El mayor reto de Model

La guerra en el este de Europa

Moderadores: José Luis, Audie Murphy

Avatar de Usuario
Grossman
Administrador
Administrador
Mensajes: 2100
Registrado: Lun Ene 28, 2008 10:46 pm
Ubicación: Valencia

El mayor reto de Model

Mensajepor Grossman » Dom May 23, 2010 4:47 pm

Comparación de fuerzas para la operación soviética Bagration el 22 de junio 1944
ImagenMGFA vol.8 p.575
Espérame y yo volveré, pero espérame mucho
Espérame cuando las tristes lluvias lleguen, y cuando el calor llegue no dejes de esperar
Espérame y yo volveré para que la muerte rabie
No comprenderán jamás los que jamás han esperado, cómo tú del fuego me salvaste
Es que sencillamente me esperaste como nunca nadie me esperó
****************** Konstantin Simonov ******************

Avatar de Usuario
Grossman
Administrador
Administrador
Mensajes: 2100
Registrado: Lun Ene 28, 2008 10:46 pm
Ubicación: Valencia

El mayor reto de Model

Mensajepor Grossman » Dom May 23, 2010 4:49 pm

Claudicación de la Heeresgruppe Mitte (22 de junio a 4 de julio 1944)
ImagenMGFA vol.8 p.576
Espérame y yo volveré, pero espérame mucho
Espérame cuando las tristes lluvias lleguen, y cuando el calor llegue no dejes de esperar
Espérame y yo volveré para que la muerte rabie
No comprenderán jamás los que jamás han esperado, cómo tú del fuego me salvaste
Es que sencillamente me esperaste como nunca nadie me esperó
****************** Konstantin Simonov ******************

Avatar de Usuario
Grossman
Administrador
Administrador
Mensajes: 2100
Registrado: Lun Ene 28, 2008 10:46 pm
Ubicación: Valencia

El mayor reto de Model

Mensajepor Grossman » Dom May 23, 2010 4:52 pm

El cerco del 53º Cuerpo de Ejército (3r Ejército Panzer) en Vitebsk (22 a 27 de junio 1944)
ImagenMGFA vol.8 p.577
Espérame y yo volveré, pero espérame mucho
Espérame cuando las tristes lluvias lleguen, y cuando el calor llegue no dejes de esperar
Espérame y yo volveré para que la muerte rabie
No comprenderán jamás los que jamás han esperado, cómo tú del fuego me salvaste
Es que sencillamente me esperaste como nunca nadie me esperó
****************** Konstantin Simonov ******************

Avatar de Usuario
Grossman
Administrador
Administrador
Mensajes: 2100
Registrado: Lun Ene 28, 2008 10:46 pm
Ubicación: Valencia

El mayor reto de Model

Mensajepor Grossman » Dom May 23, 2010 4:56 pm

Cerco del 9º Ejército y ruptura parcial en Bobrujsk (22 de junio a 1 de julio 1944)
ImagenMGFA vol.8 p.578
Espérame y yo volveré, pero espérame mucho
Espérame cuando las tristes lluvias lleguen, y cuando el calor llegue no dejes de esperar
Espérame y yo volveré para que la muerte rabie
No comprenderán jamás los que jamás han esperado, cómo tú del fuego me salvaste
Es que sencillamente me esperaste como nunca nadie me esperó
****************** Konstantin Simonov ******************

Avatar de Usuario
Grossman
Administrador
Administrador
Mensajes: 2100
Registrado: Lun Ene 28, 2008 10:46 pm
Ubicación: Valencia

El mayor reto de Model

Mensajepor Grossman » Dom May 23, 2010 4:59 pm

El plan de Zeitzler de rescate del ala norte de la Ostfront (finales de junio de 1944)
ImagenMGFA vol.8 p.579
Espérame y yo volveré, pero espérame mucho
Espérame cuando las tristes lluvias lleguen, y cuando el calor llegue no dejes de esperar
Espérame y yo volveré para que la muerte rabie
No comprenderán jamás los que jamás han esperado, cómo tú del fuego me salvaste
Es que sencillamente me esperaste como nunca nadie me esperó
****************** Konstantin Simonov ******************

Avatar de Usuario
Grossman
Administrador
Administrador
Mensajes: 2100
Registrado: Lun Ene 28, 2008 10:46 pm
Ubicación: Valencia

El mayor reto de Model

Mensajepor Grossman » Dom May 23, 2010 5:02 pm

Y para terminar

Operación de rescate sobre Wilna el 13 de julio de 1944
ImagenMGFA vol.8 p.580

Saludos
Grossman
Espérame y yo volveré, pero espérame mucho
Espérame cuando las tristes lluvias lleguen, y cuando el calor llegue no dejes de esperar
Espérame y yo volveré para que la muerte rabie
No comprenderán jamás los que jamás han esperado, cómo tú del fuego me salvaste
Es que sencillamente me esperaste como nunca nadie me esperó
****************** Konstantin Simonov ******************

Schwerpunkt
Moderador
Moderador
Mensajes: 1468
Registrado: Mar Oct 21, 2008 9:08 pm

El mayor reto de Model

Mensajepor Schwerpunkt » Lun May 24, 2010 5:08 pm

Estimado Grossman:

Una vez más, ¡ chapeau ! Desde luego los mapas de MFGA son para morirse de envidia... En fín, tendremos que hacernos un día con esta obra aún a costa de dejar un boquete en el presupuesto...

