pub01.jpg

Asesores soviéticos Guerra Civil Española.

Acontecimientos políticos, económicos y militares relevantes entre noviembre de 1918 y septiembre de 1939

Moderadores: José Luis, PatricioDelfosse

Responder
maxtor
Colaborador económico
Mensajes: 325
Registrado: Vie Dic 03, 2010 3:12 pm

Asesores soviéticos Guerra Civil Española.

Mensaje por maxtor » Mié Jun 26, 2013 1:34 pm

Saludos cordiales a todos.

Acabo de terminar la lectura del libro "Stalin y España", de Yuri Rybalkin sobre la ayuda y política soviética durante la GCE y me ha parecido interesante comentar un aspecto menos conocido de la ayuda soviética al bando republicano en forma no ya de armamento puro y duro sino de asesoramiento militar. Yuri Rybalkin es historiador y ha sido militar formado en la Academia Superior de Mando de Tropas de Artillería y en la Academia Militar de Ciencias Políticas de Moscú y trabajó como profesor e investigador titular en el instituto de Historia Militar del Ministerio de Defensa de la Federación Rusa y ha sido el primer investigador ruso que dedicaba una monografía al apoyo específicamente militar de la Unión Soviética otorgó a la República durante nuestra guerra civil. La gran ventaja de Rybalkin ha sido su carácter de militar que le han abierto muchos archivos rusos, y el libro se basa en un librillo personal de notas del antiguo mariscal de la Unión Soviética Kliment Voroshílov, en su calidad de comisario del pueblo para la Defensa, y que llevaba como título "Operación X", que fue el nombre en clave con que se designaba a España.

La actividad general de los asesores que contribuyeron a la formación y el adiestramiento del Ejército popular incluyó también operaciones de combate activas, el escudo armado de la República surgió bastante deteriorado desde el inicio de la GCE, el ejército regular o se sublevó o los republicanos lo disolvieron, y las milicias que ocuparon su lugar en la defensa tardaron en militarizarse. En el proceso de transformación de combatientes aficionados en soldados capaces de luchar, los asesores y los instructores soviéticos representaron un papel imprescindible.

Uno de los pivotes fundamentales de la ayuda soviética a los republicanos durante la Guerra civil española consistió en el envío de asesores militares, al objeto de igualar la ayuda de las potencias fascistas a favor de Franco, fueron especialistas capaces de enseñar el manejo de los modernos medios de combate, y fueron fundamentales para crear el Ejército Popular. Respondiendo a la petición del Gobierno republicano presidido por aquel entonces por Largo Caballero, la URSS decidió enviar a la República asesores militares junto con los armamentos.

El comisario para la Defensa, Voroshílov informó por telegrama cifrado al agregado militar soviético en España, el kombrig V. Górev (Sancho) sobre el “envío de asesores para trabajar en divisiones brigadas (columnas)”. (Archivo Central del Ministerio de Defensa de la Federación de Rusia , F. 132, I. 2642, A. 192, p.1). La carta de 21 de diciembre de 1936 que Stalin, Mólotov y Voroshílov dirigieron al jefe del Gobierno español decía, en lo referente a la ayuda con armamentos y asesores militares:

“Respondiendo a sus múltiples peticiones que nos han sido transmitidas en su momento a través del camarada Rosenberg (embajador de la Unión Soviética en la España republicana), hemos aceptado poner a su disposición una serie de especialistas militares. Han recibido órdenes de asesorar en el ámbito militar a los oficiales para cuya asistencia son enviados. Se les ha advertido categóricamente que tengan en cuenta que, bien conscientes de los sentimientos de solidaridad, sentimientos que comparten actualmente el pueblo español y los pueblos de la Unión Soviética, como extranjeros que son en España, sólo serán de verdadera si se mantienen estrictamente dentrl del marco de su cometido de asesoramiento y sólo asesoramiento. Creemos que es precisamente así como cabe aprovechar la asistencia de nuestros camaradas militares. Le rogamos amablemente tenga a bien informarnos en qué medida considera que nuestros asesores militares cumplen con éxito los cometido que les han encomendado. Únicamente se les permitirá que continúen su trabajo en España si contamos con una valoración positiva por parte de Vd”. (Archivo Central Ministerio de Defensa de la Federació de Rusia, F. 132, I. 2642, A. 77, pp. 45-46).

