La División Azul

Grupos de Ejércitos, Ejércitos, Cuerpos de Ejércitos, Divisiones, Brigadas, Regimientos…Cuerpos especiales, órdenes de batalla

Moderadores: José Luis, PatricioDelfosse

Avatar de Usuario
TonyGV
Miembro
Miembro
Mensajes: 224
Registrado: Dom Mar 17, 2013 4:39 pm
Contactar:

Re: La División Azul

Mensajepor TonyGV » Mar May 21, 2013 7:11 pm

Aquí os dejo algunas frases sobre la División Azul atribuidas a Hitler y al general Jürgens.

Frases de Hitler acerca de la División Azul recuperadas por el General de Artillería Jürgens Comandante del XXXVIII Korps de la Wehrmach.

• “Los españoles no han cedido una pulgada de terreno. Usted puede difícilmente imaginar seres más imprudentes. Ellos raramente se ponen a cubierto. Parecen llevar la muerte reflejada en la cara. Sé muy bien que nuestros hombres se sienten muy felices cuando ellos tienen a los españoles como vecinos en su sector.

• “Ni siquiera la Providencia ha sido capaz de frenar la valentía y lealtad de la División Azul.”

• “Cuando la división española vuelva a su país nosotros no podemos darle a ella y a su valiente general otro certificado que el de nuestro reconocimiento por su lealtad y valor hasta la muerte.”

• “... y tengo que hacer mención acerca de la división llegada desde el sur de Europa, que ha sufrido en las orillas del lago Ilmen cuanto hubiéramos podido pedirles a nuestros propios hombres.”

• “Los voluntarios españoles organizados en la División Azul están luchando, hombro con hombro con los soldados alemanes en uno de los más difíciles sectores del Frente Este. La División Azul está desplegada sin interrupción en la primera línea. Los soviéticos han tratado continuamente de romper el sector, y en todos lados los heroicos voluntarios españoles han sido capaces de hacer retroceder tales ataques causando pérdidas enormes al enemigo.”

• “Si en el frente se encuentra con un soldado desarrapado, sucio, con sus botas deslustradas y la guerrera desabrochada, manténgase atento, él es un héroe, él es un español”

General de artillería Jürgens Commander of the XXXVIII Korps de la Wehrmacht

Fuente: U.O.E. 5º ESTOL. "La División Azul" Por Pablo Romero Montesinos.
"Quien diga que la pluma es más poderosa que la espada, evidentemente nunca vio armas automaticas en acción".-Douglas MacArthur .

Avatar de Usuario
magón
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 536
Registrado: Lun Abr 09, 2007 8:59 pm
Ubicación: Isla Perejil

Re: La División Azul

Mensajepor magón » Sab Ago 31, 2013 6:33 pm

Podcast dedicado a la division azul en forma de tertulia

Capitulo 1
el nacimiento de la D Azul
http://www.ivoox.com/isba-del-guripa-03 ... 097_1.html

Capitulo 2

Instrucción y llegada al frente

http://www.ivoox.com/isba-del-guripa-17 ... 501_1.html

Capitulo 3

10 Meses a orillas del Volchov
http://www.ivoox.com/isba-del-guripa-17 ... 270_1.html

Capitulo 4

El combate del lago Ilmen

http://www.ivoox.com/isba-del-guripa-14 ... 131_1.html

Capitulo 5
http://www.ivoox.com/isba-del-guripa-19 ... 025_1.html

Capitulo 6

Batalla de Krasny Bor
http://www.ivoox.com/isba-del-guripa-09 ... 773_1.html

Capìtulo 7

Repatriación

http://www.ivoox.com/isba-del-guripa-17 ... 457_1.html

Avatar de Usuario
Antonio Machado
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 5048
Registrado: Mié Ago 03, 2011 3:40 pm
Ubicación: Nueva York, E.E.U.U.

Re: La División Azul

Mensajepor Antonio Machado » Sab Ago 31, 2013 10:52 pm

Hola Magón, apreciado amigo !

Muchas gracias por esos siete links, has sido muy paciente y cuidadoso el copiarlos detalladamente incluyendo el título de cada uno.


De inmediato los he bajado para escucharlos en mi MP3...



Saludos cordiales desde Nueva York hasta la Isla Perejil,


Antonio Machado :sgm65:
Imagen
ImagenImagenImagen

Con el Holocausto Nazi en contra de la Raza Judía la inhumanidad sobrepasó a la humanidad.

Avatar de Usuario
Kurt_Steiner
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 4062
Registrado: Mié Jun 15, 2005 11:32 pm
Ubicación: Barcelona, Catalunya
Contactar:

Re: La División Azul

Mensajepor Kurt_Steiner » Mié Oct 16, 2013 4:44 pm

Los prisioneros de la División Azul
Fuente: De héroes e indeseables, José Luis Rodriguez Jimenez.
No parece que existan datos reales sobre el número de bajas de la División Azul. No le interesaba al régimen de Franco dar a conocer el coste de la intervención en el bando del Eje. Gracias a un informe del Ministerio del Ejército en agosto de 1960 se estiman las bajas de la División a entre 4.800 y 5.000 muertos y desaparecidos, cifra a la que cabe añadir además de los heridos y 2.517 mutilados, 115 fallecidos durante el cautiverio en los campos de prisioneros soviéticos.