Además los mapas ponen de relieve la desesperada situación del Grupo de Ejércitos Centro. No sólo estaba superado numéricamente en una proporción grotesca si no que tenía que diluir buena parte de sus efectivos en algunos salientes de imposible defensa como el de Vitebsk o el "balcón del Dnieper" entre Orsha y Mogilev. Y para mayor inri el tipo de defensa impuesto por Hitler imponía la defensa a ultranza con efectivos previamente asignados -y por tanto detraídos de los efectivos en liza- de plazas como Polotsk, Orsha, Mogilev, Vitebsk, Bobruisk. Incluso si a los desgraciados alemanes se les hubiera permitido una cierta flexibilidad táctica, no cabe duda de que hubieran sufrido una derrota importante aunque no tan catastrófica. De todas formas la longitud del frente y la casi inexistencia de reservas móviles hubiera complicado cualquier tipo de defensa. A pesar de todo, no cabe duda que la opción del HGM era la más sensata y que hubiera minimizado el desastre, esbozando la retirada por fases detrás del Dnieper, Beresina y librando un combate de retardo. Además hubiera reducido la efectividad de la tremenda cortina de fuego inicial soviética y de paso hubiera reducido la longitud del frente y eliminado salientes indeseables.

Schwerpunkt
Moderador
Moderador
Mensajes: 1468
Registrado: Mar Oct 21, 2008 9:08 pm

El mayor reto de Model

Mensajepor Schwerpunkt » Vie May 28, 2010 12:22 am

Con la venia de nuestro compañero Grossman me permito hacer un inciso sobre un aspecto tradicionalmente poco tratado en la guerra del este como es el efecto de la aviación en esta ofensiva contra el Grupo de Ejércitos Centro (HGM).

Tradicionalmente se había considerado que la fuerza aérea soviética (VVS) sólo era capaz en el mejor de los casos de establecer superioridad aérea puntual y al coste de comprometer gigantescos efectivos y sufrir bajas muy elevadas. Y por el contrario se juzgaba que la Luftwaffe pese a su tremenda inferioridad numérica era capaz de efectuar una oposición considerable, infringir elevadas bajas a sus oponentes y podía efectuar misiones de bombardeo, suministro y hostigamiento con relativa impunidad.

A la luz de la experiencia de la operación Bagration parece que hay que reconsiderar algunos de estos puntos de vista. El fundamental es que en la operación de la destrucción del HGM la Luftwaffe quedó reducida a la práctica impotencia desde el inicio mismo de la operación por varias razones. La razón más importante fue la tremenda inferioridad numérica y la casi total ausencia de aparatos de caza para efectuar una mínima protección del espacio aéreo. Y la casi absoluta superioridad aérea soviética tuvo efectos mayores y más destructivos que en campañas anteriores.

Las cifras hablan por si solas…

Los soviéticos disponían de 2.318 cazas, 1.744 aparatos de ataque a tierra (fundamentalmente Shturmoviks o Il-2) 655 bombarderos medios tácticos y 1.007 bombarderos medianos estratégicos junto a 431 bombarderos ligeros nocturnos (con un gran número del ubicuo U-2 o PO-2) así como 179 aparatos de reconocimiento. Así pues, la VVS disponía de 5.327 aparatos bajo control directo de los frentes soviéticos junto a 1.007 bombarderos bajo el mando estratégico aéreo (1). El término estratégico debe utilizarse con precaución pues la VVS no realizaba ningún tipo de bombardeo estratégico en el sentido aliado contra ciudades o fábricas alemanas sino que se limitaba a ataques contra las líneas férreas alemanas y bombardeo de desorganización en la retaguardia del frente.

La estructura de los efectivos aéreos soviéticos era como sigue:

1º Frente Báltico:
- 3º Ejército aéreo (3 VA) con 902 aparatos
3º Frente Bielorruso:
- 1º Ejército aéreo (1 VA) con 1.864 aparatos
2º Frente Bielorruso:
- 4º Ejército aéreo (6 VA) con 528 aparatos
- 16º Ejército aéreo (16 VA) con 2.319 aparatos
Independientemente de los frentes implicados estaba el mando aéreo estratégico con 1.007 aparatos de bombardeo.

Veamos los efectivos de los que disponía la 6. Luftflotte responsable del área del HGM. En total contaba con 829 aparatos. De ellos unos 600 se encontraban en estado operativo cerca del frente con unos 312 bombarderos, 130 aparatos de ataque a tierra y 100 aviones de reconocimiento. Sin embargo en el área táctica del frente tan sólo había unos 100 aparatos de caza, de los cuales tan sólo 66 estaban operacionales. Esta casi total ausencia de aparatos de caza iba a condenar desde el principio cualquier posibilidad de defensa aérea coherente alemana (2)

Por si fuera poco, debido al mal tiempo atmosférico en la primavera de 1944 y a la progresiva superioridad aérea soviética la Luftwaffe era cada vez más incapaz de realizar reconocimiento áreo estratégico teniendo que basarse más en señales de radio. Los soviéticos al imponer un silencio de radio casi total y basar sus comunicaciones en líneas telefónicas terrestres pudieron concentrar una tremenda cantidad de unidades sin casi detección por parte alemana. Dentro del complejo plan de enmascaramiento y engaño “maskirovka” se construyeron falsos aeródromos con aviones falsos para despistar a los alemanes. El resultado fue que entre enero y septiembre de 1944 la Luftwaffe atacó en 128 ocasiones aeródromos soviéticos en la retaguardia soviética del HGM y en tan sólo tres ocasiones atacó aeródromos reales.