La carta que remitió a modo de respuesta Largo Caballero no deja lugar a dudas de que fue precisamente el gobierno de la República el que solicitó a la dirección soviética el envío de asesores militares para consolidar la capacidad combativa del Ejército Popular. El envío de asesores estaba precedido por una selección de candidatos, que solía efectuarse por las direcciones centrales y los órganos de personal del Comisariado para la Defensa con mediación de los comandantes de las regiones militares. Los consejeros militares jefes y mayores, los asesores de cuerpos de ejército y divisiones los aprobaba el Comité Central del Partido Comunista. Antes de partir, a los asesores les daba instrucciones personalmente Uritski, director del Servicio de Inteligencia del Comisariado para la Defensa.

Los oficiales se elegían entre los mejores especialistas, militares sobresalientes en materias relacionadas con la formación para el combate y la política; pasaban por un adiestramiento adicional en cursos que se daban en Moscú y en donde se les explicaba la situación político – militar, la táctica de las diversas armas en las condiciones concretas de la guerra de España y se les hacían recomendaciones prácticas. El envío del personal corría a cargo del Departamento X, y se recurría a dos rutas: por tierra, a través de Francia (por ferrocarril vía Varsovia, Berlín, París o Suiza), o navegando por el Mediterráneo hasta Cartagena. Un número insignificante de especialistas militares llegó a través de los Balcanes o vía África.

Al llegar a España los asesores y técnicos quedaban a disposición del consejero militar jefe quien los distribuía – bajo nombres falsos – por departamentos o unidades de combate concretas y solían permanecer en España un promedio de seis a ocho meses. La organización del cuerpo de asesores militares se inició inmediatamente después de que los primeros especialistas llegaran en septiembre y octubre de 1936, y la estructura se configuró de forma tal que pudiese abarcar tanto los órganos centrales del Ejército Popular como las agrupaciones y unidades.

El análisis de los documentos de archivo permite reconstruir la estructura del cuerpo de asesores militares entre 1937 – 1939. Al frente se encontraba el consejero militar jefe –GVS, en sus siglas rusas – quien tenía su propia plana mayor. Tenía a su mando a los consejeros militares mayores especializados, respectivamente, en materias relacionadas con el Estado Mayor, la infantería, la fuerza aérea, tropas mecanizadas, la artillería, la defensa antiaérea, las fuerzas navales, las comunicaciones, sanidad y otros servicios de retaguardia. La plana mayor del GVS modificó su estructura en diversos momentos pero solía contar con un departamento operativo y otro de organización, asíi como uno de formación. El personal de apoyo a la plana mayor estuvo integrado por gran número de operadores de radico, cifradores y traductores. El cargo de consejero militar jefe lo ostentaron J. Berzin (“Donizetti”) en 1936 – 1937; G. Shtern (“Sebastián”, “Grigorévich”) en 1937 – 1938, y K. Kachánov en 1938 – 1939. Entre los consjeros figuraron N. Kuznetsov, K. Meretzkov, N. Vorónov, Ya. Smushkévich, A. Rodímtsev, N. Liáschencko y M. Nedelin.

Se asignaron instructores en apoyo a algunos mandos de grandes unidades del ejército republicano, también trabajaron en unidades de aviación y en grupos blindados, en buques y en destacamentos guerrilleros, como asimismo, a modo de excepción, en batallones y compañías de adiestramiento.

El análisis de la variada actividad que realizó el cuerpo de asesores permite esbozar algunas líneas básicas: apoyar la institucionalización del Ejército Popular y el reforzamiento de su capacidad combativa; contribuir a la elaboración y desarrollo de sus operaciones; adiestrar a sus cuadros; realizar estudios sobre el país, su economía, las fuerzas armadas, el teatro operativo, etc. Pero la realidad hizo que en muchas ocasiones asumieran directamente tareas organizativas y de combate, incluyendo el mando de tropas ( Meretzkov, K.A. “Al servicio del pueblo: páginas y recuerdos”, Moscú, 1970, p. 150). El rol y las funciones de dichos asesores cambiaban dependiendo de la situación.

