cumplió su misión de forma brillante. Una de las figuras militares más notables de nuestro partido y miembro de su Comité Central, es un modelo de bravo bolchevique y comandante militar. Bien merecido es el amor y admiración evocados por el título de Héroe de la Unión Soviética al Comandante de Cuerpo G. K. Zhukov. Un brillante organizador, persona de indomable voluntad y coraje inagotable, unificó a sus tropas en cumplimiento de la misión militar del gobierno” (34).

Dante escribió en la Comedia que la fama no era sino un soplo de aire de adulación mundana, que cambiaba de rumbo así como cambiaba la dirección del viento. Y los vientos en el otoño de 1941 soplaron mal para Shtern; sería ejecutado en octubre de ese año.

Saludos cordiales
JL

(31) Para una cuenta de la batalla, véase, por ejemplo, Alvin Coox, Nomonhan: Japan Against Russia,1939 (Stanford, Carolina: Stanford University Press, 1985); Stuart Goldman, Nomonhan, 1939: The Red Army's Victory that Shaped World War II (Annapolis, Maryland: Naval Institute Press, 2012). Disponible en los Leavenworth Papers está el trabajo de Edward J. Drea, “Nomonhan: Japanese-Soviet Tactical Combat, 1939” (1981); en Parameters, sept. 1990, Christopher D. Bellamy y Joseph S. Lahnstein, “The New Soviet Defensive Policy: Khalkhin Gol 1939 A Case Study”.
(32) Roberts, 55-56.
(33) Ibid., 56.
(34) Ibid., 59.
"Dioses, no me juzguéis como un dios
sino como un hombre
a quien ha destrozado el mar" (Plegaria fenicia)

Avatar de Usuario
José Luis
Administrador
Administrador
Mensajes: 8930
Registrado: Sab Jun 11, 2005 3:06 am
Ubicación: España

Re: Zhukov y Khalkhin-Gol

Mensajepor José Luis » Jue Nov 08, 2012 10:22 am

¡Hola a todos!

Para rematar este tema, detallo que el consejo militar del 1º Grupo de Ejército de Zhukov estaba integrado por M. S. Nikishev como comisario divisional y M. A. Bogdanov como jefe de estado mayor. Por su parte, el consejo militar del Grupo de Frente de Stern venía constituido por N. Biryukov como comisario divisional y M. A. Kuznetsov como jefe de estado mayor (35).

Mapa de la ofensiva de 20 de agosto de 1939:
Imagen
Fuente: Bellamy, Op. Cit., p. 23.

(35)Bushueva y Seregin, Khalkhin-Gol. Investigación, Documentos, Comentarios (Instituto de Historia Rusa, Academia de Ciencias Rusa, 2009), p. 60. Т.С. Бушуева, А.В. Серегин, Халхин-Гол. Исследования, документы, комментарии (Институт российской истории РАН, 2009), p. 60.

Saludos cordiales
JL
"Dioses, no me juzguéis como un dios
sino como un hombre
a quien ha destrozado el mar" (Plegaria fenicia)

Avatar de Usuario
José Luis
Administrador
Administrador
Mensajes: 8930
Registrado: Sab Jun 11, 2005 3:06 am
Ubicación: España

Re: Zhukov y Khalkhin-Gol

Mensajepor José Luis » Jue Nov 08, 2012 9:00 pm

¡Hola a todos!

José Luis escribió:
Yo creo haber encontrado el verdadero motivo de dicha omisión en Zhukov, y me pregunto cómo ningún historiador de los que he leído, y hasta donde yo los leí, dio antes con la que creo es la respuesta. Pero diré cómo llegué a ella.

Estaba leyendo el capítulo de Khalkhin-Gol del libro de Boris V. Sokolov (30), en concreto un pasaje donde este crítico historiador de la historia de la URSS en la IIGM comenta que es imposible dar una respuesta definitiva sobre si la prioridad del plan recayó en el estado mayor de Zhukov o en el de Stern. Sin embargo, sigue Sokolov, no está de nada claro el papel desempeñado por el jefe de estado mayor del 1º Grupo de Ejército, Bogdanov, el cual no recibió recompensa alguna por Khalkhin-Gol. Y entonces Sokolov hace referencia al trágico destino de Bogdanov, quien fue hecho prisionero por los alemanes y se unió al ejército de liberación de Vlasov, siendo finalmente ejecutado en 1946 sin que la prensa recogiera la noticia (30).


Este asunto me ha traído de cabeza. Al buscar un poco de información sobre la vida de este militar, Mikhail Andreyevich Bogdanov (Михаил Андреевич Богданов), me he topado con un enigma y ciertas aclaraciones.

