Kharkov. Mayo 1942

La guerra en el este de Europa

Moderadores: José Luis, Audie Murphy

Avatar de Usuario
Paco Pepe
Miembro
Miembro
Mensajes: 70
Registrado: Mar Ago 16, 2011 11:44 am
Ubicación: Asturias. España

Kharkov. Mayo 1942

Mensaje por Paco Pepe » Jue Jun 07, 2012 12:12 am

Hola, un saludo

LA BATALLA DE KHARKOV. MAYO 1942

Pretendo hacer aquí un aporte relativo a la que es conocida como Segunda Batalla de Kharkov de mayo de 1942; la Operación Ofensiva del Frente Suroeste soviético llevada a cabo del 12 al 20 de Mayo de 1942, a lo largo del eje de Kharkov y la batalla defensiva de los Frentes Suroeste y Sur soviéticos por repeler el contragolpe del Grupo de Ejércitos Sur alemán en la cabeza de puente de Barvenkovo del 17 al 28 de Mayo de 1942. Para ello utilizaré como fuente principal el libro de David Glantz Kharkov 1942. Anatomy of a Militar Disaster. Sarpedon, 1998; un libro cuyo núcleo principal está formado por el Estudio del Estado Mayor General soviético sobre la Operación en Kharkov, elaborado en 1951. Debido a la extensión del trabajo lo iré presentando en varios mensajes, citando en el último el resto de fuentes utilizadas.

Desviaciones del plan operativo, pobre organización de la cooperación entre Frentes y una serie de errores operacionales del mando dieron como resultado una seria derrota de las fuerzas soviéticas en el sector sur del frente oriental en mayo de 1942, su retirada forzada más allá del rio Donets y un importante debilitamiento que tendría su influencia en la futura ofensiva de verano alemana, la Operación Blau.

PRELUDIO

Tras la poderosa embestida alemana del 22 de junio de 1941, que había logrado la sorpresa operacional y táctica, aniquilando a las fuerzas soviéticas situadas en la regiones fronterizas y había penetrado en la Unión Soviética hasta Leningrado, las puertas de Moscú y Rostov, infligiendo derrotas catastróficas a los soviéticos, destruyendo o capturando ingentes cantidades de hombres y material en enormes batallas de cerco, bien es verdad que a costa de sufrir importantes pérdidas que iban debilitando paulatinamente la capacidad ofensiva de la Wehrmacht; la Stavka había logrado durante los meses de noviembre y diciembre levantar reservas estratégicas que primero detuvieron a los alemanes y que luego los hicieron retroceder en la renombrada contraofensiva de Moscú de 5 de diciembre de 1941, continuada en enero y febrero de 1942.

A finales de febrero tras fuertes pérdidas y después de una lucha tenaz reforzada por la Haltebefehl, la orden de Hitler emitida el 16 diciembre de resistir a cualquier precio, los alemanes fueron capaces de detener el contragolpe soviético y estabilizar la situación, hasta que a finales de abril la rasputitsa trajo una pausa a las operaciones en el frente del este.

Por su parte, en el sector sur del frente, el 6º Ejército (von Reichenau) tomaba Sumy el 10 de octubre y luego Kharkov el 25 del mismo mes, mientras el 1er Grupo Panzer (von Kleist) que tras el espectacular (y posteriormente controvertido) cerco de Kiev a mediados de septiembre y la conocida por los alemanes como Batalla del Mar de Azov de primeros de octubre (donde en conjunción con el 11º Ejército de von Manstein el “PanzerGruppe” había tomado más de 100.000 prisioneros), había continuado avanzando, ocupando Stalino el 20 de octubre y Rostov el 21 de noviembre, era obligado ahora a retroceder empujado por las reservas estratégicas soviéticas hasta ocupar posiciones defensivas a lo largo del rio Mius, a unos 50 kilómetros al oeste de Rostov.

El 18 de enero los Ejércitos Soviéticos 6º, 57º y 9º golpearon a los alemanes cerca de Izium, al sur de Kharkov (Operación Barvenkovo-Lozovaia), en un ambicioso intento de aislar al 17º Ejército y al 1er Ejército Panzer, avanzando por detrás de ellos hasta el mar de Azov. Pese a que los germanos consiguieron detener a los soviéticos antes de alcanzar sus objetivos finales, estos lograron crear un saliente anclado en los cruces ferroviarios claves de Barvenkovo y Lozovaia, unos 130 kilómetros al sureste de Kharkov y con unos 100 kilómetros de profundidad y de anchura, que amenazaba tanto a Kharkov hacia el norte, como al Donbas al sur y el cual se convertiría en el escenario de la batalla en mayo de 1942.
Imagen

Operación Barvenkovo-Lozovaia. Fuente:Glantz, David. Kharkov 1942. Anatomy of a Militar Disaster. Sarpedon, 1998, Pag.19

Continua...

Un saludo
Imagen
En los más ilustres y gloriosos capitanes y emperadores del mundo, el estudio y la guerra han conservado la vecindad, y la arte militar se ha confederado con la lección. No ha desdeñado en tales ánimos la espada a la pluma. Docto símbolo de esta verdad es la saeta: con la pluma vuela el hierro que ha de herir.
Francisco de Quevedo (1580-1645) Escritor español.

Avatar de Usuario
Paco Pepe
Miembro
Miembro
Mensajes: 70
Registrado: Mar Ago 16, 2011 11:44 am
Ubicación: Asturias. España

Re: Kharkov. Mayo 1942

Mensaje por Paco Pepe » Jue Jun 07, 2012 9:40 pm

Hola, un saludo. Sigue...

PLANES ENFRENTADOS
A principios de primavera de 1942 tanto el Alto Mando Alemán como la Stavka buscaban recobrar la iniciativa y alcanzar los objetivos estratégicos que no habían conseguido en 1941 y principios de 1942.

La Stavka habia aprendido importantes lecciones de sus experiencias invernales, tras recoger y estudiar detallados informes sobre la naturaleza y causas de muchas de sus derrotas durante la ofensiva de invierno. Stalin y algunos miembros del liderazgo militar soviético estaban convencidos de que el colapso aleman estaba a punto de producirse, y en una visión simplista y de autoconfianza que recordaba a la actitud de Hitler y el OKH durante los primeros días de diciembre, pensaban que el empleo de unas pocas divisiones más podía producir la total derrota alemana. También creían que el objetivo de futuras acciones ofensivas alemanas podría ser el eje de Moscú, por lo que prepararon fuertes y profundas defensas en este sector mientras planeaban pasar a la ofensiva en cualquier otro lugar del frente tras la rasputitsa primaveral, de modo que las instrucciones iniciales de Stalin a la Stavka y al Estado Mayor fueron las de preparar al Ejército Rojo para conducir una “defensa estratégica activa”. Sin embargo, sin tener en cuenta las advertencias de Shaposhnikov (Jefe del Estado Mayor del Ejército Rojo), Vasilevsky (Jefe del Departamento de Operaciones del Estado Mayor) y Zhukov, que recomendaban prudencia, ordenó al Estado Mayor y comandantes de Frente planificar y conducir ofensivas locales en siete sectores del frente desde el Báltico hasta el Mar Negro, especialmente en Crimea y las regiones alrededor de Leningrado (Volkhov), Demiansk, Rzhev-Viazma, Briansk-Orel, Lgov-Kursk y Kharkov.

A principios de marzo, la Stavka emitió órdenes de ataque al Cuartel General de la Dirección Suroeste, cuyas fuerzas habían derrotado a los alemanes en Rostov en 1941 y habían penetrado en el Donbas en enero de 1942. En cumplimiento de estas órdenes el 7 de marzo el 38º Ejército del General Moskalenko golpeó las posiciones defensivas alemanas entre Staryi Saltov y Pechenegi a lo largo del rio Donets, al este de Kharkov. En duros combates las fuerzas de Moskalenko ganaron una cabeza de puente al otro lado del rio, que expandieron hasta una profundidad de 8 kilómetros. Mientras tanto, más al sur, el 6º Ejército del Frente Suroeste atacó a las fuerzas alemanas que defendian Balakleia, en la orilla este del Donets, pero con menos éxito. Los alemanes se mantuvieron en Balakleia y continuaron defendiendo la cabeza de puente en la orilla este entre Chuguev y Balakleia. Este éxito, aunque local en su naturaleza y claramente limitado, capturó la atención de Stalin y reforzó sus ideas preconcebidas relativas a la posibilidad de obtener importantes éxitos en la región de Kharkov, mediante el empleo de grandes fuerzas.

La operación en Kharkov fue propuesta por Timoshenko y los comandantes locales del Teatro Suroeste en una reunión de la Stavka a finales de marzo. Mientras que Zhukov era más partidario de consolidar posiciones frente a Moscú y Vasilevsky creía que: “la conducción de una defensa estratégica temporal, para reducir la capacidad ofensiva alemana en batallas defensivas contra defensas preparadas, perturbando los planes ofensivos alemanes y creando las condiciones necesarias para una contraofensiva del Ejército Rojo”, era la opción más realista para la primavera de 1942, el dictador georgiano pensaba en unos objetivos más ambiciosos. Su argumento era que una pronta acción ofensiva podía coger a los alemanes por sorpresa, golpeándolos antes de que tuvieran tiempo a completar su reacondicionamiento.

La versión inicial del plan del Teatro Suroeste era extremadamente ambiciosa. Consideraba una ofensiva general para avanzar más allá de la línea del Dnieper, desde Gomel en Bielorusia hasta Nikolaev en el Mar Negro (una línea que no se alcanzaría hasta la primavera de 1944). Tras las objeciones de Shaposnikov y el Estado Mayor el plan fue reducido a un ataque a Kharkov. La planificación se convirtió así en una mezcla, con Stalin aceptando las propuestas de Timoshenko para una ofensiva y las de Shaposhnikov relativas a la necesidad de reagruparse. Según reconocería Vasilevskii más tarde “una decisión para atacar y defender al mismo tiempo, en lo que sería el aspecto más vulnerable de todo el plan”.



En el lado alemán, Hitler definió los objetivos estratégicos, las prioridades operacionales y la secuencia de las futuras operaciones. Alemania reanudaría la ofensiva a principios de verano, una vez recuperada de la dura y costosa lucha invernal, concentrándose en el sector sur del frente donde se encontraban los objetivos económicos críticos de la Cuenca del Donets y la zona petrolífera del Cáucaso. Un avance por un terreno que parecía apropiado para las operaciones blindadas y que permitiría el cerco de un gran número de fuerzas soviéticas, tal como había ocurrido en el verano y el otoño de 1941, y el estrangulamiento económico de la URSS.

Esta sería la génesis de la Operación Blau, cuyo plan fue aprobado por Hitler el 5 de abril de 1942 (Directiva Nº 41) y que establecía dos objetivos para la campaña de verano:

1) Destruir la capacidad defensiva soviética definitivamente
2) Privar a la URSS de los recursos necesarios para continuar la guerra

Hitler buscaba, en el norte, hacerse con Leningrado y en el sur penetrar a través de la Cuenca del Donets hacia el Don y la región del Cáucaso para lograr el acceso a las materias primas, especialmente petróleo.


Imagen

Planificación de Blau y sus fases sucesivas. Fuente:Glantz, David. Kharkov 1942. Anatomy of a Militar Disaster. Sarpedon, 1998, Pag.23
Los alemanes llevaron a cabo una planificación adicional para completar el plan original de Blau. Por un lado la Operación Kremlin, una operación de la inteligencia alemana que pretendía reforzar la idea soviética de que Moscú iba a ser el eje de la ofensiva alemana de verano y por otro lado la Operación Fridericus: el 6º Ejército y el 1er Grupo Panzer debían hacer desaparecer el saliente de Barvenkovo mediante un ataque desde el norte y el sur de Izium, antes de comenzar Blau.

Esta última acción trasladaría la linea de inicio de la ofensiva más alla de la línea del Donets, simplificando de ese modo los problemas de despliegue y aprovisionamiento. También liberaría un gran número de formaciones alemanas que, en aquel momento, se hallaban inmovilizadas alrededor del perímetro de la bolsa. El 12 de mayo cuando las fuerzas soviéticas golpearon al norte y al sur de Kharkov, las fuerzas blindadas alemanas habían completado su despliegue para Fridericus, con catastróficas consecuencias para los rusos.
AREA DE OPERACIONES
El área de Kharkov era una región crucial en el frente germano-soviético. Localizada a medio camino entre Moscú y el Mar Negro, la ciudad se encontraba en el cruce de dos ejes estratégicos orientados hacia el este a través de la Unión Soviética, uno con origen en la región de Lvov y que pasaba por Kiev, Konotop, Kursk y Voronezh hacia el Volga y otro desde la frontera rumana por Dnepropetrovsk, el Donbas y Stalingrado en el Volga.
Kharkov era un importante objetivo tanto desde un punto de vista político, como económico y estratégico. Era la cuarta ciudad más grande de la URSS con 840.000 habitantes y el mayor centro industrial de Ucrania, aunque mucha de su industria y población había sido evacuada hacia el este.

Imagen

Ejes estratégicos en la Unión Soviética. Fuente:Glantz, David. Kharkov 1942. Anatomy of a Militar Disaster. Sarpedon, 1998, Pag.60
Los alemanes enfrentaban un problema en la primavera de 1942. La campaña propuesta en la Operación Blau preveía que los Grupos de Ejército Norte y Centro se mantuviesen a la defensiva mientras el Grupo de Ejércitos Sur llevaban a cabo la acción ofensiva a través de los dos ejes de la Rusia meridional hacia Voronezh y la curva del Don. Una vez que el avance comenzara a expandirse al este de Kharkov, no debían repetirse los errores de 1941 y Grupos de Ejércitos completos debían operar a lo largo de los dos ejes estratégicos: “B” hacia Voronezh y “A” hacia Stalingrado. Sin embargo cuando los planificadores alemanes decidieron, de manera demasiado optimista, operar en un tercer eje estratégico hacia el Cáucaso no había disponible un tercer Grupo de Ejércitos. Cuando trataron de fortalecer sus líneas con fuerzas no alemanas el resultado fue similar al del otoño de 1941: sobre-extensión de la fuerza, vulnerabilidad en los flancos y por último derrota catastrófica.

Al principio de la campaña de 1942 los planificadores soviéticos comprendieron perfectamente las realidades geográficas y la importancia de los dos ejes estratégicos que flanqueaban la región de Kharkov. Suponiendo que el principal ataque alemán iría dirigido a Moscú y habiendo detectado la concentración de reservas operacionales alemanas al norte y sur de Gomel (eje Konotop-Kursk) y en Kremenchug y Dnepropetrovsk (eje Donbass), los soviéticos preveían una repetición de la ofensiva alemana del otoño de 1941 hacia Moscú, cuando el avance desde el sur de Guderian había estado a punto de lograr sus objetivos. Su razonamiento era que un ataque a través de Kursk, al norte de Kharkov, habría de converger en Moscú, uniéndose al ataque del Grupo de Ejércitos Centro sobre la ciudad, mientras que un avance secundario al sur de Kharkov amenazaría Rostov y la curva del Don. Por lo tanto, Timoshenko y Stalin suponían que la región de Kharkov, debido a su importancia estratégica, era el lugar adecuado para lanzar un ataque que desbaratara la ofensiva de verano alemana.