También en el apartado cualitativo la Luftwaffe iba sufriendo el efecto del terrible desgaste de una guerra mundial en varios frentes, además de la mejora tecnológica de los aparatos soviéticos ya fueran cazas como el La-5, Yak-9 o aviones de apoyo táctico. Así durante la primavera de 1944 entraron las versiones mejoradas como el La-5FN o el Yak-9U y disminuyó la proporción de los relativamente obsoletos P-39, P-40 suministrados por los angloamericanos. Por otra parte los aviones de ataque a tierra como el Shturmovik Il-2 o el Pe-2 comenzaron a ser fabricados casi íntegramente en metal aumentando su durabilidad, fiabilidad y resistencia al daño en combate. Se mejoró la coordinación con las unidades terrestres y se empezó a dotar a la mayor parte de aparatos hacia mediados de 1944 con receptores-transmisores de radio de los que hasta la fecha se había carecido o padecido escasez. Esto iba a mejorar el desempeño de la VVS y empeorar la situación de la ya desbordada Luftwaffe.

La noche del 22 al 23 de junio las divisiones de bombardeo estratégico de la VVS lanzaron unas 1.000 misiones contra concentraciones de tropas alemanas y posiciones de artillería. Al día siguiente y a pesar de que el tiempo atmosférico no permitía el empleo total de la aviación, se realizó un esfuerzo de una concentración sin igual en sectores concretos del frente. El objetivo era el aplastamiento de las posiciones artilleras alemanas y el ataque directo a objetivos en tierra para facilitar la penetración de equipos de combate soviético. Ya había quedado atrás el ataque lineal y frontal a lo largo de todo el frente y se había llegado a una mejora táctica de la infantería soviética combinada con otras armas. No obstante el aplastamiento de posiciones fortificadas y artilleras alemanas, incluyendo antiaéreas, se realizaba sin ningún miramiento a las bajas que los aviones sobre todo Pe-2 e Il-2 sufrieran a pesar de que la Wehrmacht y las unidades de tierra de la Luftwaffe contaban con excelentes cañones antiaéreos de tiro rápido de 20 y 37 mm motorizados.

El mal tiempo atmosférico relegó la misiones tácticas casi exclusivamente al sector del 1º Frente Báltico y 3º Frente Bielorruso en las proximidades de Vitebsk y especialmente en el trecho de la Rollbahn de Smolensk a Borisov. Aquel día el 3 VA realizó 828 salidas con resultados devastadores sobre las posiciones alemanas. Incluso los servidores de las posiciones antiaéreas alemanas se ponían a cubierto ante la avalancha de aviones soviéticos. En el sector más al norte el 1 VA realizó 877 salidas contra el sector al norte del saliente de Vitebsk. Después de un ataque masivo por parte de 160 Pe-2, se lanzaron oleadas sucesivas de Il-2 que a base de ataques incesantes fueron facilitando la penetración de la vanguardia soviética.

Imagen (3)

¿ Y qué hacía entre tanto la Luftflotte 6 mandada por el general von Greim ? Pues poca cosa como veremos. Por un lado se pensaba que el ataque inicial soviético era una diversión y se decidió mantener al grueso de las fuerzas aéreas a la espera de acontecimientos. Gracias a ésta ausencia de apoyo aéreo, a la devastadora barrera artillera soviética, el 3º Frente Bielorruso logró realizar profundas penetraciones alrededor del saliente de Vitebsk y en el eje de la Rollbahn hacia Minsk. El 1º Frente Báltico hizo lo propio al norte del saliente de Vitebsk quedando ya el primer día de la ofensiva el saliente casi seccionado de la retaguardia alemana. La VVS por su parte reportó una oposición aérea enemiga insignificante y el haber derribado tan sólo 11 aparatos. La Luftwaffe en el sector del 3º Frente Bielorruso no logró derribar ni un solo aparato y todas las pérdidas se debieron a fuego antiaéreo o a accidentes.

Fuentes:
(1) Steven Zaloga: Bagration 1944: The Destruction of Army Group Center. Osprey Publishing 1997.
(2) Christer Bergström: Bagration to Berlin: The Final Air Battles in the East: 1944-1945. Ian Publishing 2008.
(3) Mapas: http://de.wikipedia.org/wiki/Operation_Bagration"

Schwerpunkt
Moderador
Moderador
Mensajes: 1468
Registrado: Mar Oct 21, 2008 9:08 pm

El mayor reto de Model

Mensajepor Schwerpunkt » Dom May 30, 2010 1:16 am

Prosigamos con el curso de las operaciones y la influencia del arma aérea....
El propósito del 1º Frente Bielorruso era desde la zona de partida en Rogaschev y Shlobin embolsar a los alemanes alrededor de Bobruisk y marchar directamente hacia Minsk. Este movimiento junto con el del sector de Vitebsk-Orsha era el fundamental pues actuaría como gigantesca pinza embolsando a gran parte del grupo de ejércitos alemán en la zona del río Beresina. Sin embargo las malas condiciones meteorológicas impidieron casi las operaciones aéreas. No obstante el 24 de junio los Il-4 y Po-2 del 16 VA comenzaron los ataques de ablandamiento contra posiciones alemanas. Al mismo tiempo la base aérea de Bobruisk fue atacada por bombarderos medios. La visibilidad era casi nula y algunas de las 313 misiones aéreas bombardearon por error a fuerzas de la vanguardia soviética y casi matan al propio Rokossovski, comandante del frente. Entretanto los soviéticos iniciaron una tremenda cortina de fuego artillero.