En primer lugar, parece que Sokolov, el historiador citado, confundió el destino de nuestro M. A. Bodganov, el jefe de estado mayor de Zhukov en Khalkhin-Gol, con el de un oficial de artillería llamado M. B. Bogdanov (Михаи́л Васи́льевич Богда́нов) (1897-1950), un oficial de artillería que nada tuvo que ver con Khalkhin-Gol. Fue este M. B. Bogdanov quien fue hecho prisionero de los alemanes, posteriormente se unió al ROA y tras la guerra fue juzgado y ejecutado. Parece ser que fue capturado en Uman en agosto de 1941 y enviado en abril del año siguiente a un campo de concentración (Hammelburg), entrando unos meses después, como voluntario, en la Organización Todt. Al año siguiente, mediados de julio, tuvo contactos con los partisanos y parece que accedió a asesinar a Vlasov, aunque el asunto quedó en nada. Luego, en otoño, se uniría al ROA en Dabendorf. En mayo de 1945 se rindió a los soviéticos en Checoslovaquia, fue interrogado por unidades del Smersh del 2º Frente Ucraniano y arrestado por orden del general Abakumov, acusado de fracasar en asesinar a Vlasov. Sentenciado a muerte en 1950, fue ejecutado el 19 de abril de 1950. Todo esto según la entrada de la wiki rusa a dicho nombre, Михаи́л Васи́льевич Богда́нов.

Pero entonces, ¿qué hay de nuestro comandante de brigada M. A. Bogdanov? Según la entrada de la wiki rusa a dicho nombre, Михаи́л Андре́евич Богда́нов, nuestro Mikhail A. Bogdanov (1898-1969), entre otros destinos anteriores, estuvo en la Guerra Civil Española como asesor militar en Valencia, y por su papel recibió la Orden de Lenin en 1938. El 17 de mayo de 1939 fue hecho comandante de brigada, al mando de la 37ª División de Infantería. El 15 de julio de 1939 fue nombrado jefe de estado mayor del 1º Grupo de Ejército de Zhukov. Cuando acabó la batalla de Khalkhin-Gol, M. A. Bogdanov fue nombrado comandante suplente del 1º Grupo de Ejército y presidente de la delegación soviético-mongola que tuvo que resolver las disputas fronterizas con Manchuria. Aquí, cuando finalizaron las negociaciones, dice la wiki que Bogdanov cometió “un grave error que perjudicó el prestigio de la URSS” y que fue juzgado el 1 de marzo de 1940 por por el tribunal militar de la Corte Suprema de la URSS y sentenciado a cuatro años en una campo de trabajo. Fue perdonado por una resolución del Consejo Supremo el 23 de agosto de 1941 y puesto a disposición del NKO. Esta información viene debidamente anotada por la wiki en el diccionario biográfico de la Gran Guerra Patriótica, y yo la he confirmado en la obra citada (p. 101) en la nota 35 de mi mensaje anterior.

Bien, sigue la wiki rusa diciendo que entre el 22 de diciembre de 1941 y el 4 de enero de 1943 fue comandante de la 461ª División de Infantería (reorganizada luego como 69ª División de Infantería). Como consecuencia de los combates ocurridos el 1 de enero de 1943, se informa que Bogdanov fue relevado del mando de su división, y que entre el 21 de marzo y el 31 de mayo de 1943 fue comandante del 127º Regimiento de Fusiles de Guardias de la 42ª División de Fusiles de Guardias. Finalmente, del 5 de septiembre de 1943 al 11 de mayo de 1945 fue comandante de la 8ª División Aerotransportada de Guardias (reorganizada el 29 de diciembre de 1944 como 107ª División de Fusiles de Guardias). Acabó la guerra con el grado de mayor general.

Toda la información que he encontrado gira en torno a esta información de la wiki. Tengo un poco más de información de Bogdanov de los libros consultados para este hilo, pero se refieren casi exclusivamente a su papel en Khalkhin-Gol.

Evidentemente, el error de Sokolov me hizo creer que había encontrado la solución para la omisión de Bogdanov en las memorias de Zhukov, pero ya no se sustenta. Sin embargo, lo de Bogdanov es un misterio para mí. ¿Por qué?

En 1939 era un comandante de brigada (la graduación de oficiales generales -mayor general, teniente general...- no se había establecido entonces en el Ejército Rojo, sino que se designaba los grados por “comandante de brigada”, “comandante de cuerpo”, o “comandante de 1º rango”, etc.), lo que le facultaba para mandar una división. Y acabó la guerra con ese mismo grado, pues mayor general era equivalente a comandante de brigada.