La cifra exacta de prisioneros españoles no figura en ningún archivo español y los cálculos oficiales tienden a ser a la baja (unos 400) para atenuar el impacto en la opinión pública. Sin embargo, la cifra podría elevarse hasta los 2.000. Nunca se sabrá con certeza este número, ya sea por la falta de datos o por la ejecución de los prisioneros, ya sea por vestir el uniforme de las SS o por otras causas.

Una de las características de los cautivos españoles fue su variedad, pues los prisioneros de la Azul se llevaron la sorpresa de compartir destino con ex-miembros del ejército republicano, con pilotos y con marineros de barcos españoles fondeados en puertos soviéticos durante la guerra civil y que fueron internados, con exiliados españoles capturados por los alemanes y usados como mano de obra escalva y llevados luego a la URSS por los sovieticos por las buenas o por las malas. E incluso se encontraron con "niños de la guerra" y desertores de la DEV que colaboraban con el régimen estalisnista.

El mayor contigente de prisioneros corresponde al at aque soviético sobre Krasnyj Bor, en el frente de Leningrado (10-12 de febrero). Fueron trasladados a Kolpino y luego a Leningrado, en una marcha de 25 kms d urante la que varios heridos cayeron al suelo, donde fueron rematados. Luego, en la ciudad del Neva, sufrieron interrogatorios a manos del NKVD. Desde ahí serán conducidos a Makarino, aunque otros pasaran por diversos campos (Cherepovietz, Moscú, Susdal, Oranki, Potma, Jarkov, Ohrms, Borovichi, Svarlov, Revda, Chervakov y Krasno-Pole).


(continuará...)

Avatar de Usuario
Kurt_Steiner
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 4062
Registrado: Mié Jun 15, 2005 11:32 pm
Ubicación: Barcelona, Catalunya
Contactar:

Re: La División Azul

Mensajepor Kurt_Steiner » Jue Oct 17, 2013 12:00 pm

Los prisioneros sufrieron numerosas penalidades, de manera que por lo menos 115 de ellos murieron. Las causas de estos fallecimientos fueron varias (enfermedades, extenuantes jornadas de trabajo, mala alimentación). Si por regla general los prisioneros no eran demasiado bien tratados por los soviéticos, el caso de los españoles erae especialmente complicado, en cuanto eran colaboradores de los alemanes y estaban vinculados a un régimen que maldecía al comunismo y responsabilizaba de sus males. Por ello su régimen cárcelario fue duro y estuvieron encarcelados más tiempo que otros prisioneros de otras nacionalidades. Incluso buena parte de los cautivos alemanes se marcharon a casa antes que los españoles.

Algunos oficiales intentaron mantener la moral y su ascendencia sobre la tropa, pero no siempre lo consiguieron, ya fuera por el desánimo, la acción de los comités antifascistas, la acción de exiliados españoles y de desertores de la DEV y la colaboración de algunos oficiales.

Mientras tanto, un telón de silencio cayó en España sobre estos prisioneros. En ocasiones llegan noticias suyas, como en 1946, a través de prisioneros italianos que han sido puestos en libertad. En otrs ocasiones por organizaciones religiosas o la Cruz Roja Internacional.

En febrero de 1947 comienzas las negocioaciones hispano-soviéticas para la firma de un acuerdo comercial. Las conversaciones, que tienen lugar en Suiza, son secretas. Se pregunta por los prisioneros, pero no hay resultados, en parte por la escasa predisposición de ambas partes a negociar y en parte por la petición soviética de que Madrid libere a prisioneros comunistas. Nadie cede. Comienza la Guerra Fría. Las negociaciones se complican más. En 1949 se repite el intento con los mismos resultados.

Las negociaciones se dilatan, por lo que los prisioneros españoles son los últimos en partir. No se llegará a un acuerdo hasta 1952. No es hasta la muerte de Stalin en 1953 que se resuleve el problema, pues los soviéticos exigen "algunas indemnizaciones económicas amparadas en negocios comerciales". Así, en diciembre se amnistían 253 prisioneros, que partiran en marzo de 1954 en el Semiramis rumbo a España. Del barco descienden 286 repatriados. De estos, 208 son de la DEV, 7 de la LEV, 10 de aviación, 21 clandestinos de la Wehrmacht y las W-SS, 19 marinos y 11 pilotos.

En diciembre de 1956 llegará otro barco, el Crimea, con más repatriados, 532, entre ellos algunos desertores.