Imagen

La ofensiva no comenzó demasiado bien; los alemanes del 9º Ejército estaban sólidamente atrincherados, el terreno era pantanoso y los alemanes contaban con observadores que dirigían un tiro artillero muy efectivo contra las fuerzas atacantes. A pesar de ello el tiempo atmosférico experimentó una ligera mejoría y los aparatos soviéticos comenzaron a entrar en acción en creciente número. Los soviéticos empleaban oleadas de 35-40 Shturmovik para facilitar la ruptura por los sectores designados. Los alemanes intentaron hacer entrar en acción a sus escasísimos cazas en este sector pero pronto se vieron envueltos en combate con un gigantesco número de aparatos soviéticos. Para hacernos una idea de la desproporción, el 16 VA efectuó durante todo el día 24 de junio un total de 3.291 salidas y sólo contabilizó 143 de la Luftwaffe.

Imagen

El día 24 fue cuando finalmente el alto mando alemán comprendió que estaba en marcha una ofensiva de gigantescas proporciones. El propio comandante del HGM, mariscal de campo von Busch entre signos de pánico, pidió la retirada del 3º Ejército Panzer. Hitler prohibió cualquier retirada como no fuera para rectificar alguna línea y defender sus ciudades fortificadas a cualquier trance. No obstante se asumió la necesidad de enviar refuerzos y a dos divisiones panzer se les ordenó la marcha inmediata hacia el HGM. Göring que momentos antes se había burlado de la presunta cobardía del Ejército ante la petición de von Busch, comenzó la transferencia de varios grupos de caza de la Luftflotte 1, estacionada en los países bálticos. Se trasladaron incluso varios grupos desde Italia y Francia a pesar de la desesperada inferioridad aérea alemana allí. Pero estos traslados llevarían varios días y entretanto la Luftwaffe iba a tener que batirse bajo una tremenda inferioridad numérica.

El día 25 los soviéticos consiguieron la ruptura operacional completa en el frente del 9º Ejército alemán. El 16 VA efectuó nada menos que 2.737 salidas y alcanzaron el río Druth y Ptisch en Glusk. Bobruisk estaba ya amenazada. Entretanto en el norte el 3º Frente Bielorruso hizo entrar como fuerza de explotación a sus fuerzas acorazadas en la zona de Vitebsk donde los alemanes ya habían quedado cercados. Además de misiones de apoyo táctico la VVS había logrado paralizar todo el transporte ferroviario en la zona hasta Minsk y además entorpecer seriamente el transporte a motor en las cercanías del frente. La Luftwaffe no sólo tenía que luchar contra enjambres de aviones soviéticos con tan sólo unos pocos aparatos sino que sus bases aéreas eran atacadas una y otra vez. Por si fuera poco, las únicas unidades móviles en el HGM mantenidas como reserva, la 20 Div. Pz y la Pz Gr. Div. Feldhernhalle que intentaban sellar algunas de las penetraciones soviéticas eran atacadas sin piedad desde el aire. Aunque un análisis posterior no demuestra la afirmación soviética de que estas unidades fueran destruídas desde el aire, no cabe duda de que sufrieron bastantes bajas y que su capacidad de combate y respuesta quedaron reducidas.

La oposición practicada por la Luftwaffe había sido muy débil y sus fuerzas se debilitaban porque fuerzas acorazadas soviéticas comenzaban a penetrar en aérodromos avanzados alemanes como en Tolotschin, a lo largo de la Rollbahn Borisov-Orsha, donde se perdieron 8 Fw-190 el día 26 de junio. Ese día se perdió Vitebsk y los 12.000 hombres embolsados allí. El 3 VA efectuó unas 1.415 misiones de hostigamiento y apoyo táctico para el 1º Frente Báltico. Se repetía la tónica de días anteriores con escasas bajas por parte de la Luftwaffe y donde el grueso de los aviones perdidos eran debido al fuego antiáereo alemán y accidentes.

Ese mismo día 26 ante el derrumbamiento del 4º y 9º Ejército alemán, el propio Hermann Göring ordenó la entrada en combate de los cuatrimotores He-177 como medida desesperada. Operando desde bases en Prusia Oriental estos bombarderos estratégicos fueron ordenados el efectuar misiones de baja altitud contra puentes y fuerzas acorazadas soviéticas. Estos aviones no estaban diseñados para este tipo de misiones y además resultaban muy vulnerables a las miríadas de cazas soviéticos que pululaban en el aire. De los 40 aparatos empleados unos 10 se perderían en los últimos días de junio y primeros de julio con poco alivio para la desesperada situación alemana.

Fuentes:
(1) Steven Zaloga: Bagration 1944: The Destruction of Army Group Center. Osprey Publishing 1997.
(2) Christer Bergström: Bagration to Berlin: The Final Air Battles in the East: 1944-1945. Ian Publishing 2008.
(3) Mapas: http://de.wikipedia.org/wiki/Operation_Bagration"

farre
Miembro
Miembro
Mensajes: 144
Registrado: Jue Dic 13, 2007 1:56 pm

El mayor reto de Model

Mensajepor farre » Dom May 30, 2010 6:28 pm

muy buen articulo es muy interesante

saludos

Avatar de Usuario
das reich
Miembro
Miembro
Mensajes: 98
Registrado: Jue Ene 25, 2007 12:46 am

El mayor reto de Model

Mensajepor das reich » Jue Jun 03, 2010 3:23 am

Dado todo este espectacular informe me queda claro lo
que fué toda la operación Bragation que definitivamente
dió el golpe de gracia a Alemania (aunque algunos escritores
dicen que fué la operacón que definió la guerra), de todos
modos el informe está muy bueno me ganaron de mano...