Timoshenko creía que sus fuerzas podrían derrotar a los alemanes al este del Dnieper y de esta manera impedir el ataque secundario alemán hacia Rostov y debilitar el que se pensaba principal ataque hacia Moscú. El plan de Stalin, menos ambicioso, pretendía lo mismo aunque a una menor escala. Ambas evaluaciones de la importancia de Kharkov eran correctas pero a la luz de las verdaderas intenciones estratégicas alemanas estas resultaban irrelevantes.
CARACTERISTICAS GEOGRAFICAS DE LA ZONA DE OPERACIONES

La región se encuentra situada en la parte noroeste de Ucrania, con un importante número de áreas habitadas conectadas ampliamente por ferrocarril, carreteras y caminos. De norte a sur la región es atravesada por el rio Donets, a lo largo del cual se situaban las defensas avanzadas de ambos contendientes. La anchura del rio variaba entre los 10-20 metros en los lugares más estrechos del curso alto y los 100 metros en el curso medio, con la orilla occidental más elevada que la oriental.

Los soviéticos ocupaban dos cabezas de puente en la orilla derecha (oeste) del rio: Staryi Saltov con una profundidad de 9 kilómetros y una anchura de 40 para una extensión de unos 200 kilómetros cuadrados y Barvenkovo con una profundidad de 80 kilómetros en un frente de unos 300 y una extensión total de 6.800 kilómetros cuadrados. Por su parte los alemanes mantenían una cabeza de puente en la región de Chuguev con una profundidad de 52 kilómetros, una anchura de más de 100 y una extensión de 1.400 kilómetros cuadrados y otra al este de Belgorod de 12 kilómetros de profundidad, 37 de anchura y un área de 200 kilómetros cuadrados.

El terreno se encontraba atravesado por numerosos ríos menores y arroyos, con su cauce muy aumentado por el deshielo primaveral, lo que obligaba a las fuerzas atacantes a construir cruces para superarlos. El terreno era predominantemente abierto y llano con poco camuflaje natural, aunque en la región de Staryi Saltov y en el eje de Kharkov era más accidentado. Como era habitual cuando llegaban las lluvias primaverales la mayoría de las carreteras se convertían en ríos de barro por los que era difícil transitar.

Las condiciones meteorológicas fueron difíciles en la primera mitad del mes de mayo con abundantes lluvias y nubes bajas que impedían las operaciones aéreas. Los aeródromos sin pistas de aterrizaje acondicionadas quedaron inoperativos y sólo pudieron utilizarse en la segunda mitad del mes.

En conjunto, la región era adecuada para conducir operaciones ofensivas y defensivas con un uso extensivo de todas las armas de combate.


Continua...

Un saludo
Imagen
En los más ilustres y gloriosos capitanes y emperadores del mundo, el estudio y la guerra han conservado la vecindad, y la arte militar se ha confederado con la lección. No ha desdeñado en tales ánimos la espada a la pluma. Docto símbolo de esta verdad es la saeta: con la pluma vuela el hierro que ha de herir.
Francisco de Quevedo (1580-1645) Escritor español.

Avatar de Usuario
Paco Pepe
Miembro
Miembro
Mensajes: 70
Registrado: Mar Ago 16, 2011 11:44 am
Ubicación: Asturias. España

Re: Kharkov. Mayo 1942

Mensaje por Paco Pepe » Sab Jun 09, 2012 12:03 pm

Hola, un saludo. Sigue...

ORDENES DE BATALLA Y CORRELACION DE FUERZAS

ORDEN DE BATALLA SOVIETICO

FRENTE DEL SUROESTE (MARISCAL S. K. TIMOSHENKO)
Comandante Asistente: Teniente General A. I Kostenko
Comisario: Comisario de División K.A. Gurov
Jefe de Estado Mayor: Coronel General I. K. Bagramian

21º EJERCITO (TENIENTE GENERAL V.N. GORDOV)
Jefe de Estado Mayor: Mayor General A.I. Davilov

76ª División de Fusiles (Coronel G.G. Voronin)
227ª División de Fusiles (Coronel G.A. Ter-Gasparian)
293ª División de Fusiles (Mayor General P.F. Lagutin)
10ª Brigada de Tanques

28º EJERCITO (TENIENTE GENERAL D. I. RIABYSHEV)

13ª División de Fusiles de la Guardia (Mayor General A. I. Rodimtsev)
38ª División de Fusiles (Coronel N.P. Dotsenko)
162ª División de Fusiles (Coronel M. I. Matveev)
169ª División de Fusiles (Mayor General S. M Rogachevsky)
175ª División de Fusiles (Mayor General A. D. Kuleshchev)
244ª División de Fusiles (Coronel Afansiev)
6ª Brigada de Tanques de la Guardia (Teniente Coronel M.K. Skuba)
57ª Brigada de Tanques (Mayor General V. M.Alekseev)
84ª Brigada de Tanques
90ª Brigada de Tanques (Teniente Coronel M. I. Malyshev)
3er Cuerpo de Caballería de la Guardia (Mayor General V.D. Kriuchenkin), formado por:

5ª División de Caballería de la Guardia (Mayor General M.F Maleev)
6ª División de Caballería de la Guardia (Coronel A.I. Belogorsky)
32ª División de Caballería
34ª Brigada de Fusiles Motorizada

38º EJERCITO (TENIENTE GENERAL K.S MOSKALENKO)
Comandante Asistente: Mayor General G.I.Sherstiuk
Comisario: Comisario de División N.G Kudinov
Jefe de Estado Mayor: Coronel S.I Ivanov

81ª División de Fusiles (Coronel F.A. Pimenov)
124ª División de Fusiles (Coronel A. K. Berestov)
199ª División de Fusiles
226ª División de Fusiles (Mayor General A.V. Gorbatov)
300ª División de Fusiles
304ª División de Fusiles
13ª Brigada de Tanques (Teniente Coronel I.T Klimenchuk)
36ª Brigada de Tanques (Coronel T.I. Tanaschishin)
133ª Brigada de Tanques (Teniente Coronel N.M. Bubnov)

6º EJERCITO (TENIENTE GENERAL A.M. GORODNIANSKY)
Comisario: Comisario de Brigada A.I. Vlasov
Jefe de Estado Mayor: Mayor General A.G. Batiunia

41ª División de Fusiles (Coronel V.G. Baersky)
47ª División de Fusiles (Mayor General F.P. Matykin)
103ª División de Fusiles (Coronel D. Chanyshev)
248ª División de Fusiles (Coronel A.A. Mishchenko)
253ª División de Fusiles (Teniente Coronel M.G. Grigorev)
266ª División de Fusiles (Coronel A.A. Tavantsev)
337ª División de Fusiles (Mayor General I.V. Vasilev)
411ª División de Fusiles (Coronel M.A. Pesochin)
5ª Brigada de Tanques de la Guardia
37ª Brigada de Tanques
38ª Brigada de Tanques
48ª Brigada de Tanques (Coronel A.P. Silnov)
21º Cuerpo de Tanques (Mayor General G.I. Kuzmin), formado por:

64ª Brigada de Tanques
198ª Brigada de Tanques
199ª Brigada de Tanques
4ª Brigada de Rifles Motorizada

23º Cuerpo de Tanques (Mayor General E.G. Pushkin),formado por:

6ª Brigada de Tanques
130ª Brigada de Tanques
131ª Brigada de Tanques
23ª Brigada de Rifles Motorizada


GRUPO DE EJERCITO BOBKIN (MAYOR GENERAL L.V. BOBKIN)
270ª División de Fusiles (Mayor General Z.I. Kutlin)
393ª División de Fusiles
6º Cuerpo de Caballería (Mayor General A.A. Noskov), formado por:

26ª División de Caballería
28ª División de Caballería (Coronel L.N. Sakovich)
49ª División de Caballería (Coronel T.V. Dedeogly)
7ª Brigada de Tanques (Coronel I.A. Iurchenko)

RESERVAS
71º Batallón independiente de Tanques
92º Batallón independiente de Tanques
132º Batallón independiente de Tanques
277ª División de Fusiles (Coronel V.G. Chernov)
343ª División de Fusiles (Mayor General I.A. Naumenko)
2º Cuerpo de Caballería (Coronel G.A. Kovalev), formado por:

38ª División de Caballería
62ª División de Caballería
70ª División de Caballería


FRENTE SUR (CORONEL GENERAL R.I MALINOVSKY)
Comandante Asistente: Mayor General L.V. Vetoshnikov
Comisario: Comisario de División L.P. Korniets
Jefe de Estado Mayor: Mayor General A.I Antonov

57º EJERCITO (TENIENTE GENERAL K.P PODLAS)
Comisario: Comisario de Brigada A.I. Popenko
Jefe de Estado Mayor: Mayor General A. F. Anisov

14ª División de Fusiles de la Guardia (Mayor General I.M. Shepetov)
99ª División de Fusiles (Coronel V. Lopatin)
150ª División de Fusiles (Mayor General D.G. Egorov)
317ª División de Fusiles (Coronel D.I. Iakovlev)
351ª División de Fusiles (Coronel N.U. Gursky)
92º Batallón de Tanques Independiente

9º EJERCITO (MAYOR GENERAL F.M. KHARITONOV)
Comisario: Comisario de División K.V. Krainiukov
Jefe de Estado Mayor: Mayor General E.K.Korzhenevich

51ª División de Fusiles (Teniente Coronel B.K. Aliev)
106ª División de Fusiles
216ª División de Fusiles
333ª División de Fusiles (Mayor General Y.S. Dashevsky)
335ª División de Fusiles
341ª División de Fusiles (Coronel A.I Shagin)
349ª División de Fusiles
78ª Brigada de Fusiles
51ª Brigada de Tanques
121ª Brigada de Tanques

RESERVAS
5º Cuerpo de Caballería (Mayor General I.A. Pliev), formado por:

30ª División de Caballería (Coronel V.S. Golovsky)
34ª División de Caballería (Coronel A.N Inauri)
60ª División de Caballería
12ª Brigada de Tanques

De otros sectores del Frente
278ª División de Fusiles
296ª División de Fusiles
3ª Brigada de Tanques
15ª Brigada de Tanques
242ª División de Fusiles (Coronel A.M. Koshkin)
114ª Brigada de Tanques (Teniente Coronel V. Kurilenko)



ORDEN DE BATALLA ALEMAN

GRUPO DE EJERCITOS SUR (MARISCAL FEDOR VON BOCK)
Jefe de Estado Mayor: General de Infantería Georg von Sodenstern
Oficial de Operaciones (Ia): Coronel August Winter

6º EJERCITO (General de Tropas Panzer Friedrich Paulus)
Jefe de Estado Mayor: Teniente General Arthur Schmidt
Oficial de Operaciones (Ia): Coronel Helmuth Voelter

XXIX CUERPO DE EJÉRCITO (General de Infantería Hans von Obstfelder)
57ª División de Infantería (Teniente General Oskar Blumm)
75ª División de Infantería (Teniente General Ernst Hammer)
168ª División de Infantería (Teniente General Dietrich Kraiß)
102ª Brigada de Infantería Húngara (Disuelta)

XVII CUERPO DE EJÉRCITO (Coronel General Karl Strecker)
79ª División de Infantería (Teniente General Richard Graf von Schwerin)
294ª División de Infantería (General de Infantería Johannes Block)

LI CUERPO DE EJÉRCITO (General de Artillería Walter von Seydlitz-Kurzbach)
44ª División de Infantería (Teniente General Heinrich Deboi)
297ª División de Infantería (General de Artillería Max Pfeffer)

VIII CUERPO DE EJÉRCITO (Coronel General Walter Heitz)
108ª División Ligera de Infantería (Húngara)
62ª División de Infantería (Teniente General Rudolf Friedrich)
454ª División de Seguridad (Teniente General Hellmuth Wagner)

RESERVAS
3ª División Panzer (Teniente General Hermann Breith)
23ª División Panzer (Teniente General Hans Freiherr von Boineburg-Lengsfeld)
113ª División de Infantería (Teniente General Hans-Heinrich Sixt von Arnim)
71º División de Infantería (General de Infantería Alexander von Hartmann)
305ª División de Infantería (Teniente General Kurt Oppenländer) (Acercándose a Kharkov por el oeste)

GRUPO DE EJERCITO VON KLEIST (Coronel General Ewald Von Kleist)

17º EJERCITO (Coronel General Richard Ruoff)
Jefe de Estado Mayor: Mayor General Vincenz Müller
Oficial de Operaciones (Ia): Coronel Fritz Wentzell

XI CUERPO DE EJÉRCITO (General de Infantería Joachim von Kortzfleisch)
4º EJÉRCITO RUMANO
VI CUERPO DE EJÉRCITO (Rumano)
68ª División de Infantería (un Regimiento) (Teniente General Robert Meißner)
298ª División de Infantería (Teniente General Arnold Szelinski)
1ª División de Infantería (Rumana)
2ª División de Infantería (Rumana)
4ª División de Infantería (Rumana)

1er EJERCITO PANZER (Coronel General Ewald Von Kleist)
Jefe de Estado Mayor: Mayor General Ernst-Felix Faeckenstedt
Oficial de Operaciones (Ia): Coronel Wolfgang Hauser

III CUERPO PANZER (Coronel General Eberhard von Mackensen)
1ª División de Montaña (Teniente General Hubert Lanz)
14ª División Panzer (General de Tropas Panzer Friedrich Kühn)
100ª División Ligera de Infantería (Teniente General Werner Sanne)
60ª División Infantería Motorizada (Teniente General Otto Kohlermann)

XXXXIV CUERPO DE EJÉRCITO (General de Artillería Maximilian de Angelis)
97ª División Ligera de Infantería (Teniente General Ernst Rupp)
68ª División de Infantería (Teniente General Robert Meißner)
257ª División de Infantería (Teniente General Karl Gümbel)

LII CUERPO DE EJÉRCITO (General de Infantería Eugen Ott)
101ª División Ligera de Infantería (Teniente General Erich Diestel)
295ª División de Infantería (General de Artillería Rolf Wuthmann)

RESERVAS
20ª División de Infantería (Rumana)
16ª División Panzer (Coronel General Hans-Valentin Hube)
384ª División de Infantería (Teniente General Eccard Freiherr von Gablenz)
389ª División de Infantería (Coronel General Erwin Jaenecke)


A continuación unas tablas con la correlación de fuerzas de ambos contendientes:

Imagen
Fuente: Glantz, David. Kharkov 1942. Anatomy of a Militar Disaster. Sarpedon, 1998, Pag.111

Imagen
Fuente: Glantz, David. Kharkov 1942. Anatomy of a Militar Disaster. Sarpedon, 1998, Pag.111

Imagen
Fuente: Glantz, David. Kharkov 1942. Anatomy of a Militar Disaster. Sarpedon, 1998, Pag.111

Imagen
Fuente: Glantz, David. Kharkov 1942. Anatomy of a Militar Disaster. Sarpedon, 1998, Pag.112

Continua...