Avatar de Usuario
Kurt_Steiner
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 4062
Registrado: Mié Jun 15, 2005 11:32 pm
Ubicación: Barcelona, Catalunya
Contactar:

Re: La División Azul

Mensajepor Kurt_Steiner » Vie Oct 18, 2013 11:51 am

El Estado Mayor Central evalúa la Retirada y Reorganización de la División 250

Fuente: De héroes e indeseables, José Luis Rodriguez Jimenez. (pps 197-202)

La creciente lista de bajas y las quejas por el insuficiente apoyo alemán al cuerpo expedicionario español llevan a que tanto el genereal Varela como a Serrano Suñer, encarnizados rivales, se preocupen por el estado de la División Azul.

Con fecha del 9 de febrero de 1942, el jefe del Estado Mayor Central, el general Carlos Asensio Cabanillas, menciona en un informe que llegará a manos de Franco que la situación de la división "comienza a constituir una preocupación seria para este Estado Mayor".

De repente parece ser que en España son conscientes de que la División Azul es ahora la División 250 de la Wehrmacht, y que como tal es usada, con todas sus consecuencias; que juraron lealtad a Hitler, y que ahora se les exige cumplir este juramento. Se considera que la división no es tratada adecuadamente por los alemanes ("el trato que nos dan no es adecuada nuestra psicología", dice el informe), que tiene que asumir riesgos inaceptables y que se "abusa" de sus fuerzas, ya sea por desdén alemán o por falta de reservas de la Wehrmacht. Asensio, siempre tan pro alemán, parece desengañado.

Por eso el general propone dos alternativas: o bien retirar de primera línea a la División y llevarla al interior de España para reorganizarla y entrenarla, o bien relevar de forma inmediata a cuantos divisionarios asi lo deseen y en breve plazo al resto. Asensio cree que la primer opción es la mejor de todas, pero duda de su probabilidad por la escasez de medios de transporte ofrecidos por los alemanes. De la segunda, un relevo resulta imposible por la escasez de voluntarios civiles, así como de suboficiales y tropa.

Esto indica el grado de desengaño que impera en la calle e incluso entre las filas falangistas respecto a Rusia. El propio Asensio reconoce que, fuera de Falange, el número de voluntarios es mínimo, tanto entre los civiles como entre los militares.

A finales de febrero el embajador español en Berlín transmite la petición de retirada, en dos ocasiones, y también el general Martín Alonso en escrito al general jefe del ejécito de reserva. Todas reciben idéntica respuesta negativa y gestos airados de Berlín. Franco instruye a su ministro del ejército para que curse una petición de relevo escalonado de efectivos. Berlín acepta.

A continuación Franco realiza una bravata que el tiempo se encargará de desmentir: hace la promesa imposible de proporcionar un millón de hombres para defender Berlín si el Ejército Rojo amenaza algún día la capital del Reich (increíble la visión de futuro del Caudillo...). Mientras tanto, Hitler se traga su enfado como puede.

Avatar de Usuario
Kurt_Steiner
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 4062
Registrado: Mié Jun 15, 2005 11:32 pm
Ubicación: Barcelona, Catalunya
Contactar:

Re: La División Azul

Mensajepor Kurt_Steiner » Vie Oct 18, 2013 12:18 pm

El primer relevo

Fuente: De héroes e indeseables, José Luis Rodriguez Jimenez. (pps 202-215)

Cuando se organiza el cuerpo expedicionario se toma en consideración cubrir bajas mediante batallones en marcha, pero no conceder permisos a la tropa, ya sea en España o en Alemania. Entre dimes y diretes, nadie quiere asumir las responsabilidad de tan grave error.

La falta de un permiso hace mella entre los divisionarios. Unas decenas, no más de 40 hombres, deserta a la retaguardia. Se ocultan en los hospitales o vagan sin rumbo fijo. Entre estos hombres figura un caso curioso, el de Arturo Iglesias, que e condenado a prisión militar perpetua por desertar. Encerrado en el fuerte de San Marcos (Pasajes Guipúzcoa), se escapa... para volver a alistar para el frente del Este, sin ser descubierto hasta pasadas varias semanas a su regreso al campo de batalla, donde se distingue en varios combates y es condecorado con la Cruz de Hierro de Segunda Clase. Acabará siendo indultado por el mismo Franco.

No todos tienen la misma suerte ni el mismo comportamiento. Cuarto desertores son condenados a muerte, y uno de ellos es ejecutado, Antonio Sánchez Nieto, nacido en 1920 en Torrox, Málaga, que tras desertar se dedica a realizar estafas, meterse en altercados varios y perpetrar delitos contra la propiedad privada. Muñoz Grandes, al firmar su orden general del 30 de enero, dirá del preso:

"Contrastando con el sublime heroísmo de nuestros soldados que tan alto ponene el nombre de nuestra Patria, un desgraciado, Antonio Sánchez Nieto, cobarde y ladrón, la ha ofendido gravemente; juzgado en consejo de guerra y aprobado por mí el fallo, la sentencia de muerte ha sido ejecutada esta madrugada.

En la España honrada y valiente por la que un millón de hombres dieron sus vidas y por la que vosotros lucháis con ejemplar bravuera no caben estos seres.

Que Dios le perdone".

Las penas de muerte, por supuesto, no disuaden a otros desertores. Al contrario, los casos aumentan. Todo por falta de permisos.