Schwerpunkt
Moderador
Moderador
Mensajes: 1468
Registrado: Mar Oct 21, 2008 9:08 pm

El mayor reto de Model

Mensajepor Schwerpunkt » Vie Jun 04, 2010 12:59 am

Veamos pues la penúltima parte del relato sobre la guerra aérea en la operación Bagration…

El día 27 de junio comenzó con un pronóstico catastrófico para tanto el 4º y el 9º Ejército alemanes. Los soviéticos habían conseguido la ruptura operacional en ambos frentes. Frente al 9º Ejército Bobruisk estaba prácticamente cercado y las tropas soviéticas mecanizadas del 1º Frente Bielorruso marchaban hacia el noroeste en dirección Minsk. En cuanto al frente del 4º Ejército, su frente había saltado hecho pedazos y las puntas acorazadas del 2º y 3º Frente Bielorruso descendían a toda marcha por la Rollbahn Orsha-Minsk. El propósito era nada menos que el envolvimiento de parte del HGM detrás del río Beresina.

La VVS que hasta el momento había efectuado gran parte de sus misiones como “artillería volante" y algunas de hostigamiento de comunicaciones y reservas móviles alemanas pasó desde este momento a un hostigamiento y bombardeo de las columnas alemanas a una escala no vista hasta el momento en el frente del Este y ayudada por la casi ausencia de la Luftwaffe.

Hasta el momento, la tónica había sido de unas 15-20 salidas soviéticas por cada salida alemana. Y la disparidad era aún mayor en lo tocante a la protección aérea de las desgraciadas tropas de la Wehrmacht ante el escasísimo número de aparatos de caza alemanes. No había superioridad cualitativa de ningún as alemán que pudiera hacer algo ante tal disparidad numérica. Los pilotos alemanes acostumbrados a una cierta superioridad cualitativa en el Frente Oriental se encontraban que tenían que vérselas con literalmente docenas de aparatos enemigos por cada uno propio. Incluso pilotos ases que llegaban como refuerzo desde el oeste se encontraban con la desagradable sorpresa de sufrir bajas fuera de toda proporción al ser arrojados contra nubes de aviones enemigos. Así, Alfred Heckes del III./JG 11 recién llegado de Francia fue derribado en su primer día de combate en el este, el 26 de junio.

Entretanto la única división panzer del HGM, la 20 Pz Div se iba a encontrar a una situación nunca vista en el Frente Oriental. La mañana del día 27 de junio mientras marchaba a contraatacar el cerco de Bobruisk fue atacada por cientos de Pe-2 y más tarde Shturmoviks. Varios cientos de vehículos de la división fueron destruídos aunque no se llegó al extremo de la destrucción total como afirmaría más tarde el Alto Mando soviético.

Ante la constatación de que no llegaba ayuda desde el exterior, las tropas embolsadas en Bobruisk compuestas por restos del XXXV Korps y el XLI Pz Korps iniciaron aquella misma tarde el intento de ruptura. Iban a sufrir uno de los ataques aéreos más intensos de toda la guerra por parte de aviones de ataque a tierra desde alturas de 200 a 1.200 m, bombarderos medios desde 1.200 a 1.600 m de altura y escoltados por cazas entre los 500 y 1.000 m. Durante toda la tarde sufrieron 526 salidas de aviones soviéticos, la mayoría –unos 400- bombarderos medios y aviones de ataque a tierra junto con intensas barreras artilleras de las tropas sitiadoras soviéticas. El intento de ruptura terminó con cientos de vehículos destruídos y con la mayoría de tropas alemanas huyendo de forma dispersa tras perder todo el material. Durante el día 27 el 16 VA realizó nada menos que 1.803 salidas. Tan sólo se contabilizaron 122 salidas de la Luftwaffe.

El mismo día 27 se rindieron los restos de las tropas alemanas embolsadas en Vitebsk, aunque Bobruisk todavía resistiría dos días más. Y entretanto la situación se deterioraba por horas para los ejércitos alemanes. Aunque muchas de las unidades alemanas en retirada hacia el Beresina no lo sabían estaban a punto de quedar cercadas sin remisión.
El día 28 comenzó con las tropas soviéticas tomando varios cruces sobre el río, al mariscal von Busch relevado del mando y sustituído por Model. Este de todas formas poco podía ya hacer para prevenir la hecatombe que se avecinaba sobre el 4º y el 9º Ejército alemán. El 3º Ejército Panzer bastante tenía con sobrevivir con terribles bajas y ser ametrallado y bombardeado sin piedad a lo largo de la carretera Vitebsk a Lepel. Aquel mismo día cayó Lepel y el 1º Frente Báltico giró el eje de ataque hacia el norte para tomar Polotsk. Para hacernos una idea de la intensidad de la ofensiva aérea en el norte, el 3 VA realizó 9.289 salidas aéreas desde el 23 al 30 de junio.

Imagen

El día 29 los Pe-2 soviéticos volaron el principal puente sobre el río Beresina aumentando las miserias y dificultades de los alemanes en retirada. Mientras tanto a lo largo de la carretera Belynichy a Beresina cientos de aparatos hostigaban sin compasión a las tropas alemanas que pugnaban por escapar del matadero. Aunque los alemanes empezaban a enviar cazabombarderos Fw-190 para intentar ralentizar el avance soviético, éstos en general no tenían apenas efectividad ante la masiva superioridad aérea soviética. Además se sufrían pérdidas elevadísimas al tener que atravesar un espacio aéreo plagado de aparatos enemigos. Así por ejemplo el escuadrón III./JG 11 perdió 12 Fw-190 ese mismo día.
Mientras tanto los soviéticos habían cruzado el Beresina más al norte tanto al sur como al norte de Borisov. Comenzaba a esbozarse el cerco de los resto de dos ejércitos alemanes…
Apenas una semana después de comenzada la ofensiva y los alemanes ya habían perdido casi 200.000 hombres.