Un saludo
Imagen
En los más ilustres y gloriosos capitanes y emperadores del mundo, el estudio y la guerra han conservado la vecindad, y la arte militar se ha confederado con la lección. No ha desdeñado en tales ánimos la espada a la pluma. Docto símbolo de esta verdad es la saeta: con la pluma vuela el hierro que ha de herir.
Francisco de Quevedo (1580-1645) Escritor español.

Avatar de Usuario
Paco Pepe
Miembro
Miembro
Mensajes: 70
Registrado: Mar Ago 16, 2011 11:44 am
Ubicación: Asturias. España

Re: Kharkov. Mayo 1942

Mensaje por Paco Pepe » Sab Jun 09, 2012 7:03 pm

Hola, un saludo. Sigue...

EL CURSO DE LAS OPERACIONES DE COMBATE

PRIMERA FASE: LA OFENSIVA DEL FRENTE SUROESTE (12-16 DE MAYO 1942)
La ofensiva comenzó a las 0630 con una preparación artillera de 60 minutos, continuada con un ataque aéreo de 15-20 minutos sobre posiciones artilleras y puntos fuertes en el principal cinturón defensivo alemán.

A las 0730 la infantería, con apoyo blindado pasó al ataque (21º, 28º y 38º Ejércitos) penetrando entre 1-3 kilómetros durante la primera mitad del día, recibiendo fuego desde una gran cantidad de posiciones que no habían sido eliminadas y contraataques de las reservas tácticas alemanas, sobre todo en el sector del 28º Ejército, donde el avance fue menos consistente que en los flancos (21º y 38º Ejércitos). A mediodía, Moskalenko, comandante del 38º Ejército comprendió que aunque los alemanes estaban empleando reservas divisionales para lanzar contraataques, retenían aun reservas operacionales para futuras acciones en los accesos a Kharkov.

A última hora de la tarde el Mando soviético descubrió el porqué de lo costoso del combate: informes de inteligencia determinaron que se enfrentaban a dos divisiones alemanas (71ª y 294ª) en lugar de a una como creían en principio. Al mismo tiempo se había detectado movimiento alemán en dirección norte desde el saliente de Chuguev y una concentración blindada al este de Kharkov. Todavía era más inquietante el hecho de que documentos capturados parecían indicar que los alemanes conocían de antemano la posibilidad del ataque y por lo tanto se habían reforzado en consecuencia. Al final del día las fuerzas del 28º Ejército y formaciones del 21º y 38º Ejércitos habían avanzado 2-4 kilómetros en el centro y 6-10 kilómetros en los flancos del sector de la ofensiva, con los alemanes manteniéndose en las áreas bien fortificadas de Varvarovka y Ternovaia.
Imagen
Fuente:Glantz, David. Kharkov 1942. Anatomy of a Militar Disaster. Sarpedon, 1998, Pag.115

Desde los primeros momentos de la ofensiva, el 6º Ejército alemán dirigió sus esfuerzos principales a mantener su primer y principal cinturón defensivo, utilizando reservas divisionales para llevar a cabo contraataques. Las divisiones de infantería 294º y 79º recibieron el ataque soviético y los alemanes comenzaron a reforzarlas con el 522º Regimiento de infantería (297º División de infantería) y unidades de la 3ª División Panzer, la 23ª División Panzer, 211º Regimiento de Infantería, 131º Regimiento de Infantería y 191º Regimiento de Infantería. Pese a que los soviéticos localizaron esta concentración de fuerzas, interpretaron erróneamente que estaba formada solo por las divisiones panzer, mientras que los regimientos de infantería pasaron desapercibidos. Al atardecer del 12 de mayo el Mando alemán se enfrentaba a una seria decisión: ¿Debía retirar las fuerzas reunidas para la Operación Fridericus (el ataque al sur de Kharkov) para usarlas al norte de Kharkov o debía usarlas para reforzar las decaídas líneas defensivas del 6º Ejército cerca de Taranovka? Tras convencer a Halder de que el 6º Ejército alemán “luchaba por su vida” von Bock pudo poner bajo el control de Paulus las unidades más importantes previstas para su empleo en Fridericus: la 23ª División Panzer, la 71ª División de Infantería y la 113ª División de Infantería.
Al amanecer del día 13 continuó la ofensiva soviética con fuerte apoyo aéreo, después de conseguir la superioridad aérea sobre el campo de batalla. Los alemanes resistían tenazmente en el punto fuerte clave de Ternovaia, pese a haber sido cercados al final del día, lo que ralentizó en avance del 28º Ejército. Aproximadamente a las 1300 los alemanes lanzaron un contragolpe en el flanco del 38º Ejército con elementos de la 3ª División Panzer y los regimientos de infantería 211º y 191º (pertenecientes a las 71ª División de Infantería) y con elementos de la 23ª División Panzer apoyados por el 131º Regimiento de Infantería (44º División de Infantería), poniendo en serio peligro el avance soviético que se encontraba en esos momentos a unos 12 kilómetros de los suburbios de Kharkov y causando a los soviéticos considerables bajas, que se contaban por miles. Como consecuencia, el papel del 38º Ejército en la ofensiva llegó a su fin, debiendo pasar a la defensiva.

A lo largo del día 14 de mayo los alemanes intentaron explotar el éxito del día anterior. Habiendo recuperado la superioridad aérea, la Luftwaffe era capaz de proteger las operaciones terrestres con fuerte apoyo aéreo táctico, concentrando sus bombarderos en los sectores de retaguardia y en las carreteras y cruces de ríos en el área de las operaciones de combate, mientras se lanzaban potentes contraataques con infantería y apoyo blindado.
Como resultado de las batallas del 12-14 de mayo el frente de penetración del “Grupo de Ataque Norte” se extendía unos 56 kilómetros con una profundidad de unos 20-25 kilómetros en las defensas alemanas. El exitoso avance en el centro creó una situación peligrosa para los alemanes, que no disponían de reservas importantes en este eje y se vieron obligados a transferirlas de otros sectores menos amenazados.

OFENSIVA DEL GRUPO SUR
Simultáneamente con el “Grupo Norte” a las 0730 del 12 de mayo y después de una preparación artillera de 60 minutos el “Grupo Sur” (6º Ejército del General Gorodniansky) atacó a las fuerzas alemanas del VIII y LI Cuerpos de Ejército. La ofensiva progresó con éxito durante estas primeras horas haciendo añicos las defensas alemanas a lo largo de un frente de 42 kilómetros con una profundidad de 15-20 kilómetros. La llegada de refuerzos permitió a los alemanes estabilizar la posición resistiendo en los puntos fuertes de Verkhnii Bishkin y Velikaia Bereka
Imagen
Fuente:Glantz, David. Kharkov 1942. Anatomy of a Militar Disaster. Sarpedon, 1998, Pag.133
El día 13 continuó la ofensiva con éxito, siendo penetradas las defensas germanas en un frente de 50 kilómetros de ancho, con una profundidad de 16 a 18 kilómetros en el eje operacional del 6º Ejército soviético. En dos días de combate la 108ª División Ligera Húngara y la 62ª División de Infantería fueron totalmente derrotadas y el Regimiento de Infantería 260º (113ª División de Infantería) sufrió severas pérdidas.
Para el día 14 y tras una intensa lucha la penetración de las defensas alemanas se había ampliado a un frente de 55 kilómetros con una profundidad de penetración de 25-40 kilómetros.
En el flanco izquierdo de Gorodniansky el Grupo de Ejércitos Bobkin, también había logrado penetrar las defensas alemanas, capturando Krasnograd el 15 de mayo y encontrándose al día siguiente a apenas 4 kilómetros de Poltava, el Cuartel General del Grupo de Ejércitos Sur y del 6º Ejército alemán.
Continua...

Un saludo
Imagen
En los más ilustres y gloriosos capitanes y emperadores del mundo, el estudio y la guerra han conservado la vecindad, y la arte militar se ha confederado con la lección. No ha desdeñado en tales ánimos la espada a la pluma. Docto símbolo de esta verdad es la saeta: con la pluma vuela el hierro que ha de herir.
Francisco de Quevedo (1580-1645) Escritor español.

Avatar de Usuario
Paco Pepe
Miembro
Miembro
Mensajes: 70
Registrado: Mar Ago 16, 2011 11:44 am
Ubicación: Asturias. España

Re: Kharkov. Mayo 1942

Mensaje por Paco Pepe » Dom Jun 10, 2012 11:42 am

Hola, un saludo. Sigue...


RESULTADO DE LAS OPERACIONES DE COMBATE ENTRE EL 12 Y EL 14 DE MAYO
Timoshenko se mostraba totalmente optimista en cuanto al desarrollo que había tenido la ofensiva hasta el momento y las perspectivas para la continuación de las operaciones. Sin embargo este optimismo no estaba basado en una consideración de las fuerzas y capacidades de las fuerzas propias y las del enemigo, sino más bien en suposiciones erróneas que habían sido la base para la planificación de la operación y que iban a ser refutadas por la realidad desde el comienzo de las batallas.

Timoshenko continuaba viendo la ofensiva del Frente Suroeste de forma aislada con respecto a las operaciones del Frente Sur. Creía el Mariscal que la posición del Frente Sur en el saliente de Barvenkovo estaba completamente protegida y que los alemanes eran incapaces de atacar en algún sector que no fuera el de Kharkov. En realidad, la ofensiva llevada a cabo por el flanco izquierdo del Frente Suroeste sólo puso en dificultades al flanco derecho del 6º Ejército alemán en el eje de Krasnograd. La penetración de las defensas alemanas en este eje creó una situación tan tensa que el Mariscal von Bock estuvo cerca de abandonar la operación ofensiva planeada por el Mando Supremo alemán. El 14 de mayo solicitó permiso al OKH para transferir tres divisiones desde el sur (Grupo von Kleist) para sellar la brecha al sur de Kharkov. Sin embargo la situación del centro del 6º Ejército a lo largo del eje de Kharkov era más estable como resultado del empleo de la 3ª División Panzer y la 23ª División Panzer. La pasividad del flanco derecho del Frente Suroeste permitió a los alemanes retirar parte de sus fuerzas en este sector y transferirlas a sectores más amenazados. Por otra parte la pasividad del Frente Sur permitió que el 13 de mayo el 17º Ejército y el 1er Ejército Panzer comenzaran a reagrupar sus fuerzas y a prepararse para contragolpear a lo largo del eje Izium-Barvenkovo sin impedimento.

Imagen

Tanque soviético preparado para el ataque.
Fuente:Glantz, David. Kharkov 1942. Anatomy of a Militar Disaster. Sarpedon, 1998


El éxito de la operación del Frente Suroeste dependía totalmente de alcanzar gran velocidad en la ofensiva. Sin embargo Timoshenko subestimó la capacidad alemana para maniobrar sus fuerzas y cometió errores de juicio a la hora de predecir el tiempo que les llevaría a los alemanes introducir sus reservas estratégicas en la batalla (que se había estimado en 5-6 días según el plan de operaciones). Como resultado de estos errores el problema de aumentar la velocidad de las operaciones no recibió la necesaria atención.

En el sector del “Grupo Norte” Timoshenko dio instrucciones al comienzo de la batalla que debilitaron al 28º Ejército, debido a la retirada de una división de fusiles y dos brigadas de tanques para repeler el contragolpe alemán en el sector del 38º Ejército y una división de fusiles para eliminar el punto fuerte alemán en Ternovaia.

Al final del día 14 de mayo de las ocho brigadas de tanques operando a lo largo de este eje, seis (13ª, 36ª, 57ª, 90ª, 133ª y 6ª de la Guardia) estaban encargadas de proteger el flanco izquierdo del “Grupo Norte” en lugar de participar activamente en la ofensiva. La 84ª Brigada de Tanques que debía operar con el 3er Cuerpo de Caballería de la Guardia había sufrido grandes pérdidas y sólo disponía de 13 carros. Al mismo tiempo ni todas las fuerzas del 38º Ejército ni todos los recursos disponibles de las unidades de ingenieros se emplearon contra las fuerzas alemanas que contraatacaban. Todos estos errores y la injustificada maniobra de fuerzas y equipo complicaron la ofensiva del “Grupo Norte” ya de por si ralentizada.

En el sector del “Grupo Sur” la intensificación de esfuerzos se llevo a cabo con mayor intención y de acuerdo con el plan, sin desviar fuerzas del segundo escalón para ejecutar misiones secundarias. Para el día 14 de mayo la iniciativa ofensiva estaba completamente en manos de los soviéticos. La captura de la línea entre Velikaia Bereka y Efremovka era el prerrequisito necesario para el empleo con éxito del segundo escalón en la penetración. En el momento en que las unidades del primer escalón del 6º Ejército del General Gorodniansky habían alcanzado esta línea, todas las reservas operacionales alemanas con la excepción de un regimiento de infantería estaban comprometidas en batalla. En este momento las reservas del 6º Ejército alemán eran utilizadas contra el “Grupo Norte” del Frente Suroeste. Las principales fuerzas aéreas alemanas estaban operando también en este sector, por lo tanto las condiciones para comprometer el grupo móvil en la penetración eran más favorables. Sin embargo al final del día 14 de mayo los cuerpos de tanques del segundo escalón (260 carros) y las divisiones de fusiles estaban lejos de la línea del frente. El 21º Cuerpo de Tanques (General Kuzmin) estaba a 42 kilómetros de las unidades de vanguardia del 6º Ejército soviético, el 23º Cuerpo de Tanques (General Pushkin) a 20 kilómetros y las divisiones de fusiles 248ª y 103ª a 20-40 kilómetros. Este distanciamiento hacía difícil el empleo en el momento adecuado, que venía dictado por la urgencia de la situación.

La decisión de Timoshenko de posponer el empleo del grupo móvil en la penetración a lo largo de este eje no fue la apropiada ni para la situación actual, ni para el desarrollo global de la operación y permitió a los alemanes ganar tiempo para consolidar el flanco derecho del 6º Ejército; mientras que la retirada del grupo de aviación que apoyaba al 6º Ejército soviético para repeler el contraataque de la 3ª División Panzer y la 23ª División Panzer, sin compensarla usando la aviación del Frente Sur complicó aún más las condiciones para el empleo en batalla de los grupos móviles del “Grupo Sur”.