A finales de febrero comienzan los primeros relevos, que afectan a los casados, a los enfermos y a los mayores de treinta años. Muñoz Grandes también es reemplazado. El desorden es total. En contraste con lo que sucede con los pilotos, que tan pronto llegan parte una segunda escuadrilla, los divisionarios no parecen estar en mente de nadie.

Los voluntarios civiles observan primero con pasmo y luego con ira como no hay dependencias médicas ni seguridad social para ellos, aunque sí para los militares. El coronel gobernador general de San Sebastián se queja, en carta de 16 de abril, de la falta de medios e instalaciones para acoger a los que llegan heridos o enfermos. Peor aún, los voluntarios que regresan expresa su desconfianza respecto a los alemanes e incluso se quejan de la campaña de propaganda que les llevó a alistarse. La ausencia de un recibimiento apropiado se repite en otros escenarios, pero no en Madrid, donde se hacen preparativos para recibir al primer contigente (1.312 hombres), que llega el 25 de mayo.

El relevo se prolonga hasta el mes de agosto, y afecta a todos, incluso a los principales mandos de la división, con la excepción de Muñoz Grandes. En julio no queda ya ninguna jerarquía falangista en el frente. Se ha terminado lo de "dar ejemplo". Algunos altos cargos falangistas que se "alistaron" nunca llegaron a partir, y otros regresaron muy pronto. Como Carlos Pinilla Este, jefe provincial y gobernador civil de León, que parte de permiso a España, lo disfruta, no regresa a su destino y sigue cobrando su paga de combatiente. En octubre el mando de la División ordena su busqueda. Todo lo más que logran es que envíe a su secretario para explicar que fue autorizado a permanecer en España por el ministro secretario general del Partido, aunque no existe c onstancia de ello. Le toca al general Asensio dictaminar que se hace. Se opta por una solución "política". Pide un castigo para evitar que se burlen del cunplimiento del deber. No obtendrá respuesta oficial, En 1944 volverá a quejarse de actitudes como la de Pinilla.

No todos los falangistas serán tan cobardes. Como Rodrigo Royo, estudiante alistado que sufrirá de congelación en ambas piernas y será delcarado inútil tras serle amputado el pie derecho por su parte media.

Aunque no faltan voluntarios, se tiene que recurrir a la Legión, a soldados realizando su servicio militar y a civiles, a los que se fuerza a vestir el uniforme alemán.

Avatar de Usuario
Kurt_Steiner
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 4062
Registrado: Mié Jun 15, 2005 11:32 pm
Ubicación: Barcelona, Catalunya
Contactar:

Re: La División Azul

Mensajepor Kurt_Steiner » Vie Oct 18, 2013 7:17 pm

Voluntarios a la fuerza
Fuente: De héroes e indeseables, José Luis Rodriguez Jimenez. (pps 301-311)

Hacia la primavera de 1942 el número de voluntarios desciende de manera sonrojante. Dado que no hay suficientes y cada vez habrá menos, se opta por recurrir al servicio "forzoso". Se recurre a los derrotados de la guerra civil, a los condenados por delitos políticos. Los partidarios del régimen, los que aplaudieron la creación de la División Azul, envían a otros a que mueran en su lugar.

Como ya ocurriera con la primera recluta, se recurre a soldados que realizan el servicio militar. Esta vez la presión es todavía mayor. Se recluta en los cuarteles de la Legión. Y ya sea por cambiar de aires o pensando en familiares en la cárcel, algunos se apuntan. Como Antonio Granados, de Nerva, socialista y ex-preso político, que por la falta de empleo opta por alistarse a Legión, y de ahí a la Azul.

Se presiona a los desempleados con pasado político poco conveniente en la España de Franco, como los tres hermanos Ciges, Luis, Manuel y Carlos, sobrinos del escritor Azorín, hijos de Manuel Ciges, escritor valenciano, gobernador civil de Ávila fusilado a comienzos de la guerra civil. Los tres se alistan en marzo de 1942, donde coincidirán con Luis García Berlanga, cuyo padre había sido también condenado a muerte. Asignado a la cuarta batería del segundo grupo del regimiento 250, regresa con el primer relevo. Los Ciges permanecerán en Rusia hasta noviembre de 1943.

Una parte de los voluntarios no es del agrado del Estado Mayor de la 250. Son demasiados "rojos". Más de mil "indeseables" son repatriados con escolta. Al final se elaboran 2.721 expedientes sobre indeseables que incluyen tanto a seres políticamente incorrectos como gente con tendencias "perniciosas" desde el punto de vista social o sexual. El primer contingente de "indeseables" es repatriado en fecha tan temprana como agosto de 1941: trece personas: un sargento, un cabo y once soldados. El segundo parte el 4 de septiembre, el tercero el 19 y a partir de entonces va aumentando el número. Si en enero de 1942 son 18 los repatriados, en febrero son 15 y en marzo 42, entre ellos ocho oficiales y diez suboficiales. Los delitos incluyen el estraperlo, la desobediencia a sus superiores y el maltrato a sus inferiores. Entre los repatriados figuran varios legionarios ("rojo, ladrón, mala conducta, desertor" es la acusación más repetida)