Mientras tanto los primeros refuerzos de cierta entidad afluían a Minsk con la 4 Div Pz, la 7 Div Pz, la 170 Div Inf. y la 28 Jäger Div entre el día 29 y 30 de junio. Aunque se suponía que estas tropas agrupadas alrededor del 39 Pz Korps tenían que cerrar la brecha entre el 3º Ejército Panzer y 4º Ejército los acontecimientos iban a reducir ese intento a una mera quimera al tener que luchar esas mismas unidades por su propia salvación ante el enorme cerco que se desarrollaba. Las tropas alemanas de refuerzo quedaron aterradas ante el espectáculo dantesco de las unidades alemanas en retirada, sin armamento, organización y convertidas en una masa de huídos desmoralizados. La gigantesca pinza soviética ya había tomado el día 30 Slutzk, Stolpzy en la Rollbahn Varsovia-Minsk-Orsha o sea a unos 100 km al oeste de Bobruisk y Beresina y estaba a punto de tomar Molodetschno, importantísimo nudo de comunicaciones al noroeste de Minsk.

¿ Y qué ocurría entretanto en el aire? La Luftwaffe además de sufrir pérdidas sin cuento en el aire comenzaba a tener graves pérdidas en tierra a medida que sus aeródromos eran invadidos por las fuerzas mecanizadas soviéticas y por si fuera poco, el esfuerzo de retirar sus unidades aéreas avanzadas entre un caos creciente disminuía aún más el grado de operatividad de sus escuadrillas y dificultaba el suministro y mantenimiento. Una semana después de comenzada la ofensiva, cuando podía esperarse un cierto desgaste en la aviación soviética, los alemanes eran incapaces de beneficiarse de este hecho y su inferioridad seguía igual de grande que al comenzar la batalla.

El propio 39 Pz Korps del general Saucken apresuradamente formado en la zona de Minsk tenía que verselas no sólo con las puntas acorazadas soviéticas al en tres de los cuatro puntos cardinales sino a enjambres de Il-2 y Pe-2 que convertían cualquier movimiento en un martirio para los alemanes al causar atascos, dificultar el despliegue y causar bajas elevadas...

Fuentes:
(1) Steven Zaloga: Bagration 1944: The Destruction of Army Group Center. Osprey Publishing 1997.
(2) Christer Bergström: Bagration to Berlin: The Final Air Battles in the East: 1944-1945. Ian Publishing 2008.
(3) Mapas: http://de.wikipedia.org/wiki/Operation_Bagration"

Schwerpunkt
Moderador
Moderador
Mensajes: 1468
Registrado: Mar Oct 21, 2008 9:08 pm

El mayor reto de Model

Mensajepor Schwerpunkt » Lun Jun 21, 2010 8:06 pm

Aunque los alemanes en cierta medida no fueran conscientes debido al colapso de las comunicaciones, a la rapidez del avance soviético y al caos en que se encontraban sus unidades, estaban a punto de quedar cercados entre el Beresina y Minsk sin contar los otros cercos menores de Vitebsk, Bobruisk y otros lugares.

El día 1 de julio el Ejército Rojo capturó Borisov en la Rollbahn Minsk-Moscú. Y ese mismo día dos cuerpos de ejército alemanes (el XII y el XXVII) quedaron cercados al este del Beresina y el día 2 de julio tuvo lugar el cerco aún mayor a las afueras de Minsk por parte de las pinzas acorazadas del 1º y 3º Frente Bielorrusos. Los alemanes que habían logrado escapar del cerco en el Beresina y en Bobruisk iban a quedar cercados ahora en un área entre Minsk y el río. A pesar de la resistencia desesperada de la 5 Div. Pz y del batallón de carros pesados sPz Abt. 505, el cerco era un hecho ese día y unos 105.000 alemanes quedaban dentro del mismo.

Imagen
En la pretendida fortaleza de Minsk comenzaba a reinar el caos. La ciudad estaba defendida por tan sólo 1.800 hombres a los que había que sumar unos 15.000 hombres desarmados que huían de los rusos mientras se intentaba a la desesperada evacuar por ferrocarril a unos 8.000 heridos y 12.000 hombres provinienentes de los escalones de mando y unidades administrativas.

Ahora la aviación soviética iba a concentrarse en la destrucción y hostigamiento de las tropas cercadas sin casi oposición. La bolsa comenzó a disgregarse en bolsas móviles y grupos menores. Debido al total dominio aéreo soviético, los alemanes intentaban formar destacamentos más pequeños y evitar las rutas más obvias. No obstante el formar grupos más pequeños los hacía vulnerables a los partisanos y ralentizaba la huída al tener que atravesar bosques y pantanos sin comunicaciones y perder progresivamente los vehículos.

Los intentos de la Luftwaffe de abastecer la bolsa fueron en general inútiles y produjeron bastantes bajas ante el dominio total aéreo enemigo. El día 5 de julio se realizó el último intento de abastecimiento mediante lanzamiento de contenedores al haber perdido todos los aérodromos. El día 8 de julio el comandante del cuerpo XII ordenó una rendición de las tropas cercadas. Aunque grupos menores siguieron intentando la huída durante una semana o más, hacia mediados de julio todos los grupos habían capitulado o sucumbido. Por ejemplo de los 15.000 hombres cercados del 4º Ejército tan sólo unos 900 se abrieron paso hasta las líneas alemanas.

Nunca se sabrá con exactitud el número de bajas alemanas pero se perdieron entre 350-400.000 hombres incluyendo un gran número de prisioneros y oficiales capturados junto con la práctica totalidad del material pesado y vehículos.