Así, a pesar del hecho de que las defensas alemanas en el sector norte de la ofensiva habían sido penetradas a lo largo de un frente de 50 kilómetros y con una profundidad de 20-25 kilómetros, al final del día 14 de mayo el “Grupo Norte” no tenía posibilidad de llevar a cabo un posterior desarrollo exitoso de la ofensiva. Su fuerza de ataque (las divisiones de fusiles y brigadas de tanques del primer escalón) estaban demasiado agotadas por las batallas para penetrar el principal cinturón defensivo y por las luchas para repeler los contraataques de las reservas alemanas. Las fuerzas designadas para explotar el esfuerzo del primer escalón fueron usadas para la defensa en vez de para el ataque.
Las acciones exitosas del “Grupo Norte” durante los dos primeros días de la ofensiva atrajeron un considerable número de reservas alemanas al sector de la penetración. Esto hizo que fuera más sencillo para el “Grupo Sur” penetrar en profundidad las defensas tácticas enemigas en un corto periodo de tiempo y derrotar a las fuerzas defensoras a lo largo de este eje. Al final del día 14 de mayo del “Grupo Sur” había penetrado entre 25-50 kilómetros de las defensas alemanas en un frente de 55 kilómetros.

Imagen
Tanque alemán destruido durante un ataque soviético.
Fuente:Glantz, David. Kharkov 1942. Anatomy of a Militar Disaster. Sarpedon, 1998


Las fuerzas alemanas habían sufrido considerables bajas durante los combates del 12 al 14 de mayo: Los regimientos de infantería 208º y 515º (62ª División de Infantería), la 454ª División de Seguridad y cuatro batallones independientes habían sido completamente derrotados. Las divisiones de infantería 44ª, 62ª, 71ª, 79ª, 113ª y 294ª; la división ligera de infantería 108ª (Húngara) y las divisiones panzer 3ª y 23ª sufrieron fuertes pérdidas. Todos los prerrequisitos necesarios para el empleo en la explotación de la ruptura de las fuerzas del segundo escalón se habían cumplido. En estas circunstancias un poderoso golpe de los cuerpos de tanques soviéticos, apoyados por la aviación del Frente Sur hubieran sido el recurso más efectivo para desarrollar la ofensiva del “Grupo Sur” y para apoyar a las fuerzas del “Grupo Norte”. La negativa a emplear los segundos escalones para la explotación de la ruptura en el sector de la ofensiva del 6º Ejército los días 13 y 14 de mayo perjudicó al futuro desarrollo de las operaciones. Los alemanes dispusieron así de la oportunidad para reagrupar parcialmente sus fuerzas y organizar la defensa a lo largo de líneas intermedias.

A última hora de la tarde del 14 de mayo el Mando alemán tomo una serie de decisiones que iban a tener un inmenso impacto en el resultado de la operación y en todas las posteriores operaciones en el ala sur del Ostfront. El 4 de mayo el General von Kleist, Comandante del 1er Ejército Panzer había sido informado personalmente por Hitler en relación al desarrollo de la Operación Fridericus. Ahora von Kleist estaba reuniendo metódicamente a su ejército blindado para el ataque en Izium en el mismo momento en el que las posiciones alemanas al sur de Kharkov se estaban derrumbando y el saliente alemán en Slaviansk estaba expuesto a poderosos contraataques locales. Las actuales circunstancias hacían imposible llevar a cabo el ataque tal y como había sido planeado.

Von Bock tenía dos opciones. Podía implicarse directamente en la lucha por salvar al 6º Ejército siguiendo adelante con la Operación Fridericus y esperar que esto salvase al Ejército mandado por Paulus o podía conducir un ataque a menor escala con el 17º Ejército contra las defensas soviéticas al sur de Izium. En cualquier caso, las dos divisiones panzer del 6º Ejército estaban comprometidas en el combate en los accesos orientales de Kharkov y no estaban disponibles para participar en el contraataque inicial. Von Bock mantenía que un ataque limitado por parte del 17º Ejército no alcanzaría Izium y que por lo tanto no podría prestar un apoyo sustancial al 6º Ejército. Von Bock era partidario de reforzar el 17º Ejército con unidades adicionales procedentes del 1er Ejército Panzer, para posibilitar el alcanzar Izium, pero suponía que Hitler preferiría probablemente una tercera solución, la “gran solución”, que requeriría el empleo del 1er Ejército Panzer al completo tal y como estaba previsto en la planificación de Fridericus. Von Bock recomendó finalmente la última opción a Hitler y este la aprobó rápidamente, ordenando también sacar de Crimea toda la aviación que fuera posible, con el objetivo de apoyar el ataque. De esta forma el Mando alemán tomó la osada decisión de atacar tan pronto como fuera posible después de reunir sus fuerzas, sólo con la pinza sur de las fuerzas enmarcadas para Fridericus. Los panzer de von Kleist deberían de ganar el terreno elevado alrededor de Barvenkovo y luego avanzar hacia Balakleia para unirse al 6º Ejército y destruir las fuerzas soviéticas en Barvenkovo. La decisión no fue tomada a la ligera y en el último minuto a von Bock le asaltaron las dudas sobre la viabilidad de la operación. En palabras del Coronel Anton Freiherr von Bechtelzheim, Jefe del EM del XXIX Cuerpo de Ejército: “Justo antes de que el ataque comenzara, una seria crisis se desarrolló en el mando alemán. El 14 de mayo, después de que todas las ordenes para el ataque habían sido enviadas a las tropas, el Mariscal de Campo von Bock, Comandante del Grupo de Ejércitos, perdió de repente la confianza. En la atmosfera tensa que había creado el avance enemigo en Poltava y los potentes ataques enemigos en Slavyansk y Merefa, que apuntaban a la posibilidad de considerables refuerzos enemigos al oeste del Donets, propuso la cancelación del ataque, con su dudosa perspectiva de éxito y el envío de las fuerzas móviles y los blindados de von Kleist en un amplio y profundo movimiento hacia Dnepropetrovsk y Poltava. Allí, una vez contenida la ofensiva enemiga –al menos por un tiempo- deberían atacar en dirección este con la esperanza de ir eliminando paulatinamente al enemigo del saliente (…). Para espectadores imparciales, después de un periodo de más de diez años [von Bechtelzheim escribía en 1956 para la División Histórica del Ejército USA: “The Battle for Kharkov 1942” MS# L-023 Historical Division Headquarters US Army Europa 1956] resulta obvio que factores de tiempo y espacio no permitían a von Kleist ejecutar este movimiento lateral con suficiente velocidad para alcanzar su objetivo y que actuando de esta forma se habría perdido la última oportunidad para apoderarse de la iniciativa. Afortunadamente, esta era la opinión no sólo de von Kleist, Paulus y el Estado Mayor del Grupo de Ejércitos, sino también de Adolf Hitler, quien en una apresurada conversación telefónica desautorizó enérgicamente a von Bock y le ordenó mantenerse estrictamente fiel al plan de ataque desde el sur.”

De nuevo, como había ocurrido durante el invierno cuando había dictado su orden de resistir la ofensiva soviética a cualquier precio, la decisión de Hitler era la correcta. Esta decisión determinó el destino último de la actual ofensiva.
Continua...

Un saludo
Imagen
En los más ilustres y gloriosos capitanes y emperadores del mundo, el estudio y la guerra han conservado la vecindad, y la arte militar se ha confederado con la lección. No ha desdeñado en tales ánimos la espada a la pluma. Docto símbolo de esta verdad es la saeta: con la pluma vuela el hierro que ha de herir.
Francisco de Quevedo (1580-1645) Escritor español.

Avatar de Usuario
Paco Pepe
Miembro
Miembro
Mensajes: 70
Registrado: Mar Ago 16, 2011 11:44 am
Ubicación: Asturias. España

Re: Kharkov. Mayo 1942

Mensaje por Paco Pepe » Vie Jun 15, 2012 4:57 pm

Hola, un saludo. Sigue...


EL COMBATE CONTRA LAS RESERVAS OPERACIONALES ALEMANAS (15-16 DE MAYO)

GRUPO NORTE
De acuerdo con el plan de ataque, las fuerzas del 28º Ejército en cooperación con el 6º Ejército deberían proceder a la explotación de la ofensiva y capturar Kharkov desde el norte y el noroeste, llevando a cabo el posterior cerco y destrucción de la agrupación alemana en el área de Kharkov. Desarrollando el éxito de la ofensiva y cooperando con el 6º Ejército el 38º Ejército debía alcanzar el rio Udy en la región de Ternovoe para asegurar el cerco de los alemanes en el área de Chuguev. Las operaciones del 28º Ejército debían ser apoyadas en el norte por el avance del 21º Ejército y en el sur por el avance del centro y el flanco izquierdo del 38º Ejército contra el saliente de Chuguev.

En la mañana del 15 de mayo sólo el 21º Ejército y las dos divisiones del flanco derecho del 28º Ejército recibieron órdenes de continuar con la ofensiva. Las dos divisiones del flanco izquierdo del 28º Ejército y el 38º Ejército recibieron órdenes de consolidar el avance y apoyar el flanco del “Grupo de Ataque”. De todas formas las fuerzas del 21º Ejército no pudieron cumplir con la orden de continuar avanzando ante la creciente resistencia alemana. Tanto la 168ª División de Infantería alemana, transferida desde el norte en camiones y transportes blindados de personal, como la 3ª División Panzer, la 23ª División Panzer, la 71ª División de Infantería (dos regimientos) y la 44ª División de Infantería (un regimiento), apoyados por unidades aéreas, reanudaron sus contraataques contra las fuerzas soviéticas. Durante el día 16 ambos bandos se reagruparon sin conducir operaciones decisivas.

Durante el periodo del 13 al 15 de mayo el mando alemán transfirió desde Crimea hasta el teatro de operaciones, donde operaba el Fliegerkorps IV (General Pflugbeil), tres grupos de la 77ª Ala de Bombarderos en picado, dos grupos de la 27ª Ala de Bombarderos, tres grupos de la 51ª Ala de Bombarderos “Edelweiss”, tres grupos de la 55ª Ala de Bombarderos y un grupo de la 76ª Ala de Bombarderos, más un grupo de Stukas (14 de mayo) y un grupo de bombarderos (19 de mayo) desde el área frente a Moscú (Luftwaffenkommando Ost), principalmente a aeródromos en Artemovsk, Konstantinovka y Zaporozhe. Al mismo tiempo los soviéticos reforzaron su despliegue aéreo con la 220ª División de Cazas. Las formaciones blindadas soviéticas descubrieron de improviso que el movimiento a través del campo de batalla les iba a salir muy caro. Observados y ametrallados por los cazas y bombardeados por Stukas y bombarderos, les resultaba mucho más difícil el avance cuando la Luftwaffe hizo acto de presencia en superioridad.

Al final del día 16 de mayo la ofensiva soviética tenía buenas perspectivas de éxito en el eje del saliente de Chugev, donde las defensas alemanas habían sido debilitadas, defendiendo los 60 kilómetros de frente con diez batallones y sin apoyo blindado frente a las divisiones de fusiles 199ª y 304ª y la 114ª Brigada de Tanques.

GRUPO SUR

Después de penetrar las defensas alemanas, el papel principal en el desarrollo de la ofensiva por parte del “Grupo Sur” correspondía al 6º Ejército (General Gorodniansky). Los 15 kilómetros que separaban a los soviéticos del rio Berestovaia (la línea indicada por Timoshenko para el empleo del Cuerpo de Tanques en la penetración) debía ser alcanzada en un corto periodo de tiempo, debido a que el menor retraso podía proporcionar a los alemanes el tiempo necesario para organizar la defensa en esta línea utilizando fuerzas de la 113ª División de Infantería y la recién llegada 305ª División de Infantería.

El 15 de mayo, cuando el 6º Ejército soviético y el Grupo de Ejércitos Bobkin reiniciaron su ofensiva los alemanes activaron sus operaciones aéreas aprovechándose del debilitamiento de las unidades de cobertura aérea soviéticas. Durante todo el día la aviación alemana, operando en grandes grupos, causó importantes pérdidas en las unidades de vanguardia del “Grupo Sur” y ralentizó el avance de los cuerpos de tanques. Esto redujo la velocidad de la ofensiva del 6º Ejército y afectó al resultado de sus operaciones. Durante la segunda mitad del día 15 de mayo, las fuerzas del “Grupo Sur” habían creado las condiciones necesarias para el empleo del grupo móvil en la penetración del principal eje de avance y habían formado un sólido frente para proteger el flanco de la penetración. Sin embargo en este momento las unidades del grupo móvil estaban a 25-35 kilómetros del área de operaciones y no podían, por lo tanto, tomar parte en la penetración de la línea defensiva de retaguardia alemana para lograr la posterior libertad operacional.

La exitosa ofensiva del “Grupo Sur” el 15 de mayo creó una situación muy difícil al Mando alemán y las fuerzas alemanas hicieron todo lo posible por mantener sus posiciones a lo largo del rio Berestovaia a cualquier precio. De acuerdo con el plan alemán, el Grupo de Ejércitos von Kleist debía jugar el papel principal en eliminar la ofensiva soviética. Su contragolpe desde el sur contra el saliente de Barvenkovo habría de decidir el éxito de toda la operación defensiva alemana. Junto con este contraataque el Mando alemán también decidió ejecutar una serie de ataques con la intención de prevenir penetraciones soviéticas hacia el oeste, tras la línea de retaguardia y hacia el sur, lo que habría amenazado toda la defensa alemana frente al 57º Ejército (Frente Sur).

Con la llegada de unidades del Grupo de Ejércitos Bobkin a la región de Krasnograd los alemanes perdieron una importante línea ferroviaria que conectaba el 6º y el 17º Ejércitos. El cruce ferroviario de Krasnograd era especialmente importante puesto que controlaba las líneas de ferrocarril Krasnograd-Poltava y Krasnograd-Dnepropetrovsk.
Ansioso por mantener la ciudad en sus manos el Mando alemán dispuso reservas procedentes del flanco izquierdo del 17º Ejército (4ª División de Infantería rumana y un regimiento de la 298ª División de Infantería) y comenzó a preparar un contragolpe contra Andreevka y Sakhnovshchina, en el flanco izquierdo del Grupo de Ejércitos Bobkin. Además, los alemanes hicieron un uso extensivo de unidades de policía locales, formando apresuradamente “destacamentos obstáculo” para la defensa en todos los ejes, mientras reagrupaban sus fuerzas enfrente de los ejércitos soviéticos 9º y 57º. Durante todo el día 16, los alemanes resistieron tenazmente en sus posiciones, apoyando las operaciones de sus fuerzas terrestres con un gran número de aviones.