Hacia finales de 1942 aumenta la desconfianza del Estado Mayor hacia los llegados de España. Aumentan los repatriados, se investigan a los incorporados a las compañías antes de su partida para el frente. La mejora de la propaganda soviética y la llegada de ex presos políticos recién salidos de la cárcel (entre enero y mayo de 1942 se liberan más 11.000 prisioneros) de preocupa. Y mucho. No pocos son presionados para alistarse para obtener la libertad condicional. No sabemos cuantos se alistarán, pero sí que en las semanas siguientes el número de "indeseables" repatriados aumenta considerablemente.

Avatar de Usuario
Kurt_Steiner
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 4062
Registrado: Mié Jun 15, 2005 11:32 pm
Ubicación: Barcelona, Catalunya
Contactar:

Re: La División Azul

Mensajepor Kurt_Steiner » Vie Oct 18, 2013 8:00 pm

La 250 como "batallón de castigo"
Fuente: De héroes e indeseables, José Luis Rodriguez Jimenez. (pps 312-315)

Si la llegada de "indeseables" resulta preocupante, las deserciones, sobre todos la que se producen en grupo, aún asustan más.

El servicio de información estudia a fondo a los recién llegados. Se envían de vuelta a homosexuales, violadores, pederastas, pero también a estraperlistas y vivales varios. Los más preocupantes son los antifranquistas que acuden al frente buscando desertar. Esteban Infantes, que reemplaza a Muñoz Grandes, cursa una serie de protestas al Ministerio del Ejército para que se ponga fin al envío de "personal de dudosa conducta o malos antecedentes". Su EM se ha enterado del envío de un contingente de soldados que, por falta grave, han sido castigados con dos divisiones de recargo en el servicio ,a cumplir, precisamente, en la DEV. Indignado por este proceder, cursa una protesta al general jefe del Estado Mayor del Ejército. Dos meses después repite la protesta. Trata de hacer ver que si en todas las expediciones de relevo figuran soldados con recargo en el servicio, la DEV se acabará convirtiendo en un "cuerpo disciplinario", lo que causará graves problemas en términos de eficacia militar.

"Nuestra División debemos considerarla como el escaparate en Europa de nuestro Ejército. Para su arreglo y buena presentación necesitamos vuestra ayuda y claro está que no es muy adecuado llevar a él mala mercancía".

Avatar de Usuario
Kurt_Steiner
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 4062
Registrado: Mié Jun 15, 2005 11:32 pm
Ubicación: Barcelona, Catalunya
Contactar:

Re: La División Azul

Mensajepor Kurt_Steiner » Sab Oct 19, 2013 11:49 am

La Legión Española de Voluntarios
Fuente: De héroes e indeseables, José Luis Rodriguez Jimenez. (pps 337-344)

Asensio, ministro del Ejército, quiere sustituir a la DEV por una unidad de infantería integrada por personal que, habiendo formado parte de la División, se encontrase en Rusia o en España, no hubiesen pasado diez meses en el frente. Pero todo depende de la actitud de Gran Bretaña y Estados Unidos. Franco, convencido de que la única salida del atolladero es reducir la presencia militar en el frente ruso, ordena el regrso de la mayor parte de la tropa tan pronto como sea posible.

El 6 de noviembre se cursa la orden de concentrarse en Wolosowo y entregar el material de guerra, ganado y automóviles, y el 7 se constituye la Legión Española de Voluntarios. Una vez más se recurre al "voluntariado forzoso": los últimos en llegar con los batallones de marcha y los que lleven menos de seis meses en el frente son elegidos para el servicio. Pero como el número de hombres es insuficiente, se buscan más voluntarios, ya sea entre la tropa como entre los oficiales. Los que se marchan no quieren colaborar en lo que consideran un sacrifico ilegítimo. Los recién llegados están asustados por su porvenir y odian a los que les fuerzan a quedarse.

La LEV es encuadrada en la 121 División de Infantería, en el grupo de Ejércitos Norte. Como pasó con la DEV, la Legión carece de protección AA, material antitanques y, desde luego, tanques y vehículos blindados. Ni cuando los tanques soviéticos les pasen por encima los legionarios españoles verá a los panzers alemanes.

Los 2.200-2300 hombres de la LEV se convierten en secreto de estado. Todos sus jefes y oficiales son declarados en situación de disponible y no se les menta en boletín oficial alguno. Los aliados los descubren igualmente y las excusas de Madrid no resultan creíbles. A mediados de noviembre la LEV llega a JAmburg, a unos 130 kms de Leningrado, en sus cuarteles de invierno, donde permanecen hasta el 2 de diciembre, en instrucción. Tod osea por retrasar su envío al frente, deseo de Franco de escabullirse del desastre y congraciarse con los Aliados.