Por lo de Khalkhin-Gol -el plan, preparativos y desarrollo de la ofensiva de 20 de agosto de 1939- todo da a entender que Bogdanov era un oficial de estado mayor capacitado, y mucho más tras las repercusiones mitológicas sobre esa batalla. La sentencia a cuatro años en un campo de trabajo por lo del asunto de la negociación fronteriza con los japoneses puede explicar su “letargo” promocional y sus comisiones como comandante de una división de infantería. Pero resulta extraordinariamente raro que sólo acabase la guerra con el mismo grado que obtuvo en 1939, a pesar de dicha sentencia, de ser destituido como comandante de la 69ª, de ser comisionado al mando de un regimiento y luego al mando de una división de élite (la 8ª AEG). Me pregunto por qué no siguió carrera, tras ser levantada su condena en el verano de 1941, como oficial de estado mayor, y me pregunto, finalmente, por qué su nombre no sólo no apareció en las memorias de Zhukov, sino, salvo unas pocas líneas, en las obras biográficas ruso-soviéticas, las que yo he consultado, de la Gran Guerra Patriótica. Un misterio.

Saludos cordiales
JL
"Dioses, no me juzguéis como un dios
sino como un hombre
a quien ha destrozado el mar" (Plegaria fenicia)

maxtor
Colaborador económico
Mensajes: 322
Registrado: Vie Dic 03, 2010 3:12 pm

Re: Zhukov y Khalkhin-Gol

Mensajepor maxtor » Vie Nov 09, 2012 6:11 pm

Saludos cordiales.

Respecto al tema de Bogdanov, me atrevo a realizar la siguiente anotación, por si sirve de algo o simple curiosidad por la coincidencia del nombre. En el libro del historiador Constantine Pleshakov, "La locura de Stalin", en la página 34 se hace referencia a un tal Pavel Bogdanov en calidad de general del ejército que se unió a los nazis, era un general de división, y en el libro se hace referencia a que era un general veterano, que durante el Gran Terror, había perdido temporalmente su carné del Partido por haberse acostado con una mecanógrafa "directamente relacionada con tres enemigos del pueblo" (Reshin, VIZh 1,º1993, pp. 31 - 32). En junio de 1941 estuvo al mando de la 48 División en el Frente Noroeste, que quedó arrasado en tres días, posteriormente hecho prisionero en el campo delató a dos comisarios que fueron fusilados; más tarde se uniría al Segundo Escuadrón Ruso de la SS.

No sé si será el mismo Bogdanov, o estamos ante un error de imprenta o de transcripción, y si fuera ese Pavel Bogdanov por lo referido anteriormente no me extrañaría que su nombre hubiera sido completamente purgado de las memorias de Zhukov, u otros generales, tal y como ha comentado Jose Luis, es una posibilidad más que real.

Saludos desde Benidorm.
Imagen

Avatar de Usuario
José Luis
Administrador
Administrador
Mensajes: 8930
Registrado: Sab Jun 11, 2005 3:06 am
Ubicación: España

Re: Zhukov y Khalkhin-Gol

Mensajepor José Luis » Vie Nov 09, 2012 7:31 pm

¡Hola a todos!

¡Hola, maxtor! No, el Pavel Bogdanov que cita Constantine Pleshakov nada tiene que ver con nuestro M. A. Bogdanov de Khalkhin-Gol ni con el oficial de artillería M. B. Bogdanov que Sokolov confundió con el anterior. Las confusiones no son difíciles, pues hubo bastantes oficiales de apellido Bogdanov.

Tu Pavel Bogdanov (1900-1950) fue nombrado comandante de la 48ª División de Infantería en 1939 y el 4 de junio de 1940 sería promocionado a mayor general. El 17 de julio de 1941 se rendiría voluntariamente a los alemanes, permaneciendo en un campo de prisioneros de guerra en Suwalki. De aquí, tras decidir cooperar con los alemanes, fue trasladado a Alemania. Luego sería juzgado y sentenciado a muerte el 24 de abril de 1950. Nombre de entrada en la wiki rusa Па́вел Васи́льевич Богда́нов.

Saludos cordiales
JL
"Dioses, no me juzguéis como un dios
sino como un hombre
a quien ha destrozado el mar" (Plegaria fenicia)

maxtor
Colaborador económico
Mensajes: 322
Registrado: Vie Dic 03, 2010 3:12 pm

Re: Zhukov y Khalkhin-Gol

Mensajepor maxtor » Sab Nov 10, 2012 12:53 am

José Luis escribió:Dado que el éxito de la planificada operación dependía en gran medida de una logística adecuada, sobre todo teniendo en cuenta las grandes pérdidas que en hombres y material había sufrido el cuerpo de Zhukov hasta el 25 de julio, no cabe duda alguna que Stern jugó un papel decisivo en la viabilidad del plan, cuestión esta reconocida por Zhukov en sus memorias. Sin embargo, creo que Roberts se equivoca al nombrar a Bogdanov como jefe de estado mayor de Stern, pues era en realidad el jefe de estado mayor de Zhukov, es decir del 1º Grupo de Ejército (28).
JL


Saludos cordiales.