Los días 15 y 16 de mayo, mientras llevaban a cabo la ofensiva, las fuerzas del “Grupo Norte” se vieron obligadas a luchar duras batallas contra las reservas operacionales alemanas y fueron incapaces de avanzar. En el sector sur las fuerzas del primer escalón del 6º Ejército no recibieron refuerzos a tiempo de los segundos escalones, reservas o cuerpos de tanques; como resultado sólo fueron capaces de avanzar 8-12 kilómetros en dos días de combate. Los alemanes emplearon a lo largo de este eje la 113ª División de Infantería y un regimiento de la 305ª División de Infantería y fueron capaces de detener la ofensiva del 6º Ejército en los ríos Sukhaia Gomelsha y Berestovaia. La ofensiva se desarrollo con éxito en el sector del Grupo de Ejércitos Bobkin, donde fuerzas móviles fueron introducidas pronto en la batalla. Con la excepción de estos éxitos en los ejes secundarios, los cinco días de ofensiva del Frente Suroeste fracasaron en producir resultados decisivos, ya fuera en el sector norte o en el sur. Al final del día 16 las formaciones de infantería de ambos “Grupos de Ataque” habían avanzado 20-35 kilómetros y estaban luchando a lo largo de líneas que, de acuerdo con los planes, debían de haberse capturado al tercer día de la operación. En lugar de la planeada penetración en las profundidades operacionales de las defensas enemigas, las fuerzas móviles se encontraban todavía en el cinturón defensivo alemán, luchando batallas defensivas (sector norte) o preparándose para ser empleadas en la penetración (sector sur).

Desde el momento en que los “Grupos de Ataque” se vieron empantanados en una lucha prolongada para superar el principal cinturón defensivo, al mismo tiempo que los alemanes reforzaban sus formaciones de combate con reservas operacionales, la inicial correlación de fuerzas cambio a favor de estos últimos. Mediante el empleo de dos divisiones blindadas y más de dos divisiones de infantería en el sector norte, el Mando alemán logró la superioridad en los flancos del “Grupo de Ataque” del Frente Suroeste e impuso sobre el mismo intensas batallas defensivas. En el sector sur, mediante el empleo de más de dos divisiones de infantería los alemanes lograron un momentáneo equilibrio de fuerzas con el 6º Ejército soviético y mantuvo su línea defensiva de retaguardia a lo largo del rio Berestova. Mediante el empleo de nuevas formaciones aéreas en la batalla los alemanes lograron proporcionar cobertura para las operaciones de sus fuerzas terrestres en ambos sectores del frente.
Continua...

Un saludo
Imagen
En los más ilustres y gloriosos capitanes y emperadores del mundo, el estudio y la guerra han conservado la vecindad, y la arte militar se ha confederado con la lección. No ha desdeñado en tales ánimos la espada a la pluma. Docto símbolo de esta verdad es la saeta: con la pluma vuela el hierro que ha de herir.
Francisco de Quevedo (1580-1645) Escritor español.

Avatar de Usuario
Paco Pepe
Miembro
Miembro
Mensajes: 70
Registrado: Mar Ago 16, 2011 11:44 am
Ubicación: Asturias. España

Re: Kharkov. Mayo 1942

Mensaje por Paco Pepe » Sab Jun 16, 2012 2:47 pm

Hola, un saludo. Sigue...

SEGUNDA FASE: BATALLAS DEFENSIVAS DE LOS FRENTES SUR Y SUROESTE EN EL SALIENTE DE BARVENKOVO (17-28 DE MAYO)

Imagen

El comienzo de la contraofensiva alemana.
Fuente: Glantz, David. Kharkov 1942. Anatomy of a Militar Disaster. Sarpedon, 1998


Agrupación del Frente Sur en la cabeza de puente de Barvenkovo
Durante toda la primera fase de la ofensiva del Frente Suroeste (con la excepción de la 150ª División de Fusiles del 57º Ejército) las fuerzas del flanco derecho del Frente Sur fracasaron en llevar a cabo operaciones de combate que hubieran podido asistir al desarrollo de esta ofensiva. Del 7 al 15 de mayo el 9º Ejército (Mayor General Kharitonov) llevó a cabo operaciones locales para capturar la región de Maiaki, sufriendo fuertes pérdidas, de manera que cuando von Kleist comenzó su ofensiva el 9º Ejército fue incapaz de reagruparse y ocupar posiciones defensivas. A las 0500 horas del 17 de mayo, cuando los alemanes lanzaron Fridericus, las fuerzas del flanco izquierdo del 9º Ejército y las reservas del Frente no había completado aún su reagrupamiento; parte de estas fuerzas se estaban moviendo a nuevas áreas de concentración y adolecían de comunicaciones fiables con los Cuarteles Generales del Ejército y del Frente.

La defensa de los 9º y 57º Ejércitos estaba estructurada en torno a un sistema de puntos fuertes y centros de resistencia escasamente equipados y pobremente preparados para defenderse de ataques blindados. Las formaciones de combate a nivel divisional no estaban escalonadas y los regimientos ocupaban defensas a lo largo del frente en un solo escalón. No había ni segundos escalones ni reservas en las divisiones. La profundidad de estas defensas no excedía de los 3-4 kilómetros. Los comandantes de estas fuerzas excluían la posibilidad de una ofensiva alemana contra la cabeza de puente de Barvenkovo en un futuro inmediato.

Planes alemanes y fuerzas a lo largo de cara sur de la cabeza de puente de Barvenkovo el 17 de mayo


Desde el momento en que las fuerzas soviéticas habían impedido a los alemanes preparar e iniciar alguna ofensiva, el Mando alemán se vio forzado a enviar las fuerzas que habrían de haberse concentrado en el saliente de Chuguev a combatir contra los “Grupos de Ataque” del Frente Suroeste. Una porción considerable de las fuerzas alemanas que defendían el saliente de Chuguev se destinaron a combatir contra el “Grupo Norte”. En total estas fuerzas sumaban tres divisiones de infantería (71ª, 305ª y dos regimientos de la 44ª) y dos divisiones blindadas (3ª y 23ª). Sin embargo estas disposiciones no acabaron con las capacidades operacionales alemanas. En la situación existente el 16 de mayo, el Mando alemán no podía contar con la rápida liberación de fuerzas de su agrupación norte para tomar parte en la ofensiva contra la cabeza de puente de Barvenkovo. No obstante como tenían a su disposición importantes fuerzas enfrente de la cara sur de la cabeza de puente, los alemanes decidieron detener la ofensiva del “Grupo Sur” del Frente Suroeste lanzando desde el sur un contragolpe en la dirección general de Izium.

El plan alemán para el contragolpe implicaba lanzar dos ataques en ejes convergentes contra la cara sur de la cabeza de puente de Barvenkovo, mientras fuerzas limitadas defendían a lo largo de los ejes de Rostov y Voroshilovgrad. Un avance partiría de la región de Andreevka contra Barvenkovo, mientras que el segundo partiría de la región de Slaviansk contra Dolgenkaia. Posteriormente los dos grupos debían desarrollar la ofensiva en la dirección general de Izium. El Mando alemán contaba con penetrar las defensas del 9º Ejército, cercarlo y destruirlo al este de Barvenkovo. A continuación debían alcanzar el rio Donets, forzar el cruce en los sectores de Izium y Petrovskaia y desarrollando la ofensiva en la dirección general de Barvenkovo unirse con las unidades del 6º Ejército que estaban defendiendo el saliente de Chuguev y completar el cerco de todas las fuerzas de la Dirección Suroeste alrededor de Barvenkovo.

Habiendo concentrado grandes fuerzas en sectores estrechos del frente, el Mando alemán fue capaz de crear una considerable superioridad –especialmente en tanques y artillería- en los sectores de penetración, a pesar de la comparativamente pequeña densidad de sus fuerzas en la cara sur de la cabeza de puente de Barvenkovo.

La subestimación por parte del Mando Soviético de la amenaza de una ofensiva alemana contra la cara sur de la cabeza de puente de Barvenkovo y la consiguiente falta de preparación de las tropas para repeler la ofensiva creó una situación con serias consecuencias operacionales para las fuerzas soviéticas en la cabeza de puente.


Batallas defensivas del Frente Sur y continuación de las operaciones ofensivas por el Frente Suroeste 17-19 de mayo de 1942

Operaciones de Combate del 9º y 57º Ejércitos el 17 de mayo

En la noche del 17 de mayo los alemanes completaron su reagrupamiento, ocuparon sus áreas de apresto y al amanecer pasaron a la ofensiva, encabezados por el III Panzerkorps (von Mackensen). La preparación artillera y ataques aéreos se desarrollaron de 0400 a 0530 horas, después de lo cual la infantería y los carros de combate, con el apoyo de unos 400 aviones del Fliegerkorps IV, pasaron al ataque en los ejes Andreevka-Barvenkovo y Slaviansk-Dolgenkaia. A las 0800 el frente defensivo del 9º Ejército había sido penetrado en ambos ejes y los alemanes habían avanzado 6-10 kilómetros hacia Barvenkovo y 4-6 kilómetros en la dirección de Dolgenkaia. Al mediodía la penetración había alcanzado los 20 kilómetros y la destrucción del centro de comunicaciones en Dolgenkaia hacia que se hubiera perdido la comunicación entre el Cuartel General del Frente Sur y los comandantes del 9º y 57º Ejércitos, con la consiguiente pérdida de control sobre las tropas en el momento más crítico de la batalla. A las 1700 los alemanes habían capturado Barvenkovo, salvo la parte norte de la ciudad donde los soviéticos continuaban resistiendo. El progreso alemán el 17 de mayo fue espectacular, desgarrando las defensas del 9º Ejército y dejando a las fuerzas soviéticas supervivientes en total estado de shock, y luchando duras batallas defensivas.

Operaciones de combate del “Grupo Sur” del Frente Suroeste el 17 Mayo

Al mismo tiempo que las fuerzas del flanco derecho del Frente Sur estaban luchando duras batallas defensivas, ambos “Grupos de Ataque” del Frente Suroeste continuaban desarrollando su ofensiva. Durante el día 17 y tras cruzar el rio Berestovaia los soviéticos avanzaron entre 6-10 kilómetros en el sector del 6º Ejército soviético, mientras que en el sector del Grupo de Ejércitos Bobkin se luchaba por la ciudad de Krasnograd.

Imagen

Fuente: Glantz, David. Kharkov 1942. Anatomy of a Militar Disaster. Sarpedon, 1998. Pag.170

Operaciones de combate del “Grupo Norte” del Frente Suroeste el 17 de Mayo

Estas operaciones se desarrollaron de forma independiente de los acontecimientos que se producían en el sur, sin embargo desde el principio se desviaron significativamente de las decisiones tomadas por Timoshenko el 16 de mayo.
En la noche del 16 al 17 de mayo el General Moskalenko, Comandante del 38º Ejército, comunicó que las unidades de su flanco izquierdo no estaban preparadas para iniciar la ofensiva prevista para la mañana del 17 de mayo, por lo que se dio permiso a estas unidades para posponer la ofensiva veinticuatro horas. No obstante, siguiendo las órdenes de Timoshenko, el 28º Ejército y el flanco derecho del 38º Ejército debían de pasar a la ofensiva. El Comandante del 28º Ejército (General Riabyshev) no cumplió las órdenes del Comandante del Frente, disipando sus fuerzas en vez de concentrarlas para llevar a cabo el ataque.

La ofensiva debía comenzar a las 0730 del 17 de mayo, sin embargo los alemanes se adelantaron y lanzaron su propia ofensiva a las 0600 con la 3ª Panzer, la 23ª Panzer, la 71ª División de Infantería y la 168ª División de Infantería, con lo que en vez de una ofensiva los soviéticos se encontraron luchando duras batallas defensivas.
Tanques e infantería alemanas alcanzaron el punto fuerte de Ternovaia, donde resistían los alemanes cercados desde el día 12 y levantaron el cerco continuando con su ataque en dirección este.

Basándose en documentos capturados el Mando soviético juzgaba que los alemanes intentaban completar estas operaciones lo antes posible con la intención de liberar a las divisiones panzer 3ª y 23ª, que operaban en este sector, para enviarlas a reforzar el saliente de Chuguev para el posterior ataque en la dirección de Izium. Por lo tanto Timoshenko quería prevenir esta maniobra conduciendo operaciones activas con las limitadas fuerzas del 28º y 38º Ejércitos, ordenándoles renovar su ofensiva en la mañana del 18 de mayo, cancelando al mismo tiempo la ofensiva prevista del flanco izquierdo del 38º Ejército, que debía pasar a la defensiva en el eje de Savintsy y retirando el 23º Cuerpo de Tanques a la línea del rio Bereka, donde debía quedar subordinado al 57º Ejército.

Imagen

Fuente: Glantz, David. Kharkov 1942. Anatomy of a Militar Disaster. Sarpedon, 1998. Pag.176


Así, de forma general, las decisiones del Mariscal Timoshenko estaban originadas por una correcta valoración de la situación operacional y tomaban en cuenta las intenciones alemanas. Sin embargo, en lo que respecta a las decisiones relativas al “Grupo Norte” erró en la valoración de la situación de la agrupación alemana en el saliente de Chuguev, el cual el 17 de mayo estaba en condiciones de ejecutar un golpe secundario en dirección sur, pero que al mismo tiempo se encontraba amenazado por la ofensiva de parte de las fuerzas del flanco izquierdo del 38º Ejército.

Acciones de combate del 9º y 57º Ejércitos el 18 de mayo

Tras ganar la línea del rio Donets la 257ª División de Infantería y la 101ª División Ligera de Infantería se hicieron cargo de la cobertura del flanco izquierdo de la penetración profunda encaminada a la creación del embolsamiento. La 16ª División Panzer atacó las posiciones soviéticas con tres Kampfgruppen al mando de von Witzleben, Krumpen y Sieckenius avanzando en línea recta hasta los suburbios de Izium. A las 1230 del 18 de mayo, tanques y motocicletas de la 16ª División Panzer cubrían la única carretera que cruzaba el Donets en dirección este-oeste en la localidad de Donetskiy.

El Kampfgruppe Sieckenius, cuyo núcleo principal era el 2º Batallón del 2º Regimiento Panzer, giró a la izquierda y se dirigió en dirección oeste hacia la bolsa. El principal golpe de la Operación Fridericus fue lanzado por el III Panzer Korps de von Mackensen. Atacó con la 14ª División Panzer, con la 100ª División Ligera de Infantería a su derecha y la 1ª División de Montaña a su izquierda. Los soviéticos se vieron sorprendidos y derrotados en el terreno pantanoso del rio Sukhoy Torets. Barvenkovo había caído. Se construyó un puente y la 14ª División Panzer cruzó el rio y empujó hacia el norte. Durante el combate el Comandante del 57º Ejército, General Podlas, que dirigía personalmente la lucha cayó muerto, lo mismo que su Jefe de Estado Mayor A.F. Anisov y el Comisario Político A.I. Popenko.