La Luftflotte 6 perdió entre el 23 de junio y el 4 de julio unos 300 aviones incluyendo los cazabombarderos y bombarderos enviados infructuosamente a ralentizar el avance soviético. Las bajas de la VVS fueron ligeras en general y producidas en gran medida por el fuego antiaéreo alemán. Para hacernos una idea del 22 de junio hasta el 29 de agosto todas las fuerzas de la VVS empleadas en la operación de Bielorrusia habían perdido unos 822 aviones, pero una gran parte de estas bajas fueron producidas en julio y agosto cuando la oposición aérea alemana se reforzó. Probablemente debieron sufrir unos 300 aviones perdidos en las dos primeras semanas. Para unas fuerzas aéreas acostumbradas a sufrir bajas del casi 3 a 1 esto era indudablemente un gran éxito sin mencionar la colosal derrota sufrida por los ejércitos alemanes en tierra bielorrusa.

¿ En que ayudó el dispositivo aéreo soviético a conseguir el rápido desplome del Grupo de Ejércitos Centro ? A diferencia de otras operaciones la superioridad numérica soviética y la composición de la Luftwaffe causó los siguientes efectos:
- La increíble inferioridad numérica de la caza de Luftwaffe impidió no sólo proporcionar una mínima cobertura a la Wehrmacht sino que provocó una impotencia casi total en la protección de sus propias unidades aéreas. Como consecuencia los ataques efectuados con cazabombarderos Fw-190 o bombarderos He-111 o incluso He-177 no tuvieron casi repercusión y provocaron enormes bajas entre las unidades implicadas.
- Gracias a su abrumador número la VVS pudo ejercer simultáneamente como artillería volante y ejercitar misiones de hostigamiento sin casi oposición.
- Y finalmente el dominio casi total de la VVS impidió por completo el suministro aéreo de las tropas cercadas.

Los intentos iniciales del mariscal Model en recomponer una línea mínimamente coherente entre Vilna a través de Lida en Lituania hasta Baranovichi. Pero contaba con muy pocas tropas aparte y tenía grandes boquetes en la línea. El día 8 cayó tanto Lida como Baranovich y mientras tanto Vilna quedaba cercada…

Fuentes:
(1) Steven Zaloga: Bagration 1944: The Destruction of Army Group Center. Osprey Publishing 1997.
(2) Christer Bergström: Bagration to Berlin: The Final Air Battles in the East: 1944-1945. Ian Publishing 2008.
(3) Mapas: http://de.wikipedia.org/wiki/Operation_Bagration"

Avatar de Usuario
V.Manstein
Moderador Honorario
Moderador Honorario
Mensajes: 774
Registrado: Lun Jun 13, 2005 6:28 pm
Ubicación: Cantabria/Canarias

El mayor reto de Model

Mensajepor V.Manstein » Sab Jun 26, 2010 8:10 pm

Gracias por las aportaciones.
Soldat im 20.Jahrhundert
ImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagenImagen

Avatar de Usuario
José Luis
Administrador
Administrador
Mensajes: 8922
Registrado: Sab Jun 11, 2005 3:06 am
Ubicación: España

Re: El mayor reto de Model

Mensajepor José Luis » Vie Ene 13, 2017 10:51 am

¡Hola a todos!

Han pasado ya casi seis años y medio desde la última entrada en este hilo. Desde entonces, bibliográficamente, han aparecido dos libros recomendables, a mi juicio, sobre la Operación Bagration. El primero en publicarse fue el de Charles J. Dick, From Defeat to Victory. The Eastern Front, Summer 1944 (Lawrence, Kansas: University Press of Kansas, 2016), que compone el II Volumen de su Decisive and Indecisive Military Operations, siendo el I Volumen el titulado From Victory to Stalemate. The Western Front, Summer1944, publicado por la misma editorial el pasado año.

Ambos volúmenes presentan una crítica comparativa de las diferentes aproximaciones que emplearon los aliados en sus operaciones militares a nivel estratégico y operacional en el verano de 1944, concluyendo que la aproximación soviética (arte operacional) en las operaciones terrestres fue marcadamente diferente a la angloamericana y mucho más efectiva.

El segundo libro, que creo ya está disponible, corresponde a Richard W. Harrison, y es una traducción del estudio del Estado Mayor General soviético sobre la operación estratégica de Bielorrusia que titula Operation Bagration, 23 June-29 August 1944: The Rout of the German Forces in Belorussia (Helion & Company, 2016). No he leído este libro, pero conozco a Harrison, un experto en el arte operacional soviético. Aunque sea una traducción, me imagino que irá anotada y comentada por Harrison, y esto ya le da un valor añadido muy valioso.

Bien, el libro de Dick, que he leído, presenta, al tratar las opciones del ER en el verano de 1944, la aproximación que tomó el Stavka tras evaluar esas opciones, que fueron cuatro. La primera consistía en continuar la ofensiva meridional, neutralizando a los aliados de Alemania (húngaros, rumanos y búlgaros), ocupando la mayor parte de los Balcanes y evitando así que los aliados occidentales se instalasen en la región de fallar la disuasión política a tal fin. Sin embargo, esta opción estratégica significaba sobredimensionar las fuerzas principales en un saliente sureste separado del centro por barreras físicas y una gran distancia. Era un espejo, dice Dick, del error alemán en el verano de 1942.

La segunda opción consistía en concentrar el esfuerzo en el norte, sacando a Finlandia de la guerra y reconquistando los estados bálticos. Pero este objetivo no estaba a la altura de los esfuerzos y medios empleados; en otras palabras, el premio no merecía la pena. Tras levantar el sitio de Leningrado, Finlandia era un objetivo de poco valor, mientras que los estados bálticos también lo eran intrínsicamente: un callejón sin salida que acababa en el mar.