El agregado militar V. Górev, así como K. Meretzkov, B. Símonov y otros, elaboraron en 1936, junto con los mandos españoles, el plan de actividades urgentes para crear el nuevo Ejército Popular, se consideraron prioritarias las tareas de mejorar la organización del ejército existente, crear y formar la reserva, personal de mando, organizar el trabajo político en el ejército y acciones de guerrilla en la retaguardia de los sublevados, atender a los servicios de espionaje y contraespionaje, y movilizar todos los medios para organizarla industria bélica y reforzar la defensa de Madrid (Samarin, A, “La Lucha por Madrid”, Moscú 1940, p. 21). Este plan lo asumió el Ministerio de Guerra republicano y empezó a ejecutarse.

El 14 de octubre de 1936 el Gobierno decretó la formación de las primeras seis brigadas del ejército regular. Más tarde y siguiendo las recomendaciones de los asesores soviéticos, se reorganizó el Estado Mayor, se crearon escuelas y cursos de instrucción militar y los servicios de retaguardia y se aprobó el reglamento del Consejo Superior de Guerra. El 29 de octubre la 1ª Brigada de Enrique Líster participó en los combates de Seseña, se formaron otras cinco brigadas que entraron en combate entre el 7 y el 13 de noviembre.

Una de las características del asesoramiento y la creación posterior del ejército republicano fue su rapidez en crearse y justo en medio de fuertes combates, los de mayor importancia fueron para defender Madrid. Los asesores soviéticos se incorporaron a uan comisión gubernamental cuyo objetivo era elaborar un plan para la fortificación de la capital y se recomendó un plan que estableciera tres cinturones fortificados (líneas de defensa): el primero, a una distancia de 20 – 35 km del centro de la ciudad; el segundo a 12-14 km, y el tercero, a 6-8 km. Pronto mejoraron las defensas. Las obras correspondientes se hicieron no sólo en los accesos, sino también en las calles de la ciudad misma.

En colaboración con los mandos republicanos los asesores diseñaron numerosas operaciones del Ejército Popular, la de Teruel se realizó a iniciativa, instancia y según el plan del consejero militar jefe, camarada Shtern (fragmento informe político de división Kachelin, RGVA, F. 33987, I.3, A. 1149, p. 24). Vicente Rojo, jefe del Estado Mayor, y Shtern elaboraron la idea, el plan y ejercieron el control de la operación de Brunete (julio de 1937). En las acciones del Jarama y Guadalajara, las acciones de las tropas mecanizadas y de la fuerza aérea fueron planificadas por D. Pávlov y Ya. Smushkévich (“Douglas”). En los archivos rusos se conservan abudantes mapas, órdenes y otros documentos elaborados por los asesores: del 5º Cuerpo de Ejército, I. Rátner; del 3º Cuerpo del Ejéricto, R. Malinovski; por los asesores de divisiones y brigadas, M. Mályshev, Soviétnikov, Bóndares y otros.

Las líneas básicas, junto con las formas y métodos de trabajo que siguieron el cuerpo de asesores, fueron determinadas por las instrucciones y directrices del Gobierno soviético y del Comisariado para la Defensa, no obstante en el momento inicial en que se enviaron asesores a España aún no había elaborado documento alguno normativo que reglamentase con precisión su labor, así debieron guiarse por los telegrámas de Moscú. Las recomendaciones se plasmaron en la disposición 3780/L, de 9 de diciembre de 1936, dictada por el comisario para Asuntos Exteriores, M. Litvínov, y enviada al embajador soviético:

“al camarada Rosenberg, junto con el camarada “Grishin” (Berzin) se les encarga que expliquen a nuestros asesores militares que en ningún caso deberán suplantar a los españoles. Habrá de conducir su labor de tal forma que el Estado Mayor español, los jefes de las unidades, etc, no tengan la sensación de que se resuelven las cuestiones sin contar con ellos. Las recomendaciones de carácter operativo militar y organizativo tendrán que dirigirse, por regla general, en primer lugar a la persona que asuma la responsabilidad directa por el tema en cuestión (y no al cargo superior), fundamentando pacientemente la conveniencia de dicha recomendación o consejo. Hay que explicar también a nuestros camaradas que cuando no logren por la vía de la persuasión que se acepten las propuestas por las que abogan, no deberían pasar, de ningún modo, a métodos politicamente nocivos de mando, para plasmarlas en la realidad. Proponemos a los camaradas Rosenberg y “Grishin” que insistan en la necesidad de que dicha indicación se observe a rajatabla. En caso de que uno u otro camarada no sepa dejar de lado los métodos ordenancistas, se les sugiere que planteeen su retiro de su trabajo en España”. (Archivo Central del Ministerio de Defensa de la Federación de Rusia, F. 132, I. 2642, A. 77, p. 44).