El rápido avance de los alemanes en las profundidades de las defensas del 9º Ejército supuso una amenaza para sus aeródromos y los del 6º Ejército que hubieron de ser evacuados, de manera que la aviación del Frente Sur no tuvo prácticamente influencia en el desarrollo de las operaciones de combate.

Operaciones de combate del “Grupo Sur” del Frente Suroeste el 18 de mayo

Un pobre trabajo de Estado Mayor en el 6º Ejército del General Gorodniansky retrasó la recepción y ejecución de la orden del Mariscal Timoshenko para retirar el 23º Cuerpo de Tanques del General Pushkin del combate y por lo tanto en la mañana del día 18 el 6º Ejército continuó con su ofensiva de acuerdo con sus órdenes previas. El 23º Cuerpo de Tanques continuó avanzando junto con la 266ª División de Fusiles hasta el mediodía del día 18. A esta hora (1200) se recibió por fin la orden de Timoshenko por lo que Pushkin comenzó a retirar dos brigadas de tanques de la batalla. El 21º Cuerpo de Tanques continuó penetrando las defensas enemigas a lo largo del día.

Timoshenko decidió finalmente transferir la principal fuerza de ataque del “Grupo Sur” del Frente Suroeste para eliminar la penetración alemana en el frente del 9º y 57º Ejércitos. Al mismo tiempo, sin embargo, no detuvo la ofensiva del 6º Ejército y el día 19 recalcó la misión a Gorodniansky: continuar con la ofensiva en la dirección de Merefa y capturar la línea del rio Mzha, para lo que dio permiso al general para emplear la 103ª División de Fusiles.

El estado de las comunicaciones y el mando y control de las fuerzas del 9º Ejército durante el día 18 continuó siendo insatisfactorio, por lo que la Stavka reclamó a Timoshenko que se rectificara inmediatamente las condiciones del control sobre las tropas, haciendo un uso más extensivo de las comunicaciones por radio.

Operaciones de combate del “Grupo Norte” del Frente Suroeste el 18 de mayo

En el sector norte las operaciones de combate resultaron un fracaso. El ataque por parte de unidades del 38º Ejército (el 28º Ejército debía atacar simultaneamente, pero debido a la mala organización de las preparaciones ofensivas no pudo iniciar el ataque a tiempo) comenzó a las 0700 y avanzó entre 1,5 y 2 kilómetros, pero fue detenido por fuertes ataques aéreos alemanes que provocaron la pérdida de un gran número de tanques y la retirada a las posiciones de partida.

Operaciones de combate de 9º y 57º Ejércitos el 19 de mayo

Durante el día 19 las fuerzas del 9º Ejército continuaron luchando duras batallas defensivas, mientras que en el sector del 57ª Ejército los alemanes no mostraron una gran actividad. Tomando ventaja del inconsistente movimiento de los soviéticos (sobre todo del 23º Cuerpo de Tanques, que había alcanzado la línea del rio Bereka con retraso y había recibido la orden de ocupar posiciones defensivas a lo largo del rio, en vez de lanzar un contragolpe contra las fuerzas alemanas que se acercaban al rio), los alemanes reagruparon sus fuerzas-14ª y 16 ª Panzer, 60ª Motorizada y 384ª y 389ª Divisiones de Infantería- al norte de Barvenkovo

Operaciones de combate del “Grupo Sur” del Frente Suroeste el 19 de mayo

Finalmente al mediodía del 19 de mayo Timoshenko se vio forzado a admitir que la ofensiva no sólo había fracasado sino que incluso el “Grupo Sur”, junto con los dos ejércitos del Frente Sur en la cabeza de puente de Barvenkovo se enfrentaban a una posible catástrofe. El Mariscal aceptaba ahora llevar a cabo las operaciones que había estado rechazando durante días: emplear el grueso del 6º Ejército en un ataque hacia el sur y el sureste.

A las 1535 del 19 de mayo, Timoshenko con el respaldo de Khrushchev telefoneó al Jefe del Estado Mayor, Vasilevsky, para solicitar la aprobación para sus nuevos planes. Tras escuchar los detalles y satisfecho con las fechas previstas por Timoshenko para el inicio del ataque (últimas horas del día 21 o primeras del día 22) Vasilevsky consultó con Stalin que dio su aprobación para la implementación del nuevo plan. La serie de órdenes dadas por Timoshenko el 19 de mayo no solo llegaron demasiado tarde, sino que probablemente aceleraron la destrucción de las fuerzas que ocupaban el saliente de Barvenkovo.
Operaciones de combate del “Grupo Norte” del Frente Suroeste el 19-20 de mayo
El 19 de mayo los Ejércitos 28º y 38º intentaron continuar con su ofensiva, pero fracasaron ante los contraataques alemanes, apoyados masivamente por ataques aéreos, que les obligaron a retroceder a sus puntos de partida.
El día 20 los soviéticos volvieron a atacar con la intención de derrotar a las fuerzas enemigas lo más rápidamente posible, para trasladar las fuerzas propias al flanco izquierdo ante la compleja situación que se estaba desarrollando en el saliente de Barvenkovo. Sin embargo cuando la ofensiva chocó con las unidades de la 23ª División Panzer se vio detenida, debiendo retirarse las fuerzas soviéticas entre 10-15 kilómetros hacia el este, con fuertes pérdidas.

De esta manera la ofensiva del “Grupo Norte” del Frente Suroeste llegó a su fin el 20 de mayo. Esta ofensiva que había comenzado con éxito y que prometía la obtención de grandes resultados operacionales concluyó en fracaso como consecuencia de los errores cometidos en la organización y conducción de la misma. Las fuerzas soviéticas, habiendo sufrido considerables bajas, se vieron obligadas a retirarse a sus posiciones iniciales, bajo constantes ataques enemigos, abandonando todo el territorio capturado en los tres primeros días de la batalla
Continua...

Un saludo
Imagen
En los más ilustres y gloriosos capitanes y emperadores del mundo, el estudio y la guerra han conservado la vecindad, y la arte militar se ha confederado con la lección. No ha desdeñado en tales ánimos la espada a la pluma. Docto símbolo de esta verdad es la saeta: con la pluma vuela el hierro que ha de herir.
Francisco de Quevedo (1580-1645) Escritor español.

Avatar de Usuario
Paco Pepe
Miembro
Miembro
Mensajes: 70
Registrado: Mar Ago 16, 2011 11:44 am
Ubicación: Asturias. España

Re: Kharkov. Mayo 1942

Mensaje por Paco Pepe » Sab Jun 16, 2012 8:57 pm

Hola, un saludo. Sigue...


Batallas defensivas en el saliente de Barvenkovo; 20-24 de mayo
En la mañana del 20 de mayo la 16ª División Panzer en cooperación con la 100ª División Ligera de infantería y la 1ª División de Montaña pasaron a la ofensiva, rompiendo a través del frente del 2º Cuerpo de Caballería y capturando Bolshaia Andreevka a las 1200. La 14ª División Panzer tomó Protopopovka lo que redujo la boca del cerco entre esta localidad y Balakleya a 20 kilómetros. La cabeza de puente tenía en esos momentos unos 13 kilómetros de ancho por 2-3 de largo. La principal fuerza del III Cuerpo Panzer, orientada hacia el oeste ganó casi 20 kilómetros, pero con decepcionantes resultados. El objetivo era golpear al 57º Ejército en la parte oeste del saliente, pero la parte exterior del anillo estaba ocupada por divisiones rumanas que mostraban poca determinación. Uno de los comandantes divisionales rumanos se había otorgado un permiso cuando tuvo noticias del inicio del ataque. Manejando una alternativa que el propio Kleist prefería, se mandó a la 16ª División Panzer, la 60ª División Motorizada y la 1ª División de Montaña a la cabeza de puente de Bereka por detrás de la 14ª División Panzer. Paulus, tras recibir órdenes de Bock, estuvo de acuerdo en mandar la 3ª División Panzer y la 23ª División Panzer hacia el sur, reconstituyendo su antigua fuerza para Fridericus.
Imagen

Fuente: Glantz, David. Kharkov 1942. Anatomy of a Militar Disaster. Sarpedon, 1998. Pag.199

Durante la noche del 20 al 21 de mayo y durante todo el día 21 las fuerzas del 9º y 57º Ejércitos lucharon con éxito en las líneas que ocupaban y se reagruparon. Durante este día los alemanes comenzaron a transferir la 3ª Panzer y la 23ª Panzer desde Kharkov, como se había previsto, para lanzar un ataque desde Andreevka para enlazar con el Grupo Kleist. Al mismo tiempo lanzaron un poderoso ataque en dirección norte con las divisiones panzer 14ª y 16ª, la 60ª División Motorizada y las divisiones de infantería 384ª y 389ª.

A últimas horas de la tarde del 21 de mayo Timoshenko ordenó llevar a cabo otro intento para rescatar al acosado 6º Ejército mediante un ataque del flanco izquierdo del 38º Ejército. El aire de irrealidad que rodeaba al Cuartel General de Timoshenko resulta palpable en el hecho de que se ordenó al 22º Cuerpo de Tanques encabezar el ataque, cuando este Cuerpo no existía como unidad coherente ya que las brigadas que lo componían habían sido diezmadas en las operaciones previas, por lo que el ataque no tenía ninguna posibilidad de éxito o incluso de ser llevado a cabo.

Imagen

Fuente: Glantz, David. Kharkov 1942. Anatomy of a Militar Disaster. Sarpedon, 1998.

El 22 de mayo los alemanes ejecutaron su ataque principal hacia Chepel al norte con formaciones del Grupo Kleist (14ª Panzer y 16ª Panzer) y hacia el sur desde Chuguev con la 3ª División Panzer y la 23ª División Panzer, completando el cerco del saliente de Barvenkovo. Teniendo en cuenta la situación el Mariscal Timoshenko decidió llevar a cabo un plan para romper el cerco, que consistía en un intento de ruptura hacia el oeste llevado a cabo por los restos del 9º y 57º Ejércitos, comandados por el Teniente General Kostenko, mientras que al mismo tiempo una fuerza de rescate formada por unidades del 38º Ejército intentaba romper a través de las líneas alemanas al oeste del rio Donets y unirse al grupo Kostenko. Sin embargo, las unidades del 38º Ejército designadas para el ataque no estuvieron listas a tiempo y las reservas designadas para reforzarlas llegaron demasiado tarde a sus zonas de apresto en la región de Savintsy, por lo que resultó imposible restablecer el contacto con las unidades cercadas.

Imagen

Fuente: Glantz, David. Kharkov 1942. Anatomy of a Militar Disaster. Sarpedon, 1998. Pag. 203

Los días 23 y 24 de mayo, duros combates continuaron desarrollándose en el saliente de Barvenkovo. El Mando alemán se esforzaba por ampliar el corredor que separaba a las fuerzas soviéticas en el saliente de los cruces sobre el rio Donets, mientras que los Frentes Suroeste y Sur soviéticos intentaban romper el cerco y retirarse a la orilla izquierda del rio.
Batallas dentro del cerco; 25-28 de mayo
El día 25 los soviéticos intentaron una nueva ruptura del cerco mediante el empleo de las divisiones de fusiles 150ª, 317ª y 393ª; las divisiones de caballería 26ª y 49ª; las brigadas de tanques 7ª, 37ª y 5ª de la Guardia y restos de los cuerpos de tanques 21º y 23º. Sin embargo, el mando y control soviético estaba completamente interrumpido como resultado de lo desorganizado de la retirada y los continuos ataques alemanes, que habían producido fuertes pérdidas, por lo que las unidades en retirada no pudieron ejecutar sus misiones y romper el cerco.

Imagen

Fuente: Glantz, David. Kharkov 1942. Anatomy of a Militar Disaster. Sarpedon, 1998. Pag. 211

A primeras horas de la tarde del 26 de mayo los soviéticos se apiñaban en un “kessel” de 16 por 3 kilómetros a lo largo del valle del rio Bereka, que se había convertido en un hervidero de explosiones, muerte y destrucción. Durante los días 27 al 30 de mayo pequeños grupos y destacamentos consiguieron escapar por sus propios medios y alcanzar la seguridad de las líneas soviéticas.

Imagen

Fuente: Glantz, David. Kharkov 1942. Anatomy of a Militar Disaster. Sarpedon, 1998. Pag. 215

Continua...

Un saludo
Imagen
En los más ilustres y gloriosos capitanes y emperadores del mundo, el estudio y la guerra han conservado la vecindad, y la arte militar se ha confederado con la lección. No ha desdeñado en tales ánimos la espada a la pluma. Docto símbolo de esta verdad es la saeta: con la pluma vuela el hierro que ha de herir.
Francisco de Quevedo (1580-1645) Escritor español.

Avatar de Usuario
Paco Pepe
Miembro
Miembro
Mensajes: 70
Registrado: Mar Ago 16, 2011 11:44 am
Ubicación: Asturias. España

Re: Kharkov. Mayo 1942

Mensaje por Paco Pepe » Dom Jun 17, 2012 1:00 pm

Hola, un saludo. Sigue...


COSTES Y CONSECUENCIAS
Los informes reunidos por el Estado Mayor General del Ejército Rojo después de las operaciones basados en informes oficiales del Cuartel General de la Dirección Suroeste cifraban las pérdidas soviéticas en 266.927 bajas de personal (46.314 heridos y enfermos evacuados a hospitales de campaña, 13.556 muertos enterrados en territorio ocupado por los alemanes y 207.057 prisioneros). Estos cálculos hechos en tiempo de guerra fueron revisados al alza basándose en análisis elaborados por comisiones de post-guerra y trabajos de grupos no oficiales. Estas cifras revisadas, hoy en día oficialmente aceptadas, sitúan el número de fuerzas que intervinieron en la Operación de Kharkov en 765.300 hombres. De este total 170.958 resultaron muertos, desaparecidos o prisioneros. A estos habría que sumar 106.232 heridos, lo que eleva el total de pérdidas en la Operación de Kharkov a 277.190 hombres. Junto con estas pérdidas humanas los alemanes reclamaron haber capturado o destruido 542 aviones, 1.200 carros de combate y 2.600 piezas de artillería. Las bajas alemanas ascendieron a unos 20.000 muertos, heridos, desaparecidos o capturados.