A finales de abril, el ER había limpiado de enemigos el sur de los pantanos del Pripyat casi hasta Kovel, y desde allí hacia el sur hasta las montañas de los Cárpatos.

La tercera opción demandaba montar una ofensiva utilizando como plataforma de lanzamiento la Ucrania occidental a través de Polonia sobre un eje general Kovel-Varsovia-Danzig en un envolvimiento gigantesco de los grupos de ejércitos alemanes Centro y Norte. Pero las terribles experiencias ofensivas pasadas habían hecho comprender al Stavka la "locura de semejantes grandiosas visiones estratégicas y la virtud de la doctrina de preguerra de operaciones sucesivas para aproximarse al objetivo estratégico mediante pasos viables". También había aprendido el valor multiplicador de combate de la sorpresa, y era evidente que los alemanes esperaban el principal esfuerzo soviético desde el sur de los pantanos del Pripyat, y a tal fin habían desplegado sus fuerzas.

La cuarta opción que quedaba disponible era una ofensiva en el centro a través de Bielorrusia, norte del Pripyat hacia Prusia del Este o Polonia central. Esta ofensiva liberaría Bielorrusia y proyectaría al ER hacia o incluso dentro de Europa central en ruta directa hacia Varsovia y de ahí a Berlín, rindiendo insostenible la posición del Grupo de Ejércitos Norte.

Las opciones primera y cuarta extenderían hacia el oeste el poder soviético, esencial para la futura seguridad de la URSS. En 1941 los alemanes habían llegado a las puertas de Leningrado y Moscú, y Stalin no quería que un futuro ataque desde el Oeste capitalista comenzara tan cerca como el de los alemanes, especialmente en la clave dirección estratégica occidental.

Así las cosas, el plan para la campaña de verano de 1944 preveía una sucesión de operaciones estratégicas. La primera destruiría al Grupo de Ejércitos Centro, abriendo así un enorme agujero en el frente estratégico de los alemanes. Por necesidad, los alemanes tendrían que redesplegar formaciones de otros sectores, de forma más inmediata desde el sur de Polonia, donde se habían concentrado pensando que el principal ataque soviético sería allí. Explotando la consecuente desestabilización de la defensa, los soviéticos atacarían allí donde habían estado las reservas alemanas, esto es en el eje L'vov-Kielce contra el Grupo de Ejércitos Ucrania Norte para crear una cabeza de puente a escala operacional sobre el Vístula a unos 200 kms al sur de Varsovia. Ante un frente roto en toda la amplitud de Polonia, el Grupo de Ejércitos Ucrania Sur quedaría debilitado inevitablemente y los soviéticos podrían reanudar su avance dentro de Rumania y de allí a los Balcanes.

Mapa que muestra el concepto estratégico del Stavka para la campaña de verano de 1944:
Imagen
Fuente: Dick, Op. Cit., Mapa 2.1

Me ha gustado el énfasis de Dick en el concepto "operaciones sucesivas" que formulaba la doctrina militar soviética de preguerra (1936), más conocido como "Operación Profunda". Es más fiel "operaciones sucesivas" porque deriva mejor del concepto estratégico militar soviético de los primeros años de la década de 1930 sobre una futura guerra, que con total unanimidad entre los estrategas del ER consideraban bajo el contexto de una guerra prolongada. He aquí la gran diferencia con los alemanes y lo que ha venido en llamarse popularmente su concepto blitzkrieg de la guerra, es decir su idea de una guerra corta.

En cierta forma ambas doctrinas, soviética y alemana, eran similares en cuanto a la forma de hacer la guerra, esto es una guerra de movimiento de formaciones de armas combinadas. Los alemanes la tenían bien estudiada y practicada (1939-40): ataques de flanco para operaciones de envolvimiento y cerco. Esto es la batalla de aniquilación, con el referente Cannae schlieffeniano. La diferencia fundamental entre ambas doctrinas era su contexto estratégico, inexistente en el caso alemán quizá por su visión de guerra corta o su fe de que se podía ganar una guerra en una campaña. En cambio, los soviéticos contextualizaron su estrategia bajo una guerra de desgaste y, a tal fin, estudiaron las implicaciones económicas y logísticas de tal empresa. Naturalmente, me estoy ciñendo al campo teórico doctrinal. Otra cosa era la práctica y, sobre todo, las consecuencias reales de las purgas militares de Stalin a partir de 1937. Pero con todo y eso, los soviéticos prepararon económica e industrialmente a su país y sus fuerzas armadas para una guerra prolongada, movilizando todos sus recursos humanos y materiales desde el primer día de la agresión nazi. Y si dejamos a un margen (un margen desastroso para la URSS y el ER) los errores estratégicos cometidos principalmente durante los dos primeros años de la guerra en el Este, a partir de 1943 el Stavka comenzó a poner en práctica, de forma paulatina, el concepto estratégico de las "operaciones sucesivas" que años antes de la guerra habían fundamentado Triandafillov y desarrollado Isserson, principalmente. En mi opinión, la campaña soviética del verano de 1944 fue la mejor aproximación que hizo el ER en la IIGM (con la excepción, quizá, de la campaña de Manchuria de 1945) del concepto de "operaciones sucesivas" formulado en las Regulaciones de Camapaña del Ejército Rojo de 1936.

Saludos cordiales
JL
"Dioses, no me juzguéis como un dios
sino como un hombre
a quien ha destrozado el mar" (Plegaria fenicia)


Volver a “Frente oriental”

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 2 invitados