A partir de ese día la LEV es usada en misiones antiguerrilleras, relevando a los alemanes en laboraes de guarnición, defensa de posiciones y mejora de fortificaciones. La moral cae y no hay gloria para ganar en medio de la retirada que la Wehrmacht se ve obligada a emprender.

Avatar de Usuario
Kurt_Steiner
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 4062
Registrado: Mié Jun 15, 2005 11:32 pm
Ubicación: Barcelona, Catalunya
Contactar:

Re: La División Azul

Mensajepor Kurt_Steiner » Dom Oct 20, 2013 11:28 am

La Legión Española de Voluntarios -2-
Fuente: De héroes e indeseables, José Luis Rodriguez Jimenez. (pps 337-344)

Finalizada la instrucción parte la LEV el 15 hacia el frente. Va a relevar a tres batallones del regimiento 430 y uno del 445. Es un frente de 12 kms en la región de Kostowo, al norte del lago Ilmen. Era un frente tranquilo pero ahora el enemigo multiplica sus acciones. A las bajas en combate se suman las causadas por el frio y el tifus.

La ofensiva de enero de 1944 desmorona la linea en Pushkin. La LEV se retira a pie a trravés de la nieve. Crece la ansiedad. Los hombres se sienten cercados y la moral es escasa. Las noches son interminables y el frío cruel. García Navarro multiplica su presencia, preocupado por los ánimos del personal forzoso.

Las creencias políticas no tienen que ver con este pánico, aunque los indeseables aprovechan y se lanzan a cometer actos irresponsables, que cuestan la vida a algún legionario.

Mientras, en España reina el olvido.

El 14 de enero de 1944 los soviéticos atacan las linas de la LEV. El 16 la unidad es integrada en una agrupación al mando de un coronel alemán y el 19 cae Novgorod. El 18o Ejercito corre peligro de ser dodeado. La LEV se retira destruyendo todo lo que no puede transportar.

Al día siguiente se recibe orden de evacuar la primera y segunda banderas a Nowinka y la tercera a Ljuban. La marcha a esta ciudad (50 kms) resulta penosa por el estado de los caminos, con nieve abundante, intenso frío y la acción del enemigo. Se lanzan las sombras de la Grande Armée y de 1812.

Las banderas llegan a sus destinos en los días 21 y 22. Alemanes y españoles continúan su marcha a través de bosques y pantanos, donde arrojan parte del material para librarse de su peso.

Avatar de Usuario
Kurt_Steiner
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 4062
Registrado: Mié Jun 15, 2005 11:32 pm
Ubicación: Barcelona, Catalunya
Contactar:

Re: La División Azul

Mensajepor Kurt_Steiner » Dom Oct 20, 2013 11:32 am

La Legión Española de Voluntarios -3-
Fuente: De héroes e indeseables, José Luis Rodriguez Jimenez. (pps 337-344)

Mientras la retirada se convierte casi en desbandada, al amanecer del 22 la LEV se concentra en Ljuban. Da comienzo a un nuevo calvario para los soldados españoles. Una parte de la tropa protege la orilla este del pantano Gladkij, el resto se une a los alemanes en la defensa de la población para mantener abierta la línea férrea y permitir el repliegue de las unidades alemanas. No es fácil debido a la acción de la aviación enemiga y de los guerrilleros, que llegan a infiltrarse entre las líneas y llegan hasta el interior de la ciudad. Se sufren numerosas bajas: seis muertos y diecinueve heridos el 24, y seis muertos y diecisiete heridos el 25. Esa noche los guerrilleros llegan hasta muy cerca del puesto de mando de la Legión. La infiltración de tropas enemigas hacia Ljuban fuerza la retirada, mientras se vuelan puentes y carreteras y se incendian los edificios. El 26 el parte de bajas incluye ochos muertos, diez heridos y cuatro prisioneros.

Cuando el 27 la LEV llega a la estación de ferrocarril el coronel Navarro descubre que la mayor parte de sus hombres se han de retirar a pie hacia Luga, es decir, a través de 140 kilómetros, peores aún que la retirada anterior, por el cansacio acumulado, las acciones de los partisanos y las vanguardias soviéticas y el desánimo que cunde entre la tropa, los rumores, la incerteza. Es una nueva Anábasis llevada a cabo por dos mil españoles hambrientos, asedidados y ateridos por el frío.

Las unidades hipomóviles -cañones, antitanques y sanidad- logran cubrir la distancia por sus propios medios, mientras que zapadores y exploradores son recogidos en camiones que el mando alemán envía tras repetidas protestas por parte española, cuando ya se ha cubierto la mitad del camino. Entre tanto, prosigue el abandono del material mientras las botas se caen a pedazos.