...///...

maxtor
Colaborador económico
Mensajes: 325
Registrado: Vie Dic 03, 2010 3:12 pm

Re: Asesores soviéticos Guerra Civil Española.

Mensaje por maxtor » Vie Jun 28, 2013 1:41 pm

Saludos a todos.

La actividad de asesoramiento tuvo al inicio numerosas dificultades dado que el nivel de preparación táctico – operativa del jóven Ejército popular era bajo, carecían de experiencia de guerra, el mando superior estaba desunido y le turbaba la difícil demarcación de las diversas fuerzas que representaban a los distintos partidos políticos. Las recomendaciones de los asesores soviéticos a veces se veían ignoradas debido a las ambiciones personales de ciertos generales y oficiales del Ejército Popular. Asimismo también perjudicaba los inesperados cambios y revocaciones de los asesores que tenían que volver a la URSS y había que volver a armonizar dicha cooperación, y en no pocas veces las instrucciones de Moscú fueron contradictorias o no siempre justificadas. Fueron órdenes redactadas habitualmente por Voroshílov en personas, y eran de obligado cumplimiento.

La ayuda militar soviética coincidió con el período de purgas masivas en la Unión Soviética. Ello no dejó de reflejarse en la estabilidad psíquico moral de los asesores. Además, se sentían alejados de su patria y sufrían las dificultades de su propia situación semilegal que les exponía al riesgo de desaparecer para siempre y en circunstancias poco claras en medio de un país extraño.

Hasta el día de hoy se ignora el número exacto de asesores militares que trabajaron en el Ejército y en la Armada de la República. En diferentes períodos su número varió. Así en 1936 prestaron asistencia militar unos 100 asesores. En 1937 eran aproximadamente 150. En 1938 poco más de 250. En enero de 1939 el cuerpo de asesores militares se redujo a 84 personas. En 1939 trabajaron en total como asesores militares 95 oficiales del Ejército Rojo. (fuente: Archivo Estatal Militar de Rusia). El estudio de dichos archivos que ha realizado el historiador Yuri Rybalkin le permitió estimar que el número total de asesores militares se elevó, entre octubre de 1936 y marzo de 1939, a aproximadamente 600 personas, nivel que fue a todas luces insuficiente. Esta estimación combate las declaraciones del antiguo embajador republicano Luis Araquistáin de que los asesores militares enviados en 1936 llenaron todos los Estados mayores y provocaron la completa desorganización de las fuerzas armadas debido a su incompetencia (The New York Times, 4 dejunio de 1939). El número de asesores soviéticos fue incomparablemente menor que el de alemanes e italianos presentes en el Ejército de Franco. En el Ejército Popular faltaron especialistas que asignar a brigadas y divisiones.

Una de las mayores aportaciones de los asesores soviéticos consistió en ayudar a crear la aviación, las unidades acorazadas y mecanizadas, así como la artillería antiaérea. Los soviéticos ayudaron al mando del Ejército Popular para organizar los vehículos blindados, la aviación y la artillería, fueron de gran peso la asistencia prestada por los marineros soviéticos quienes, entre otras cosas, diseñaron la organización de los convoyes. El adiestramiento de cuadro de mandos militares fue una de las líneas más importantes en la ayuda soviética, en un breve lapso de tiempo, y con la contribución de los asesores, se creó una red de centros de instrucción y escuelas militares en Albacete, Barcelona, Almansa, Madrid, Archena, Murcia y otras localidades bajo la dirección de instructores soviéticos se formaron en ella tanquistas, pilotos, artilleros, ametralladores, zarpadores y técnicos de transmisiones. El éxito de dicha actividad de formación se pone en evidencia en el centro Archena donde desde el otoño de 1937 todas las tripulaciones de los T-26, y hacia el verano de 1938, también las de los carros BT, estuvieron integradas exclusivamente por españoles (Solidarnost` narodov s Ispanskoi respublikoi. 1936 – 1939, p. 252).

Según cálculo sestimativos del historiador Rybalkin en los años de la GCE aprendieron nuevas profesiones militares en torno a 20.000 republicanos (más de 3000 en la URSS). Cientos de especialistas se dedicaron al adiestraiento de cuadros especializados para el Ejército Popular en decenas de escuelas militares y centros civiles de enseñanza de la Unión Sovética.