Imagen

Fuente: Glantz, David. Kharkov 1942. Anatomy of a Militar Disaster. Sarpedon, 1998. Pag. 229

CONCLUSIONES

Para los alemanes, Kharkov supuso un resurgimiento despues de las derrotas y el sufrimiento del invierno y la recuperación de la iniciativa estratégica en el Frente del Este. En un periodo de dos meses lograron las victorias de Kerch, Sebastopol y Kharkov además de Gazala y Tobruk en Africa y parecía que un nuevo escenario se abría ante ellos mientras las visiones de grandes avances convergentes a través del Caucaso y Egipto estaban presentes en los cuarteles generales y en la mente de los planificadores estratégicos. Por supuesto hoy sabemos que esto no era más que una ilusión, que las desmesuradas pérdidas de Barbarroja habían dejado mortalmente herida a la Wehrmacht y que medio año más tarde Stalingrado y El Alamein iban a poner punto final a estos sueños de conquista. De momento y en el corto plazo sin tener en cuenta si la Stavka hubiera lanzado o no la Operación de Kharkov en mayo de 1942, está claro que el Alto Mando alemán habría lanzado su ofensiva de verano tarde o temprano. Incluso si las fuerzas soviéticas hubieran tenido más éxito del que ellos mismos esperaban, al final los alemanes probablemente habían prevalecido. En el peor de los casos, desde el punto de vista alemán, la Operación Blau y su precursora la Operación Fridericus, habrían sido retrasadas unos días o incluso semanas. En el momento en que los alemanes fueran capaces finalmente de llevar a cabo Fridericus, la operación se habría desarrollado como estaba planeada y las fuerzas alemanas habrían eliminado las fuerzas soviéticas en el saliente de Barvenkovo. Después de eso, los alemanes habrían lanzado Blau y resulta difícil imaginar cómo habría podido el Ejército Rojo evitar el éxito operacional inicial de las fuerzas alemanas. También es probable, sin embargo, que de no haberse llevado a cabo la ofensiva de Kharkov la escala de la derrota soviética habría sido considerablemente menos catastrófica. No obstante es poco probable que el Ejército Rojo fuera capaz de desbaratar la Operación Blau y el posterior avance alemán hacia el rio Don y Stalingrado.

Debido a la mala evaluación de las intenciones alemanas y la infravaloración de sus capacidades, Stalin, la Stavka, el Mariscal Timoshenko, Khrushchev y el General Bagramian empeoraron la situación al caer en una trampa operacional. Más de un cuarto de millón de soldados soviéticos pagaron el precio por sus errores de juicio colectivos. Incluso después del comienzo de Blau, el 28 de junio de 1942, la Stavka fue capaz de retirar desordenadamente el grueso de sus fuerzas en el sur hasta nuevas líneas defensivas a lo largo del Don y los accesos a Stalingrado. Haciendo esto evitaron los enormes cercos y las pérdidas sufridas en 1941. La velocidad del avance alemán hacia el Don y la profundidad de las operaciones fue resultado, en parte, de la escasez de fuerzas soviéticas en la región. Esta escasez era consecuencia directa de las inmensas pérdidas en Kharkov.

La operación de Kharkov significó también un impacto psicológico y práctico en el liderazgo militar y político soviético. La derrota en Kharkov pinchó el globo del optimismo soviético que se había inflado desde el comienzo del invierno. A partir de esta derrota Stalin, la Stavka y el resto del alto liderazgo militar soviético iban a prestar más atención a las recomendaciones del Estado Mayor General y una mayor precaución y expectativas más modestas gobernarían la toma de decisiones. No es coincidencia que después del verano de 1942 dos figuras claves del Estado Mayor General (Vasilevsky y Zhukov) jugaran un papel fundamental en la planificación y conducción de las operaciones estratégicas. La derrota soviética en Kharkov tuvo también importantes ramificaciones internacionales. La preocupación de británicos y norteamericanos con respecto a la suerte de las armas soviéticas se había reducido tras las victorias invernales del Ejército Rojo alrededor de Moscú. En mayo y junio, sin embargo, la asombrosa derrota soviética en Kharkov y el posterior avance a través de Ucrania y Rusia revivieron las preocupaciones aliadas y al mismo tiempo dieron un tono más urgente a los ruegos soviéticos a los aliados para abrir un segundo frente en Europa occidental. A finales de mayo y principios de junio, inmediatamente después de la derrota en Kharkov, el ministro de AA.EE. Molotov visitó Gran Bretaña y USA. Influido por las debacles en Kharkov y Crimea, sostuvo fuertemente la necesidad de la creación de un segundo frente lo más pronto posible mediante “el envío de 35 divisiones a través del Canal”. Aunque el comunicado conjunto emitido el 11 de junio de 1942 como colofón al viaje de Molotov anunció “un entendimiento total” con respecto a esta cuestión, en realidad no se resolvió nada. Para Molotov 35 divisiones eran una bagatela en comparación con la fuerza que la Stavka había malgastado en Kharkov. Para Roosevelt y Churchill el empleo de semejante fuerza en un desembarco en Europa era simplemente impensable.

La culpa por el fracaso de la Operación de Kharkov es una de las cuestiones más polémicas en el bando soviético y el estudio histórico de la misma ha sufrido más que ningún otro de los vaivenes políticos en la Unión Soviética. Alguna fuente (Historia de la Gran Guerra Patriótica, aparecida a principios de los 60) culpa a Stalin y la Stavka, mientras que otras (Memorias de Zhukov, la oficial Historia de la Segunda Guerra Mundial de 1975) culpan al Consejo Militar del Frente Suroeste. Documentos recientemente desclasificados parecen otorgar más credibilidad a estas últimas. Algunos participantes en la operación como Bagramian y Moskalenko, tienden a través de sus memorias a repartir la culpa del fracaso tanto entre Stalin y la Stavka como entre el Consejo Militar del Frente Suroeste. Timoshenko parece emerger como el mayor responsable del fiasco. Él era el comandante del Teatro Suroeste y al mismo tiempo comandante de una de las formaciones que lo componían: el Frente Suroeste. Era el responsable de la planificación e implementación de la Operación de Kharkov, y el principal responsable del retraso fatal en pasar de la ofensiva a la defensiva y por el retraso en extraer al Ejército Rojo de la trampa de Barvenkovo.

FUENTES
Como había señalado en la introducción el presente trabajo está basado prácticamente en su totalidad en el libro de David Glantz: Kharkov 1942. Anatomy of a Militar Disaster. Sarpedon, 1998; sin embargo he recurrido también aunque sea mínimamente a otras obras, que creo son bastante conocidas por los aficionados y que cito aquí:
Citino, Robert M. La Muerte de la Wehrmacht. Las Campañas de 1942. Crítica, 2009
Hayward, Joel S.A. Stopped at Stalingrad. The Luftwaffe and Hitler´s Defeat in the East 1942-1943. University Press of Kansas, 1998
Mawdsley, Evan. Thunder in the East. The Nazi-Soviet War 1941-1945. Bloomsbury, 2011

Para completar el Orden de Batalla alemán utilicé el sitio web:
http://www.lexikon-der-wehrmacht.de

Un saludo.
Imagen
En los más ilustres y gloriosos capitanes y emperadores del mundo, el estudio y la guerra han conservado la vecindad, y la arte militar se ha confederado con la lección. No ha desdeñado en tales ánimos la espada a la pluma. Docto símbolo de esta verdad es la saeta: con la pluma vuela el hierro que ha de herir.
Francisco de Quevedo (1580-1645) Escritor español.

Avatar de Usuario
Grossman
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 2158
Registrado: Lun Ene 28, 2008 10:46 pm
Ubicación: Valencia

Re: Kharkov. Mayo 1942

Mensaje por Grossman » Dom Jun 17, 2012 3:19 pm

¡Magnífico!, muchas gracias por esta aportación.

Saludos cordiales
Espérame y yo volveré, pero espérame mucho
Espérame cuando las tristes lluvias lleguen, y cuando el calor llegue no dejes de esperar
Espérame y yo volveré para que la muerte rabie
No comprenderán jamás los que jamás han esperado, cómo tú del fuego me salvaste
Es que sencillamente me esperaste como nunca nadie me esperó
****************** Konstantin Simonov ******************

Schwerpunkt
Moderador
Moderador
Mensajes: 1507
Registrado: Mar Oct 21, 2008 9:08 pm

Re: Kharkov. Mayo 1942

Mensaje por Schwerpunkt » Lun Jun 18, 2012 1:24 am

¡ Saludos a tod@s !

Excelente aportación Paco Pepe, ya tenía ganas de ver expuesta así el gran drama desarrollado en mayo de 1942 en las cercanías de Kharkov… Como de costumbre gran parte de los estudiosos del tema pasan de puntillas por el gran efecto que tuvo la Luftwaffe para la consecución de la victoria alemana. No es que se ignore la contribución del arma aérea alemana pero normalmente no se pasa de una somerísima descripción de la misma. Con vuestro permiso haré una descripción de las vicisitudes que sufrieron ambos bandos en la guerra aérea y de como el reforzamiento y superior desempeño táctico de la Luftwaffe fue decisivo para la victoria alemana.

Cuando se desató la ofensiva soviética el 12 de mayo de 1942 gran parte de las fuerzas aéreas alemanas se encontraban en Crimea apoyando la operación de Kerch donde Manstein despedazaría varios ejércitos soviéticos. Como consecuencia la Luftwaffe no disponía mas que de fuerzas muy escasas de cazas y aviones de apoyo a tierra. El único apoyo de cazas era un grupo de cazas, el III./JG 77 y los grupos de bombarderos eran el KG 51 y el II./KG 55 del IV Cuerpo Aéreo del General Kurt Pflugbeil.

La VVS disponía de unos 926 aparatos para apoyar la ofensiva, disponiendo por vez primera de un gran número de Il-2 Shturmoviks. Se lanzaron una serie de ataques preliminares contra nudos ferroviarios alemanes el día 9 de mayo por parte de 55 aparatos de la ADD (Aviación estratégica soviética) que volverían a atacar al día siguiente el mismo objetivo. El día 11 de mayo se sucedieron una serie de ataques por parte de Il-2 y Pe-2 contra los aérodromos alemanes de la zona de Kharkov. Los soviéticos sólo perdieron cinco cazas ya que los escasos cazas alemanes no lograron penetrar el denso escudo defensivo de cazas para llegar a los bombarderos.

El día 12 de mayo a las 07.30 se produjo la ofensiva soviética apoyada por 563 salidas. Los escasos cazas alemanes como ya hemos mencionado lograron derribar cinco cazas enemigos al precio de tres propios pero sin poder influir en el dominio aéreo soviético ni dar apoyo a las agobiadas fuerzas de la Wehrmacht. La razón principal era la gran superioridad numérica soviética en el aire. En tierra la infantería de la Wehrmacht se encontraba con ataques aéreos de una intensidad nunca vista en el Frente Oriental y por otra parte los blindados Shturmoviks eran casi invulnerables al fuego antiaéreo ligero.

El día 13 de mayo comenzaron a llegar las primeras fuerzas aéreas alemanas de Crimea entre ellos el grupo de élite III./JG 52 que derribó nada menos que 21 aparatos enemigos el mismo día de su debut.

El día 14 de mayo el mariscal Timoshenko concentró gran parte de la aviación hacia el flanco norte de la ofensiva en un intento de forzar la decisión. Sin embargo ese mismo día la Luftwaffe se hizo con el control del espacio aéreo gracias a la llegada de refuerzos procedentes de Crimea. Efectivamente fueron llegando los Ju 87 (Stukas) del St.G 77, Ju 88 y He 111 del KG 51, KG 55, I./KG 76, I./KG 77 y los aviones de ataque a tierra del SchG 1 y el grupo de cazas II./JG 52. El jefe del alto mando alemán, Franz Halder, anotó en su diario que “la fuerza del ataque parece haber sido rota gracias a los esfuerzos de nuestra Luftwaffe.” Además las fuerzas aéreas alemanas realizaron varias misiones de reabastecimiento de tropas alemanas cercadas en el pequeño bosque de Ternovaya lanzando 383 contenedores de munición y raciones y bombardeando repetidamente a los sitiadores soviéticos.

Tanto el fuerte desgaste sufrido por la VVS como el bajo nivel de sus pilotos noveles empezaban a provocar el que muchas veces los cazas soviéticos de escolta no cumplieran su misión y que los bombarderos sufrieran una falta de protección fatal. Se registraron incluso casos de escolta haciendo caso omiso a los bombarderos en apuros o incluso desapareciendo de la zona de escolta. Otro dato que explica la baja eficacia de los cazas soviéticos es que aunque ya había cazas modernos como el LaGG-3 y Yak-7 todavía había muchos cazas obsoletos como el I-15 Chato, I-16 Rata o el I-153 en las filas de los regimientos de cazas de la VVS.

El 16 de mayo llegó otro grupo de cazas alemanes, el I./JG 3: el dominio alemán del aire era total y el 17 de mayo la Luftwaffe se concentró en la destrucción de las fuerzas móviles del adversario así como de las comunicaciones y suministros desde la zona de Kupyansk. Ese mismo día además de proclamar la destrucción de 54 carros por parte de los Ju 87 el III./JG 52 derribó 12 cazas soviéticos sufriendo tan sólo la avería de un avión propio. Los intentos de la ADD de efectuar bombardeos nocturnos para aligerar la presión enemiga fueron en general totalmente inútiles: debido a la falta de miras adecuadas y sobre todo de entrenamiento en vuelo con instrumentos y bombardeo de precisión los bombardeos efectuados contra el aérodromo de Stalino, el puerto de Mariupol y los centros ferroviarios de Poltava y Kharkov no tuvieron casi efecto.

Por si fuera poco el día 18 de mayo las fuerzas de la VVS comenzaron a sufrir bombardeos en sus aérodromos avanzados. El día 19 de mayo la Luftwaffe proseguía el bombardeo y destrucción sistemático de las fuerzas soviéticas del saliente destruyendo cientos de vehículos ante la falta de defensa aérea eficaz soviética. Como ejemplo ese mismo día doce Yak-1 despegaron para escoltar a varios Su-2 en una misión de ataque a tierra, atacados por varios cazas alemanes se perdieron cuatro Yak-1 mientras que la formación de Su-2 fue dispersada sin poder efectuar su misión.

El día 20 de mayo cuando la fuerza de ataque acorazada de von Kleist había reducido el pedúnculo que unía el saliente de Barbenkovo a tan sólo 15 millas. En la práctica los soviéticos estaban casi cercados ya que los Stukas del St.G 77 volaron cinco puentes sobre el Donets y dañaron otros cuatro. El día 22 el cerco era un hecho. Paradójicamente las bajas de la Luftwaffe comenzaban a repuntar pero mas por efecto de la intensificación de la actividad aérea propia que por la oposición contraria. Los frenéticos intentos de Timoshenko de romper el cerco y retirarse al río Donets eran abortados una vez más por la omnipresente Luftwaffe que ametrallaba y bombardeaba sin piedad haciendo un gran uso de bombas de fragmentación antipersonal. Aunque no tuvieran efecto contra los carros de combate, contra la infantería atacando al descubierto o vehículos ligeros eran sencillamente devastadoras.