Abundan los que intentan desertar. Son unos pocos. Unos logran su objetivo, otros fracasan y terminan frente a un pelotón de fusilamiento, como Raúl Pérez Pérez, orensano, camarero de profesión, que, con sólo once días de estancia en el frente y muy escaso conocimiento de la zona, intenta desertar, se pierde... y regresa a las lineas españolas gritando "Spanki Sudá", siendo reducido por el cabo primero de la 8ª Compañía, Eduardo Martínez Cano. Pérez, junto a Francisco Tomero Alarcón, albañil nacido en Fuente del Olmo, Segovia, serán fusilados el 13 de marzo e inhumados en el cementerio de Lehtse (Estonia), en una tuma sin marca. En el informe redactado por el capitán de la compañía de Pérez se lee "Fallecido el día 13 de marzo de 1944 a consecuencia de..." sin especificar más. También está en blanco el espacio destinado a la tumba, fila y fosa.

No todas las compañías alcanzan Luga. Durante la retirada se sufren numerosas bajas, a los que añade su peso la confusión de la retirada y las dificultados de reunir a los soldados que se entremezclan con otras unidades. El contingente principal alcanza Luga entre el 29 y el 31 de enero. Rotos de cansancio, con la moral destrozada, los legionarios españoles no pueden sumarse a la defensa de la comprometida plaza. El jefe de la plaza, el general Anton Grasser, jefe del 18º Ejército, prefiere que descansen y se reorganicen.

Mientras, con la línea férrea cortada por los partisanos, crece el temor a ser cercados. El fantasma de Stalingrado recorre las bocas españolas y alemanas. El 4 de febrero comienza la retirada española: de Luga ATaps, Estonia, a donde llegan el 9, tras trescientos kilómetros de viaje.

La LEV no volverá al frente. Model, que reemplaza a von Küchler al mando del Grupo de Ejércitos Norte, comprende que no puede utilizarlos. Además se añaden las protestas del gobierno español. La tropa se recupera, hace instrucción, come y, como no, se lance detrás de toda mujer que se le ponga a tiro. La cercanía de la muerte dispara los instintos naturales. También las peleas y alguna muerte violenta.

La presencia de la LEV en el Este empieza a ser cara para Madrid (los aliados le embargan el petróleo desde enero), y tampoco sirve para satisfacer las necesidades de Hitler. Por esto, Franco ordena una drástica reducción en la exportación de mineralse a Alemania y pide la repatriación de la LEV y la Escuadrilla Azul.

Finalmente, la LEV regresa a España. El primer contingente emprende la marcha el 16 con rumbo a Königsberg, donde develven los uniformes alemanes y parten hacia Irún. Sólo se quedan atrás los heridos de los hospitales de Königsberg y Riga. Su llegada a España estará marcada por los intentos de las autoridades de que pasen inadvertidos. Lo mismo pasa con la cuarta escuadrilla, a pesar de que mueren siete de sus pilotos en combate. E igual suerte correrá la quinta, que vuela un reducido número de misiones a causa del invierno y que regresa un mes después de la retirada de la LEV.

Avatar de Usuario
Kurt_Steiner
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 4062
Registrado: Mié Jun 15, 2005 11:32 pm
Ubicación: Barcelona, Catalunya
Contactar:

Re: La División Azul

Mensajepor Kurt_Steiner » Dom Oct 20, 2013 8:03 pm

El final
Fuente: De héroes e indeseables, José Luis Rodriguez Jimenez. (pps 337-344)

Oficialmente se podría decir que con la retirada de la LEV finaliza la intervención española en la Segunda Guerra Mundial. Sin embargo, varios cientos de españoles seguirán combatiendo en las filas alemanas. Es imposible determinar su numero por su variada procedencia. Una parte ya había vestido el uniforme de la Wehrmacht, pero muchos lo harán por primera vez. También los habrán forzados, en ocasiones sin pasar ni siquiera por un periodo de instrucción.

Una parte de ellos estará encuadrada en las Waffen SS. Ironías de la guerra, los que antes eran catalogados en la escala racial como inferiores a los arios pero superiores a negros y amarillos pueden desempeñar papeles de arios.

Algunos son reclutados de entre las filas de la LEV antes de su partida. Son los que han exteriorizado su simpatía con el nazismo. Algunos aceptan. Lo mismo sucederá en Königsberg. Se desconoce cuántos aceptan. A ellos se suma los reclutados clandestinamente en España (falangistas radicales, ex-veteranos de la DEV, aventureros, desesperados, etc). Rufino García Valdajos, teniente provisional durante la guerra y al que se busca en España por abandono del destino y malversación de fondos, se alista. Lo mismo hará Lorenzo Ocaña, alférez de Milicias destinado en Castellón a su regreso de Rusia y al que se busca por cometer un desfalco. Será capturado por los soviéticos vistiendo el uniforme de las SS.

Las autoridades franquistas intentan evitar este reclutamiento, y así se lo hacen saber activamente al embajador británico, Hoare. Se van cortando lazos con la Alemania nazi. Hay que rectificar el pasado.

Otros reclutas son los que emigraron al Reich a trabajar. Una parte de ellos se han quedado sin empleo por la acción de los bombardeos aliados. Las autoridades alemanas no autorizan su salida del país. Desesperados, decenas de estos emigrantes se alistan o son forzados a ello. También están los voluntarios imposibles: los rojos exiliados tras la guerra, capturados y usados en la construcción de fortalezas y alistados bajo amenaza ahora. Quizás no sean muchos ,pero alguno hay.