Otra labor activa la desplegaron también los agentes soviéticos que llegaron a España no sólo por conducto de la Dirección de Inteligencia del Ejército Rojo, sino por la NKVD. Además de cumplir misiones de inteligencia propiamente dichas, se dedicaron a una amplia actividad de subversión en forma de guerra de guerrillas: volaron puentes y destruyeron vías de comunicaciones y transmisiones. Bajo el nombre de coronel Ksanti, entre agosto de 1936 y octubre de 1937, J. – U. Mámsurov dirigió todo el movimiento de guerrillas en España, más tarde fue uno de los jefes de la Dirección General de Inteliigencia Militar del EM de las Fuerzas Armadas soviéticas.

Naturalmente las labores de la NKVD en la época de las sangrientas purgas en el interior de la URSS tuvieron una componente de lucha ilegal contra quienes aparecían como adversarios políticos del régimen soviético, en particular el trotskismo u otros opositores.

Según cálculos del historiador referido en el período que abarca desde octubre de 1936 hasta marzo de 1949 combatieron y trabajaron en el servicio de la República aproximadamente 4000 diversos especialistas militares y civiles soviéticos. En cada momento se hallaron en España, como mínimo 600 – 800 especialistas y al final de la guerra sólo quedaban unos 55. Estos cálculos aproximados permiten pensar que fueron en total unos 10.000 ciudadanos soviéticos los que intervinieron en la “Operación X”. Entre ellos se cuentan no sólo los destinados en España sino también los marineros y trabajadores ferroviarios.

Gracias a la ayuda militar soviética – tan ensalzada por unos y denostada por otros – la República “pudo alargar sustancialmente su período de existencia y el Ejército Popular supo alcanzar varios triunfos de importancia. No todo marchó sobre ruedas y la ayuda no siempre se brindó oportunamente y con eficacia. Las causas radicaron no sólo en la distancia geográfica que separaba a los dos países o en el bloqueo naval impuesto (principalmente italiano). También tuvieron una influencia negativa los desperfectos técnicos, los fallos de la dirección así como el insuficiente nivel de preparación profesional de algunos especialistas militares soviéticos”. (Stalin y España – Yuri Rybalkin, pp. 114).

Saludos a todos desde Benidorm.

Avatar de Usuario
Antonio Machado
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 5048
Registrado: Mié Ago 03, 2011 3:40 pm
Ubicación: Nueva York, E.E.U.U.

Re: Asesores soviéticos Guerra Civil Española.

Mensaje por Antonio Machado » Vie Jun 28, 2013 6:12 pm

Hola Maxtor, estimado amigo !

Muy interesante recensión, te digo que me has motivado a leer esa obra, la estoy apuntando en mi lista. :sgm111:

Entiendo que en la GCE intervinieron diversas potencias, cada una con sus propios intereses, pero ni una de ellas intervino demasiado para no provocar la intervención masiva de las otras.

Creo que me gustará mucho leer esta obra sobre el papel de la URSS en ese conflicto.

Gracias por compartir... :sgm120:

Saludos cordials desde Nueva York,

Antonio Machado :sgm65:
Con el Holocausto Nazi en contra de la Raza Judía la inhumanidad sobrepasó a la humanidad.

maxtor
Colaborador económico
Mensajes: 325
Registrado: Vie Dic 03, 2010 3:12 pm

Re: Asesores soviéticos Guerra Civil Española.

Mensaje por maxtor » Sab Jun 29, 2013 4:58 pm

Antonio Machado escribió:
Entiendo que en la GCE intervinieron diversas potencias, cada una con sus propios intereses, pero ni una de ellas intervino demasiado para no provocar la intervención masiva de las otras.
Saludos Antonio.

La ayuda fue importante para ambos bandos, fue el historiador Hugh Thomas el que planteó la llamada "teoría de la oportunidad de las entregas". Es decir, la importancia de las ayudas exteriores no consistió tanto en la cuantía de las mismas, sino en el momento y las circunstancias en que se hicieron. Ahí es donde el historiador inglés cree que está la clave de todo y afirma que, en el transcurso de la guerra, los contrincantes lograron superar gracias a las oportunas ayudas extranjeras una serie de circunstancias críticas. Así, el inicio del golpe pudo salvarse y dar paso a la fase de guerra civil por la aparición de los Ju-52 de transporte alemanes que permitieron el traslado del Ejército de Africa a la Península.