Ante la debâcle sufrida el Stavka ordenó el envío de fuerzas aéreas procedentes desde otros frentes. Sin embargo era demasiado tarde y en general lo único que ocurrió fue engrosar el listado de bajas aéreas soviéticas. Así por ejemplo se enviaron un gran número de nuevos Il-2 en apoyo de las tropas soviéticas cercadas con poco efecto en general y graves pérdidas. El día 25 de mayo la Luftwaffe derribó nada menos que trece Il-2 seguida por graves bajas sufridas por los Pe-2 del 223 BAD en los últimos estertores de la batalla al carecer de escolta de cazas.

Cuando terminó la batalla el balance de la batalla aérea no dejaba lugar a dudas: la VVS había sufrido una terrible derrota…
El IV Cuerpo Aéreo del general Pflugbeil realizó nada menos que 15.648 salidas, arrojó 7.700 t de bombas y se permitió incluso el lujo de lanzar millones de octavillas sobre los soviéticos –dicho sea de paso con muy escaso resultado- Se perdieron tan sólo 49 aparatos frente a los 542 aviones perdidos por los soviéticos. Los efectos en tierra fueron tremendos: aproximadamente una cuarta parte de los 1.200 carros soviéticos destruídos o inmovilizados lo fueron por la Luftwaffe y aproximadamente unos 3.000 vehículos ligeros tambien. Un aspecto menos estudiado pero de gran importancia para el aniquilamiento de las fuerzas soviéticas del saliente fue el aislamiento que practicó la Luftwaffe incluso antes de que el cerco fuera un hecho: un gran número de puentes y prácticamente todos los convoyes ferroviarios de la zona fueon destruídos o neutralizados dejando a las fuerzas soviéticas sin suministros y comunicaciones. Y finalmente el I Flakkorps jugó un papel sobresaliente derribando 33 aparatos y sobre todo ocasionando una carnicería entre los carros soviéticos, un total de 120 destruídos, o sea un 10% del total.

El intenso movimiento ocasionado por la transferencia de tantos grupos de aviones desde Crimea hasta la zona de Kharkov produjo un desafío logístico que en líneas generales fue solventado con rapidez y profesionalidad. La Luftwaffe transportó unas 1.545 t de material para acondicionar los aeródromos así como para proporcionar suministros a las unidades que realizaban varias salidas diarias por aparato. A pesar de la improvisación que reinó durante algunas semanas en los aérodromos alemanes -descritas por von Richtofen- como un "mar de tiendas" la verdad es que se logró transferir un número muy elevado de aviones en muy poco tiempo.

Abreviaturas empleadas:
ADD (Aviatsiya Dal´nego Deysvitya) Aviación de largo alcance o estratégica sometida al Stavka y no dependiente de los frentes soviéticos.
BAD (Bombardirovochnaya Aviatsonnaya Divizia) División de bombarderos (soviético)
Il-2 (Ilyushin) Shturmovik (soviético)
JG (Jagdgeschwader) Grupo de cazas (alemán)
KG (Kampfgeschwader) Grupo de bombarderos (alemán)
LaGG-3 (Lavochkin-Gorbunov-Gudkov) caza (soviético)
Pe-2 (bombardero ligero bimotor Petlyakov) (soviético)
VVS (Voyenno-Vozhdushnye Sily) Fuerzas Aéreas Soviéticas (soviético)
St.G (Sturzkampfgeschwader) Grupo de bombarderos en picado (alemán)

Fuentes empleadas:
- Joel S. A. Hayward: The Use of German Air Power at Kharkov: Air Power Air Power History, Vol. 44, No. 2 (Summer 1997), pág. 18-29.
- Christer Bergström: Stalingrad: The Air Battle: 1942 through January 1943 (Pág. 36-41) Ian Allan Publishing 2007.

Avatar de Usuario
Paco Pepe
Miembro
Miembro
Mensajes: 70
Registrado: Mar Ago 16, 2011 11:44 am
Ubicación: Asturias. España

Re: Kharkov. Mayo 1942

Mensaje por Paco Pepe » Mar Jun 19, 2012 8:23 pm

Hola, un saludo
Grossman escribió:
¡Magnífico!, muchas gracias por esta aportación.

Saludos cordiales
Gracias Grossman. Me alegro de que te haya gustado.
Schwerpunkt escribió:

Excelente aportación Paco Pepe, ya tenía ganas de ver expuesta así el gran drama desarrollado en mayo de 1942 en las cercanías de Kharkov… Como de costumbre gran parte de los estudiosos del tema pasan de puntillas por el gran efecto que tuvo la Luftwaffe para la consecución de la victoria alemana. No es que se ignore la contribución del arma aérea alemana pero normalmente no se pasa de una somerísima descripción de la misma. Con vuestro permiso haré una descripción de las vicisitudes que sufrieron ambos bandos en la guerra aérea y de como el reforzamiento y superior desempeño táctico de la Luftwaffe fue decisivo para la victoria alemana (...)
Gracias Schwerpunkt. Muy buen aporte.


Un saludo
Imagen
En los más ilustres y gloriosos capitanes y emperadores del mundo, el estudio y la guerra han conservado la vecindad, y la arte militar se ha confederado con la lección. No ha desdeñado en tales ánimos la espada a la pluma. Docto símbolo de esta verdad es la saeta: con la pluma vuela el hierro que ha de herir.
Francisco de Quevedo (1580-1645) Escritor español.

Schwerpunkt
Moderador
Moderador
Mensajes: 1507
Registrado: Mar Oct 21, 2008 9:08 pm

Re: Kharkov. Mayo 1942

Mensaje por Schwerpunkt » Mié Jun 20, 2012 1:13 am

¡ Saludos a tod@s !
Paco Pepe escribió: Gracias Schwerpunkt. Muy buen aporte.
No hay de qué. Me ha parecido la tuya una aportación muy valiosa porque explica las razones de porqué lo que comenzó siendo una ofensiva exitosa soviética terminó en un desastre total. Los mapas son especialmente clarificadores al respecto.

Quisiera sólo añadir una serie de comentarios a manera de corolario sobre las razones de la derrota aérea soviética y el porqué ésta condicionó de tal manera la magnitud de la derrota soviética en el saliente.

La pregunta es efectivamente, ¿como es posible que disfrutando de una superioridad numérica holgada la VVS perdiera el control aéreo en tan sólo tres días y se convirtiera en tamaña derrota en aire y tierra? ¿Como es posible que a pesar de la desaforada actividad aérea los alemanes sólo perdieran un avión por cada once soviéticos ?

Voy a intentar enumerar las razones que expliquen ese hecho aparentemente sorprendente. Allá van sin pretender que vayan ordenadas por razón de importancia...

1) La ADD (Aviación Estratégica Soviética) a pesar de la intensa actividad que realizó no estaba preparada ni para las misiones nocturnas con vuelo con instrumentos ni para el bombardeo de precisión. No se contaba con miras adecuadas, el entrenamiento era como mínimo pobre y tosco y las comunicaciones y coordinación muy precarias. Se realizaron bastantes misiones que en líneas generales fueron un fracaso ocasionando tan sólo una pequeña molestia en los alemanes.

2) El entrenamiento defectuoso, incompleto así como la adopción de tácticas mediocres y rígidas. Muchos de los aviadores soviéticos eran nóveles con pocas horas de vuelo y entrenamiento muy precario lo que producía un nivel de bajas tremendamente alto. Pobrísimo entrenamiento de las escoltas de cazas donde se registraron numerosos episodios de cazas que no prestaban escolta adecuada a los bombarderos e incluso rehuían su deber. El resultado era un gran número de aviones derribados e incluso misiones de bombardeo u hostigamiento abortadas debido a esta situación. Así por ejemplo el día 13 de mayo -segundo día de la ofensiva- un sólo grupo de cazas alemanes derribó doce aviones enemigos sin sufrir pérdidas. Muchos de los bombarderos ligeros o aviones de ataque al suelo soviéticos preferían ocultarse entre las nubes que afrontar las misiones ante la poca confianza que daban sus cazas de escolta. Todo esto llevaba a un bajo desempeño táctico y un nivel de bajas tremendo. Incluso el famoso Il-2 Shturmovik pese a su blindaje sufría un nivel de bajas terrible al no estar acompañado de una escolta de caza eficaz.

3) Bajos niveles de operatividad: inferiores en general a los alemanes lo que se traducía que a pesar de la abundancia de material no se pudieran realizar tantas misiones por aparato como la Luftwaffe. A medida que la batalla avanzaba no haría sino empeorar y a ello contribuyó el bombardeo de aérodromos avanzados por parte de la Luftwaffe, la ocupación de algunos aérodromos avanzados por la Wehrmacht y sobre todo la escasa logística soviética. En particular los Il-2 Shturmovik tenían una operatividad bastante baja motivada en parte por el escaso control de calidad con la que venían muchos de ellos de fábrica.

3) Parte del material estaba desfasado: junto con modernos cazas como los Yak o el LaGG-3 las unidades convivían con aviones claramente superarados como el I-15, I-16 o I-153. Además había numerosos biplanos tan sólo útiles para la observación o misiones nocturnas pero incapaces de afrontar un espacio aéreo contra aviones modernos. Este hecho se convertía en catastrófico cuando ese material obsoleto era puesto en manos de pilotos novatos.

4) Deficiente inteligencia e información: no sólo la VVS no fue capaz de aportar información coherente sobre las concentraciones alemanas y sus objetivos si no que además proporcionó reportes sesgados tanto sobre la situación en tierra como la efectividad de las incursiones aéreas. Por ejemplo el 25 de mayo durante la fase final de la batalla varios Il-2 atacaron el aérodromo alemán de Konstantinovka afirmando que se habían destruído 26 aparatos alemanes. Pues bién, ni uno sólo fue destruído y los soviéticos sufrieron trece Il-2 derribados. En general los partes inflados de bajas por parte de la VVS distorsionaban la realidad y además llevó a realizar misiones al final de la batalla de cerco que no causaron ningún alivio sobre las desgraciadas tropas soviéticas copadas pero produjeron una sangría de bajas cuando ya la suerte de la batalla estaba echada.

El análisis de estas circunstancias prueban que el error fundamental del alto mando soviético -o sea en gran medida Stalin- radica en exigir demasiado a una fuerza aérea que aunque numerosa era aún demasiado novata para la misión encomendada. El valor de los pilotos soviéticos no venía acompañado por un entrenamiento eficaz e intenso así como una comprensión cabal de las necesidades de la guerra aérea relativas al entrenamiento, coordinación, comunicación y flexibilidad de la que si hicieron gala los alemanes a pesar de las dificultades iniciales.

alejandro_
Miembro
Miembro
Mensajes: 495
Registrado: Mié Jul 13, 2005 3:48 am
Contactar:

Re: Kharkov. Mayo 1942

Mensaje por alejandro_ » Mié Jun 20, 2012 8:12 pm

Buen tema. Sobre las responsabilidades hay un análisis muy bueno en la biografía de Khruschev escrita por William Taubman.

En Marzo de 1942las ofensivas soviéticas de invierno -continuadas por deseo de Stalin- se habían atascado. Boris Shaposhnikov, jefe de operaciones del alto mando, recomendó una "estrategia defensiva provisional", pero en el frente sur, Timoshenko, junto a Bagramian como jefe de operaciones, y Khruschev como oficial político, tenían otras ideas.

Timshosenko y Khruschev querían nada menos que destruir el Grupo de Ejércitos Sur. Para ellos proponían que 92 divisiones soviéticas se enfrentasen a 64 alemanas. Bagramian tenía dudas, pero no dijo nada porque parecía que Moscú aceptaría la propuesta.

El Alto Mando también se oponía, pero tras la presentación de Timoshenko, Bagramian y Khruschev stalin aprobó una versión limitada, con el objetivo de tomar la región de Kharkov.

Tras las preparaciones Timoshenko disponía de 640.000 soldados, 1.200 tanques, 13.000 cañones y morteros, y 923 aviones.El 12 de Mayo se lanzó la ofensiva. El progreso inicial fue más que satisfactorio.El alto mando del frente suroeste informó que tropas soviéticas rompieron el frente al norte y sur de Kharkov. El 15 los informes eran todavía más positivos y Stalin disfrutaba. Incluso le reprochó al Alto Mando que se opusiese a una ofensiva que se estaba desarrollando con tanto éxito.

Dos días más tarde (17 de Mayo) la situación estaba empeorando de manera dramática. Las tropas de Timoshenko habían creado un saliente en el área de Barkenkovo, lo cual exponía los flancos a los alemanes. A las 3:00 de la madrugada del día 17, los alemanes atacaban el flanco sur y avanzaban 16kms. Otras unidades atacaban por el norte, aumentando el riesgo de embolsamiento.

Vasilevsky apremió a Stalin para detener la ofensiva, pero tras hablar con Timoshenko decidió seguir adelante. La situación no impidió a Khruschev y Timoshenko enviar un informe de dos páginas describiendo el material capturado a los alemanes entre el 12 y el 16.

Tan sólo 1 día después (18 de Mayo) el frente suroeste decide cancelar la operación, pero Moscú revocó la orden. A las 3:00 de la madrugada Khruschev -que se iba a dormir- recibe una llamada de Bagratian, que le implora para que hable con Stalin via telefónica.

Khruschev llama pero responde Vasilevsky, que le informa que Stalin está en otra dacha y que ya ha tomado la decisión. Kruschev le pide que vaya allí y que le enseñe los mapas, pero Vasilevsky insiste en que Stalin ha tomado su decisión. Otra llamada no hizo cambiar de opinión a Vasilevsky.

Finalmente Khruschev hizo una tercera llamada a la dacha de Stalin. Esta vez respondío Malenkov, que le dijo: "El camarada Stalin sabe que no has obtenido la autorización del comandante del frente suroeste para detener la ofensiva". "Sabe que cancelar la operación es tu idea, sólo tu idea, y Stalin está en contra". Tras colgar Bagramian se derrumbó y comenzó a llorar.

Los dos últimos párrafos son la versión de Khruschev, pero no encaja con otros testimonios. En otro momento sigo.

Saludos.
http://alejandro-8.blogspot.com/" onclick="window.open(this.href);return false;

Avatar de Usuario
José Luis
Administrador
Administrador
Mensajes: 9320
Registrado: Sab Jun 11, 2005 3:06 am
Ubicación: España

Re: Kharkov. Mayo 1942

Mensaje por José Luis » Mié Jun 20, 2012 8:30 pm

¡Hola a todos!

La versión de las memorias de Khruschev* es poco convincente y especulativa respecto a Vasilevsky, pero además es enredada, larga y cansina. Sobran rodeos y faltan pruebas.

Sergei Khrushchev (ed.), Memoirs of Nikita Khrushchev. Volume I. Commissar (1918-1945) (The Pennsylvania State University, 2005), p. 370 y ss.

Saludos cordiales
JL
"Dioses, no me juzguéis como un dios
sino como un hombre
a quien ha destrozado el mar" (Plegaria fenicia)

Responder

Volver a “Frente oriental”

TEST