Por diferentes rutas llegan a Alemania. Según el testimonio de Miguel Ezquerra, falangista que fue enviado al frente ruso en agosto de 1943 (y no en 1942 como él asegura en su libro), se reúnen en el centro de instrucción de Stablack, próximo a Königsberg, a unos cuatrocientos españoles. Dos compañías ya entrenadas serán enviados al Alto Tirol. Queda una tercera en formación. Estos españoles acabarán por ser agregados a la brigada germano croata, a la unidad Ezquerra, a la Sturmbrigade Wallonia de Degrelle, y a los comandos SS de Skorzeny. A ellos cabe añadir un Batallón de voluntarios Españoles de Cazadores citados en los documentos de la CIPETA (Comisión Interministerial Permanente para el Envío de Trabajadores a Alemania).. Lucharán en los Balcanes y en los Cárpatos, y también en el frente occidental, en primera línea o utililizados en tareas de sabotaje.

En los documentos de CIPETA aparecen españoles alistado en la Legión Flamenca. No faltan numerosos menores de edad de familias falangistas que son buscados por sus padres, lo que presiona más a las autoridades falangistas.

Una de las compañías enviadas al Alto Tirol acabó en los Cárpatos, la otra en Yugoslavia, luchando contra los hombres de Tito. Su suerte será la misma: el empuje del Ejército rojo hará que se retiren a Alemania, sean capturados y ejecutados y otros mueran en los combates.

Avatar de Usuario
Kurt_Steiner
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 4062
Registrado: Mié Jun 15, 2005 11:32 pm
Ubicación: Barcelona, Catalunya
Contactar:

Re: La División Azul

Mensajepor Kurt_Steiner » Lun Oct 21, 2013 11:28 am

El final
Fuente: De héroes e indeseables, José Luis Rodriguez Jimenez.

Erasmo Medina asegurará al secretario de la CIPETA en Berlín haber combatido con otros cien españoles encuadrados en la Freiwilligen Enh. de Hall en en el Tirol, tras recibir un mes de instrucción. En su mayoría son todos obreros. Los envían al campo de instrucción de Hollabrun, en los alrededores de Viena, donde está acuartelada una compañía de españoles. Asimismo Medina declaró que en Stockerau, en la región vienesa, estaban acuarteladas otras dos compañías de españoles, en su mayoría extrabajadores de la industria, y otra más en Hungría, en el frente de Budapest, que habría sufrido graves bajas.

Es imposible comprobar la veracidad de este relato, que incluye un apunte sobre su compañía realmente "curioso".

"En la unidad obligan a los voluntarios españoles a llevar en el uniforme alemán la insignia de la División Azul, así como las Flechas a todos los afiliados a la FET de las JONS y ex combatientes de la División. Que los oficiales, mandos de las unidades, de nacionalidad alemana, ostentan igualmente sobre el uniforme alemán en el brazo derecho la insignia de la División Azul".

En Stockerau confluyen los españoles que consiguen retroceder desde Rumanía, Yugoslavia y Hungría, la 3ª compañía organizada en el Tirol y otros grupos formados por personal diverso. Sus hombres son repartidos por el frente oriental y occidental, y los que sobrevivan y no caigan prisioneros acabarán en Berlín. allí quedan un puñado de españoles, a los que Miguel Ezquerra, con no poco afán de protagonismo, bautiza como Unidad Ezquerra. Esta realidad no parece corresponderse con la realidad, consistente en varios puñados de españoles, ex trabajadores, ex divisiones y jóvenes falangistas reclutados a finales de 1944 y que han acabado concentrados en la capital del Reich. Al final varias decenas de españoles combatirán en Berlín, número irrelevante para la historia, pero tal vez significativo para los amantes de las anécdotas. Combatirán con los franceses de la Charlemagne, con los valones de Degrelle, entre los que figura una compañía de españoles al mando de un tal teniente Luis García Labajos, que tras combatir en Pomerania se retira a Berlín.

Según parece, los españoles combaten mientras Hitler vive y después de su muerte, pues figuran en el asalto desesperado, el 3 de mayo, al puente de Havel de Spandau-Oeste por las divisiones Müncheberg, Nordland y 18ª de Infantería. Una parte de los españoles perece en los combates, otra es capturada, aunque algunos escapan en los días previos al hundimiento del III Reich.

Avatar de Usuario
cetme
Miembro distinguido
Miembro distinguido
Mensajes: 698
Registrado: Jue Feb 19, 2009 9:23 pm

Re: La División Azul

Mensajepor cetme » Lun Dic 23, 2013 1:03 pm

cetme escribió:Os dejo este documental sobre la Division Azul(250º).Espero os guste.
http://www.megavideo.com/?v=RATU0E2J" onclick="window.open(this.href);return false;

Repongo este documental,ya que en el anterior enlace ya no se puede visionar.
http://www.youtube.com/watch?v=Nxj7XHNziQk


Volver a “Formaciones de combate del Eje”

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 2 invitados