Esto parece claro, si bien, hay historiadores que señalan que esos JU-52 poco hubieran podido hacer si los 70 cazas Nieuport y Dewoitine del gobierno de Madrid se hubieran decidido a darles la batallas; y del mismo modo, el convoy marítimo del 5 de agosto de 1936 no hubiera alcanzado Algeciras si la Marina republicana hubiera mantenido su moral combativa y capacidad de lucha.

La segunda crisis salvada por la "oportunidad de las ayudas" favorece a los republicanos en la defensa de Madrid por la aportación soviética y la ayuda de las Brigadas Internacionales, también hay parte de razón pero la superioridad republicana en esos momentos hubiera permitido aspirar a objetivos más importantes que salvar la capital, para lo cual hubiera bastado seguramente con las Brigadas españolas de nueva creación.

Avatar de Usuario
David L
Administrador
Administrador
Mensajes: 2333
Registrado: Mar Oct 11, 2005 4:23 am
Contactar:

Re: Asesores soviéticos Guerra Civil Española.

Mensaje por David L » Sab Jun 29, 2013 10:39 pm

Gracias maxtor por la reseña, todo lo que he leído siempre sobre este libro que has mencionado han sido críticas buenísimas, es más, me lo han aconsejado infinidad de veces y todavía no me he hecho con él. Hoy, al leer con más detenimiento tu reseña, sigo pensando que este libro es una apuesta segura para conocer la participación de los asesores militares soviéticos en el EPR.

Saludos.
Os dieron a elegir entre el deshonor y la guerra... elegisteis el deshonor y tendréis la guerra.

Winston Churchill a Chamberlain.

maxtor
Colaborador económico
Mensajes: 325
Registrado: Vie Dic 03, 2010 3:12 pm

Re: Asesores soviéticos Guerra Civil Española.

Mensaje por maxtor » Dom Jun 30, 2013 3:48 pm

Saludos cordiales David L.

Me ha parecido un libro bastante bueno, el historiador militar ruso por su cargo tuvo acceso a archivos que no solían ser consultados por historiadores occidentales y el único "pero" que le encuentro son que las referencias bibliográficas son casi todas soviéticas y antiguas. La edición que yo tengo viene prologada por el historiador español A. Viñas. Yo tuvo conocimiento del citado libro al ser mencionado varias veces por Stanley Payne en el libro ¿Por qué perdió la guerra la República?. Actualmente estoy cotejando los datos con los del clásico libro R. Salas Larrazabal y con los de Danel Kowalsky "La Unión Soviética y la Guerra Civil española", y del de Stanley Payne, "Unión Soviética, comunismo y revolución en España (1931 - 1939)".

Avatar de Usuario
Antonio Machado
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 5048
Registrado: Mié Ago 03, 2011 3:40 pm
Ubicación: Nueva York, E.E.U.U.

Re: Asesores soviéticos Guerra Civil Española.

Mensaje por Antonio Machado » Lun Jul 01, 2013 3:45 am

Hola Maxtor, estimado amigo !

Efectivamente, Hugh Thomas explica "in profundis" lo que mencionas.

De ese autor yo he leído "La Guerra Civil Española" ("The spanish civil war"), una obra muy completa sobre el tema, abarca más de 1100 páginas.

Procuraré leer las obras que mencionas "Asesores soviéticos en la Guerra Civil Española", "Stalin y España", "La Unión Soviética y la Guerra Civil española", "Unión Soviética, comunismo y revolución en España (1931 - 1939)" y "¿Por qué perdió la guerra la República?"

Gracias por compartir...! :sgm120:


Saludos cordiales desde Nueva York hasta Benidorm,,

Antonio Machado :sgm65:


maxtor escribió: Saludos Antonio.

La ayuda fue importante para ambos bandos, fue el historiador Hugh Thomas el que planteó la llamada "teoría de la oportunidad de las entregas". Es decir, la importancia de las ayudas exteriores no consistió tanto en la cuantía de las mismas, sino en el momento y las circunstancias en que se hicieron. Ahí es donde el historiador inglés cree que está la clave de todo y afirma que, en el transcurso de la guerra, los contrincantes lograron superar gracias a las oportunas ayudas extranjeras una serie de circunstancias críticas. Así, el inicio del golpe pudo salvarse y dar paso a la fase de guerra civil por la aparición de los Ju-52 de transporte alemanes que permitieron el traslado del Ejército de Africa a la Península.