El historiador David M. Glantz en su libro "Cuando Chocan los Titanes, ¿Cómo el ejército rojo detuvo a Hitler?, en su página 11 en la introducción refiere que S.I. Bogdanov fue el jefe de estado mayor de Zhukov en Khalkhin-Gol, y no de Stern, por lo que parece confirmarse dicho dato y que después fue comandante del 2º Ejército de Tanques de la Guardia, una de las formaciones mecanizadas de elite que derrotaron a Alemania. Si bien, sí que varían en cuanto al nombre ya que Glantz cita a un tal S.I. Bogdanov y no S.A. Bogdanov.

José Luis escribió:¡

Bien, sigue la wiki rusa diciendo que entre el 22 de diciembre de 1941 y el 4 de enero de 1943 fue comandante de la 461ª División de Infantería (reorganizada luego como 69ª División de Infantería). Como consecuencia de los combates ocurridos el 1 de enero de 1943, se informa que Bogdanov fue relevado del mando de su división, y que entre el 21 de marzo y el 31 de mayo de 1943 fue comandante del 127º Regimiento de Fusiles de Guardias de la 42ª División de Fusiles de Guardias. Finalmente, del 5 de septiembre de 1943 al 11 de mayo de 1945 fue comandante de la 8ª División Aerotransportada de Guardias (reorganizada el 29 de diciembre de 1944 como 107ª División de Fusiles de Guardias). Acabó la guerra con el grado de mayor general.

JL


Con los datos biográficos de los diferentes destinos que aporta la wilki rusa desconozco si es la misma persona, ya que no observo el destino que comenta D. Glantz de comandante del 2º Ejercito de Tanques de la Guardia. La diferencia puede ser en el nombre que Glantz señala como S.I. Bogdanov. Bueno, espero no ser muy pesado pero la verdad es que me ha interesado bastante el tema.
Imagen

Avatar de Usuario
José Luis
Administrador
Administrador
Mensajes: 8930
Registrado: Sab Jun 11, 2005 3:06 am
Ubicación: España

Re: Zhukov y Khalkhin-Gol

Mensajepor José Luis » Sab Nov 10, 2012 6:24 am

¡Hola a todos!

Maxtor, el maestro Glantz también se confunde al citar a Semen Ilich Bogdanov como el Bogdanov de Khalkhin-Gol. Este que cita Glantz fue, efectivamente, el famoso comandante de tanques (culminó su carrera siendo comandante del 2º Ejército de Tanques [más tarde de Guardias]) y el oficial más famoso con dicho apellido en la IIGM. Tengo los detalles más importantes de su carrera en el Red Army Tank Commanders de Richard N. Armstrong (1994), capítulo 2, pp. 101-159.

El Bogdanov de Khalkhin-Gol es el que he citado, Mikhail A. Bogdanov. De esto no hay duda alguna. El problema (misterio) es la gran laguna biográfica que hay en la historiografía soviético-rusa sobre él. Una circunstancia que, como puedes observar, ha llevado a la confusión a bastantes historiadores (incluidos rusos) y a este humilde servidor.

Saludos cordiales
JL
"Dioses, no me juzguéis como un dios
sino como un hombre
a quien ha destrozado el mar" (Plegaria fenicia)

Avatar de Usuario
Audie Murphy
Moderador
Moderador
Mensajes: 3565
Registrado: Dom Oct 09, 2005 7:38 am

Re: Zhukov y Khalkhin-Gol

Mensajepor Audie Murphy » Sab May 17, 2014 1:23 pm

Escena de combates del filme coreano "Mai wei" (2011)


Un poco de material gráfico sobre el poco conocido conflicto soviético-japonés
Imagen
fuente: magazine "Armchair General" julio 2014 p66

Imagen
fuente: magazine "Armchair General" julio 2014 p64


Y un enlace con 14 páginas de fotos en
http://forum.axishistory.com/viewtopic. ... 5104502972

por ejemplo
Imagen
fuente http://forum.axishistory.com/download/f ... ?id=173869

y donde no faltan tampoco las instantáneas que cuidan la estética propagandística propia de la época
Imagen
fuent http://forum.axishistory.com/download/f ... ?id=169948, "Land Warfare" by Martin Dougherty.
"El mal existe cuando las personas buenas no hacen lo que es correcto"


Volver a “Doctrina militar”

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 2 invitados