Esto parece claro, si bien, hay historiadores que señalan que esos JU-52 poco hubieran podido hacer si los 70 cazas Nieuport y Dewoitine del gobierno de Madrid se hubieran decidido a darles la batallas; y del mismo modo, el convoy marítimo del 5 de agosto de 1936 no hubiera alcanzado Algeciras si la Marina republicana hubiera mantenido su moral combativa y capacidad de lucha.

La segunda crisis salvada por la "oportunidad de las ayudas" favorece a los republicanos en la defensa de Madrid por la aportación soviética y la ayuda de las Brigadas Internacionales, también hay parte de razón pero la superioridad republicana en esos momentos hubiera permitido aspirar a objetivos más importantes que salvar la capital, para lo cual hubiera bastado seguramente con las Brigadas españolas de nueva creación.
Con el Holocausto Nazi en contra de la Raza Judía la inhumanidad sobrepasó a la humanidad.

Avatar de Usuario
Antonio Machado
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 5048
Registrado: Mié Ago 03, 2011 3:40 pm
Ubicación: Nueva York, E.E.U.U.

Re: Asesores soviéticos Guerra Civil Española.

Mensaje por Antonio Machado » Lun Jul 01, 2013 3:45 am

Hola Maxtor, estimado amigo !

Efectivamente, Hugh Thomas explica "in profundis" lo que mencionas.

De ese autor yo he leído "La Guerra Civil Española" ("The spanish civil war"), una obra muy completa sobre el tema, abarca más de 1100 páginas.

Procuraré leer las obras que mencionas "Asesores soviéticos en la Guerra Civil Española", "Stalin y España", "La Unión Soviética y la Guerra Civil española", "Unión Soviética, comunismo y revolución en España (1931 - 1939)" y "¿Por qué perdió la guerra la República?"

Gracias por compartir...! :sgm120:


Saludos cordiales desde Nueva York hasta Benidorm,,

Antonio Machado :sgm65:


maxtor escribió: Saludos Antonio.

La ayuda fue importante para ambos bandos, fue el historiador Hugh Thomas el que planteó la llamada "teoría de la oportunidad de las entregas". Es decir, la importancia de las ayudas exteriores no consistió tanto en la cuantía de las mismas, sino en el momento y las circunstancias en que se hicieron. Ahí es donde el historiador inglés cree que está la clave de todo y afirma que, en el transcurso de la guerra, los contrincantes lograron superar gracias a las oportunas ayudas extranjeras una serie de circunstancias críticas. Así, el inicio del golpe pudo salvarse y dar paso a la fase de guerra civil por la aparición de los Ju-52 de transporte alemanes que permitieron el traslado del Ejército de Africa a la Península.

Esto parece claro, si bien, hay historiadores que señalan que esos JU-52 poco hubieran podido hacer si los 70 cazas Nieuport y Dewoitine del gobierno de Madrid se hubieran decidido a darles la batallas; y del mismo modo, el convoy marítimo del 5 de agosto de 1936 no hubiera alcanzado Algeciras si la Marina republicana hubiera mantenido su moral combativa y capacidad de lucha.

La segunda crisis salvada por la "oportunidad de las ayudas" favorece a los republicanos en la defensa de Madrid por la aportación soviética y la ayuda de las Brigadas Internacionales, también hay parte de razón pero la superioridad republicana en esos momentos hubiera permitido aspirar a objetivos más importantes que salvar la capital, para lo cual hubiera bastado seguramente con las Brigadas españolas de nueva creación.
Con el Holocausto Nazi en contra de la Raza Judía la inhumanidad sobrepasó a la humanidad.

jonnblaze
Usuario
Usuario
Mensajes: 1
Registrado: Jue Jul 04, 2013 6:29 am

Re: Asesores soviéticos Guerra Civil Española.

Mensaje por jonnblaze » Sab Jul 06, 2013 7:35 am

Creo que me gustará mucho leer esta obra sobre el papel de la URSS en ese conflicto.Gracias por compartir.

Responder

Volver a “Temas generales”

TEST